Cae indicador de precios lácteos en la primera licitación de octubre de FONTERRA

Otro golpe para los productores. El precio internacional de los lácteos sufrió una nueva baja, la novena consecutiva, en las licitaciones de Fonterra y suma más peso a la carga que experimenta la lechería nacional. El valor promedio de la canasta de productos se ubicó en US$ 2.901 por tonelada, tras una caída del 1,9%.
La leche en polvo entera, el principal producto exportado por Uruguay, también bajó su valor en un 1,2%. El precio medio se posicionó en US$ 2.753 por tonelada, la cotización más baja desde el 4 de octubre de 2016 cuando el producto se valoraba en US$ 2.681 por tonelada. Desde mediados de abril de 2018, la leche en polvo entera mantiene una tendencia descendente de precio, pasando de cotizar US$ 3.311 a US$ 2.753 por tonelada.
Para el resto de los productos la licitación fue negativa. La leche en polvo descremada se depreció 0,3%, ubicándose en una referencia final de US$ 1.982 por tonelada. El queso Cheddar cayó 1,2% (US$ 3.468 por tonelada) y la manteca un 5,9% (US$ 4.016 por tonelada). (Fuente: Global Dairy Trade)
Importación muestra pérdida de competitividad, aseguran tamberos
Así lo plantea un comunicado de ocho gremiales lecheras.
Ocho gremiales lecheras , encabezadas por la Asociación Nacional de Productores de Leche (ANPL), emitieron un comunicado en el que cuestionaron fuertemente al sindicato de Conaprole y avisaron que la importación de leche larga vida desde Brasil evidencia la falta de competitividad del sector.
“En el marco de las normas que rigen el Mercosur, el hecho en sí no nos merece objeción desde el punto de vista formal, siempre que se apliquen para esos productos las mismas normas sanitarias e impositivas que para los similares uruguayos. Nos parece sí muy importante resaltar que el ingreso de estos productos a nuestro mercado es un claro indicador de la notoria caída de la competitividad de nuestra lechería en cuya base se encuentran una estructura de costos notoriamente distorsionada y una grosera diferencia cambiaria con nuestros vecinos”, dice el comunicado.
“Asistimos también a la caída de varias empresas industrializadoras del rubro, algunas de las cuales ya cerraron y se fueron del país, y otras, como Pili S.A., parecen inexorablemente encaminarse al cierre de sus actividades. En este marco, no podemos entender cómo se permite la agresión sin límites a CONAPROLE por parte de un sindicato que no respeta ni siquiera en lo más mínimo el espíritu de la cláusula de paz firmada hace apenas unos pocos días y pretende asumir por sí y ante sí la gestión de la empresa”, agrega el comunicado.
“Exigimos al gobierno que asuma en los más altos niveles, como la circunstancia lo amerita, la responsabilidad de defender el derecho al trabajo de los productores lecheros y de todos los que componen la gran familia de nuestro sector”, concluye el comunicado.
Está firmado además de por la ANPL por las gremiales de productores del departamento de San José, de San Ramón (Canelones), de Florida, del departamento Canelones, de Maldonado, de Villa Rodríguez (San José) y por la Intergremial de Productores de Leche.
El año pasado Uruguay exportó US$591 millones en productos lácteos (5% del total).(Fuente: El País)
Más de la mitad de los productores lecheros de Florida consideraron abandonar la actividad en consecuencia de la coyuntura vigente
Un estudio explicó que los motivos radicaban en la caída del precio de la leche y la pérdida de la competitividad internacional.
La situación del sector lácteo, en especial de los productores de Florida, es uno de los puntos evaluados por la Sociedad de productores de leche de ese departamento. El momento crítico que atraviesa el sector fue el tema central de la asamblea que se realizó en el fin de semana.
También se presentó un trabajo de la Cámara Empresarial de Florida junto a una encuesta de la actividad lechera del departamento. De allí surgió el dato de que la mitad de los productores lecheros de la zona pensó en dejar la actividad como consecuencia de la caída del precio de la leche y la pérdida de la competitividad internacional.
Al gobierno departamental le preocupa el desánimo de los productores y plantea que se tomen medidas urgentes para salir de la crisis. (Fuente: Teledoce)
Feria quesera de Ecilda Paullier con ventas totales
Eduardo Mesa sobre el mercado quesero: «Mientras se reciben vendedores nuevos con algún producto que no es del departamento la feria quesera colocó toda la oferta».
Mientras se reciben vendedores nuevos con algún producto que no es del departamento la feria quesera colocó toda la oferta. Aquellos vendedores que por algún motivo no vende, alcanza con que recorra un poco para concretar la venta, dijo Eduardo Mesa sobre el mercado de quesos de esta semana.
Se mantuvieron los valores y los quesos Colonia estacionaditos son los más requeridos.
LOS VALORES
Queso Colonia de primera calidad entre los $ 100 y $ 110. Queso Colonia de marca reconocida y estacionado de $ 130 a $ 155. Queso Colonia de segunda calidad entre $ 90 y $ 100.
Dambo y Quartirolo, entre $ 120 y $ 130. Queso Sardo de $ 130 a $ 150.
Quesos para rallar de $ 110 a $ 120. Magros con y sin sal de $ 115 a $ 125.
Manteca casera de $ 100 a $ 120.
Muzzarella común de $ 110 a $ 120. Provolone parrillero, $ 140 a $ 180. (Fuente: TodoElCampo)
Brasil: precio de leche pago al productor cayó por primera vez en ocho meses
Así se deprende del último relevamiento realizado por el Centro de Estudios Avanzados en Economía Aplicada (Cepea).
El precio promedio pagado en setiembre por la remisión de agosto se ubicó en R$ 1,4748 por litro (aproximadamente US$ 0,36), una caída de 4,6% respecto al mes anterior. Asimismo, fue 36% superior al promedio registrado en el mismo mes el año pasado en términos nominales (sin descontar inflación).
El retroceso en el precio recibido por la materia prima estuvo asociado, principalmente, a un debilitamiento del consumo de lácteos, que registran valores elevados. Esto se debe, justamente, a la valorización de la materia prima en lo que va del año. A esto se suma la lenta recuperación de la economía y la inestabilidad del escenario político, señaló Cepea.
De acuerdo a los colaboradores consultados por Cepea, para los próximos meses la expectativa es de continúe la baja en el precio al productor, presionado por una demanda que sigue débil y de una oferta que podría aumentar con buenas lluvias y disponibilidad de pasto.
(Fuente: Blasina y Asociados)