El precio de frutas y verduras en góndola es siete veces más que a campo en Argentina

Consumo. Lo aseguró un informe de la CAME relevando los valores durante el mes de diciembre. El producto con mayor disparidad de precios fue la pera.
La diferencia entre lo que paga un consumidor por los productos de origen agropecuario y lo que recibe el productor en el campo es de 7 veces en el mes de diciembre. Este dato surge de un informe del Índice de Precios en Origen y Destino (IPOD) que elabora el Departamento de Economías Regionales de CAME, para una canasta de 20 alimentos de origen agropecuario.
En este sentido, según el informe, hubo brechas de entre 13 y 19 veces en productos como la pera, la acelga, el arroz y la manzana roja, que desde que se comenzó la medición de la CAME, en agosto 2015, vienen siendo los productos más afectados por las distorsiones de precios.
El precio del arroz fue 13,4 veces más alto en góndola que en el campo.
Efectivamente, según el IPOD, las mayores diferencias de precios en la cadena durante el mes fueron de: 19,6 veces para la pera, 15,6 veces para la acelga, 13,4 en arroz y 13,1 en manzana roja.
En el otro extremo, los productos con menos diferencia fueron: brócoli (2,9 veces), limón (3,11 veces), aceite de oliva (3,4 veces), calabaza (3,8 veces) y mandarina (3,9 veces).
Sin embargo, el IPOD destacó que la diferencia entre lo que paga un consumidor por los productos agropecuarios y lo que recibe el productor mejoró 3,4% en diciembre.
«Es el segundo mes consecutivo en que la diferencia de precios entre góndola y productor mejora, aunque la diferencia continúa siendo muy alta para gran parte de los productos analizados», concluyó el informe.
La alta demanda hace aumentar la producción de boniato en España.
La temporada de recolección de batata o boniato acaba de terminar en el sur de España, desde que arrancó a finales de agosto con una media de precios similar a la del pasado ejercicio e igualmente positiva. Las condiciones meteorológicas han sido idóneas para su correcto desarrollo y los rendimientos por hectárea están dentro de lo habitual, de acuerdo con Juan Manuel Rodríguez, gerente de FRUSANA, la mayor cooperativa productora y comercializadora de este tubérculo para consumo en fresco en España.
La cooperativa de San Lúcar de Barrameda, Cádiz, ha aumentado alrededor de un 30% su producción respecto a la campaña pasada, hasta alcanzar las 10.000 toneladas. En general, en el sector se podría hablar de entre un 15 y un 20% de aumento del volumen. Para la siguiente campaña esperamos un crecimiento similar.
«Dado el aumento de la demanda de batata tuvimos que aumentar la producción respecto a la pasada campaña. Aun así, nos hemos visto obligados a comprar alrededor de un 15% de producto de otros agricultores ajenos a nuestra cooperativa para poder satisfacer a los clientes», explica Juan Manuel Rodríguez.
Los mercados de destino de la batata son el nacional y el europeo. «En España hay momentos puntuales en la campaña con un consumo muy importante. En exportación, los destinos más importantes están siendo Alemania, Bélgica, Holanda y Reino Unido», comenta.
De acuerdo con Juan Manuel, «Aunque en España y Europa el consumo per cápita todavía es bajo en comparación con países latinoamericanos como Argentina, el uso de batata se está generalizando y aumenta su popularidad, lo que da pie a que aumente su consumo tanto en fresco como en industria. Cada vez hay más supermercados que incluyen batata en sus lineales. Notamos un aumento significativo de la demanda año tras año».
El reto es extender la campaña mejorando la conservación.
El sector de la batata pretende seguir avanzando en la extensión de su conservación una vez terminada su cosecha.
«Cada año ampliamos un poco más la conservación de la batata. Nuestra obligación es intentar alargar la campaña todo lo posible, ya que hay cadenas de supermercados que precisan disponer de producto todo el año. Entre enero y mayo las batatas se importan de Estados Unidos y creo que en un futuro nosotros podríamos cubrir este hueco. Es uno de los principales hándicaps del sector y será nuestro mayor reto para el futuro, ya que en Europa el consumo está garantizado. Hemos hecho pruebas, pero todavía no hemos logrado encontrar las condiciones más óptimas para poder alargar su conservación de forma significativa».
De momento, las tres variedades más plantadas son principalmente California, Beauregard y Georgia Jets.
Mercado. Ahora, informamos sobre la comercialización de fin de esta semana, desde los informes de Precios Mayoristas del Mercado Modelo (DI.GE.GRA.-C.A.M.M.), a saber:
Lunes 18 de enero del 2016: Se mantiene el escenario de ventas ágiles para las frutas que viene caracterizando las semanas precedentes, aunque algunos operadores mencionan que el alza en los precios de éstas estarían comenzando a frenar esta tendencia. Las hortalizas secas por su parte se siguen vendiendo lentamente, observándose sobrantes al cierre de la jornada. Las principales variaciones al alza se verificaron en los precios de acelga, brócoli, coliflor, espinaca, lechuga, nabo, perejil, rabanito, remolacha, chaucha, tomate, zapallito, zuchini, durazno, frutilla y sandía. A la baja por su parte operaron los valores de referencia de melón, choclo, morrón verde, pepino, boniato y algunas categorías de calidad de papa rosada.
La zanahoria de Paraguay quiere llegar a Brasil.
La calidad del producto frutihortícola de los pobladores de la zona de Itapúa y Caaguazú hace que las autoridades del sector analicen la posibilidad de exportar el mencionado producto al Brasil, más específicamente en el mercado de San Pablo, según expresó el Ing. Néstor Ayala, director de comercialización del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG).
Este envío se podría estar dando a finales de este año, teniendo en cuenta que los meses de mayor producción se da entre agosto y octubre.
Las perspectivas para este año son favorables, debido a los días de lluvias que se esperan y teniendo en cuenta que este producto se desarrolla mejor en tiempos de lluvia, subrayó el director de comercialización del MAG.
Con relación a la mano de obra, este sector emplea a más de 500 personas de manera directa en ambos departamentos.
El departamento de Itapúa produce el 80% del total de la producción nacional de zanahoria.