Fue hallado sin vida

Fue hallado sin vida


Este jueves falleció el cantante, compositor y guitarrista uruguayo José Carbajal, “El Sabalero”. Fue encontrado sin vida en su casa de Villa Argentina. La última vez que se lo vio con vida fue el miércoles a las nueve de la noche cuando compartió un momento con los vecinos.

El autor e intérprete de varias canciones exitosas como Chiquillada, A mi gente y La Sencillita fue encontrado sin vida en su casa de Villa Argentina por un vecino y aún se desconocían las causas.

En la noche del miércoles participó de un evento, con sus mechones de siempre volando al viento.

Carbajal, de 66 años, realizó estudios primarios en la Escuela Industrial Don Bosco de Puerto Sauce y un año de la escuela secundaria en el liceo público, abandonando para comenzar a trabajar de obrero en las fábricas textiles asentadas en su pueblo natal.

Completó de noche los estudios secundarios en un liceo nocturno libre, organizado por él y otros obreros.

La Muerte, fue su última canción. Como llamándola, haciendo crujir la guitarra y chillar las cuerdas, el Sabalero cerró con el emblemático tema su última presentación pública en el Bar Tabaré, el pasado sábado.

Como una retirada de murga prometía despedirse para regresar. Su casa en Holanda sirvió de hogar a todo uruguayo que buscaba cobijo en una época oscura.

Proscripto y sin nombrarlo supo decir lo que todos entendían: Aquello. Quizás sin mencionarlo, tarareando alguna letra, el pueblo canta la última.

Hacía más de un año que El Sabalero estaba en Uruguay, el período más largo desde el retorno a la democracia. Generalmente el cantante pasaba el verano en su país y luego viajaba a Holanda, pero había decidido cambiar su rutina y su familia venía a visitarlo.

(fuente “El Espectador”).

Datos de su vida y sus canciones

Realizó sus estudios primarios en la Escuela Industrial Don Bosco de Puerto Sauce y un año de la escuela secundaria en el liceo público, abandonando para comenzar a trabajar de obrero en las fábricas textiles asentadas en su pueblo natal. Completó de noche los estudios secundarios en un liceo nocturno libre, organizado por él y otros obreros.

Comienzos artísticos

En 1967 migró a Montevideo y empezó a actuar en peñas folclóricas cantando sus composiciones. Ese año tiene la oportunidad de editar, para el sello Orfeo su primer fonograma, en el cual contó con la guitarra del también coloniense Roberto Cabrera.

Este disco integrado por cuatro chamarritas, pasó prácticamente desapercibido, y dos años más tarde, en 1969 grabo su primer LP, titulado “Canto popular”.

Prologado por la poetisa Idea Vilariño, y con el apoyo instrumental de Yamandú Palacios y Roberto Cabrera, este disco tuvo un notable éxito en Uruguay y América Latina. En el mismo se incluyeron algunos de los temas más emblemáticos del artista, como “Chiquillada”, “La sencillita” y “A mi gente”.

Exilio

Entre 1970 y 1973 vivió en Buenos Aires, y posteriormente la dictadura uruguaya lo obligó a emigrar, pasando por países como México, Francia y España. Allí es expulsado por el franquismo y posteriormente se estableció definitivamente en Holanda.

Volvió a Uruguay en 1984 pero en 1992 se radicó nuevamente en Holanda, aunque mantenía un grupo musical en Montevideo.

Su disco La Casa Encantada es material de estudio en las escuelas primarias de Uruguay.

Muerte

En la madrugada del 21 de Octubre de 2010, falleció en su casa de Villa Argentina (departamento de Canelones). Fue encontrado sin vida por un vecino, la causa de su muerte fue por un paro cardíaco, se lo encontró en posición erguida frente a una computadora.

Desde Mujica a María Simon todos recuerdan a El Sabalero

Es un dolor porque es un cantor muy uruguayo. Muy de ciudad chica, de pago chico. Muy transmisor de esas cosas que tienen los poetas finos, de poder resumir con palabras muy sencillas, de pintar sociedad. Pero va a vivir, va a seguir viviendo en las canciones”

José Mujica,

presidente de la República

” Un creador único en su estilo. Fue increíble lo que logró hacer con los recuerdos, con la nostalgia, con su adorado pueblo Villa Pancha (…)  Siempre fue una persona muy solidaria, muy cordial, muy simpática, siempre estaba riéndose, y muy trabajadora, muy dedicado al oficio de cantor”.

Cristina Fernández,

cantante

“Carbajal como otros artistas mantuvo encendida la mecha con una luz de esperanza en los años oscuros, escuchando al sabalero teníamos rebeldía, fuerzas . Su canción “Angelitos” nos ayuda hasta el día de hoy a no perder la memoria y para mí fue muy emocionante aquella reunión con Sara Méndez y Amaral donde le regalaron el disco de pasta con la canción emblemática. Todo un símbolo para la familia de aquellos niños robados por la dictadura”

Walter Zimmer,

intendente de Colonia

“Sus canciones son transgeneracionales. Hay que destacar el aporte que realizó dentro de un estilo y dentro de una vertiente de sesgo campero. Hace 50 años teníamos como un divorcio entre folclore real y lo que se presentaba en los medios como folclore. Con gente como El Sabalero se forma un canto popular autóctono, con vertiente rural y urbana, que la gente comienza a sentirlo propio, que se canta en las escuelas y con el que se sienten representados”

María Simón, subsecretaria de Educación y Cultura

“El tipo más auténtico que conocí. Un maestro, un compañero, un amigo entrañable, un hermano (…) con un corazón tan grande que cabemos todos”

Washington Carrasco

“Una mala sorpresa que nos dio este día. Porque un cantor bien popular, gran persona. Y un saludo para el pueblo de Juan Lacaze… Muchos conocimos Juan Lacaze, gracias a El Sabalero, toda la peripecia de Fabril y del Sábalo. Una de las últimas veces que estuvimos él estaba cantando y además habían inaugurado una placita que tiene un pescado. La verdad que me sorprendió porque no sabía que pudiera estar enfermo, ni nada”

Lucía Topolansky,

senadora

“Un hombre muy solidario, muy frontal, muy digno y muy humilde. Un amigo con todas las letras. Un ejemplo. Y un poeta inigualable. Lo admiré siempre”

Raúl Castro, Falta y Resto

“La comisión se va a juntar, aquí, en la entrada de la ciudad, donde la Intendencia de Colonia construyó el año pasado un homenaje a él, una placita que se llama “Plaza de los estudiantes – Chiquillada”. Pero en realidad tenía todo el sentido de hacerse en homenaje de José Carbajal”.

Darío Brugman, alcalde de Juan Lacaze

“Fue una de las voces más bravías que tuvo el canto popular. El Sabalero cantaba con una sonrisa. La sencillez que tenía era inconfundible. Es imposible imaginarlo sin una sonrisa, con una cara en donde te dejaba la sensación de que estaba siempre atento a lo que decías, era un hombre que sabía escuchar”

Jaime Roos

“Yo dirigí su banda durante dos años, le produje un disco en Holanda, incluso tocando yo toda la percusión en “Borracho, pero con flores”, “Los amigos, “Angelitos”, y después le produje un álbum doble en vivo cuando volvimos, uno de los más conocidos de él, “Angelitos”. Él cantó en mi álbum la canción “Aquello”. Vivimos juntos en Holanda en el exilio, conozco muy bien a su mujer que siempre fue muy amable conmigo y mi hijo Yamandú. Se fue alguien muy importante para mí. Si la bandera fuera de Jaime Roos estaría a media asta”.