Política y poesía marcan la senda del arte de fin de siglo

CEl Museo Reina Sofía avanza la tercera entrega de su colección permanente con 300 obras que narran lo que pasó entre 1962 y 1982.-Esta parte se puede visitar a partir de este miércoles

El cineasta italiano Gillo Pontecorvo rodó en 1965 La batalla de Argel, una obra maestra basada en la revolución anticolonial argelina. El filme, León de Oro en 1966, es el brillante arranque de la tercera parte de la remodelación de la colección permanente del Reina Sofía iniciada por Manuel Borja-Villel hace dos años. Con más de 300 obras, se trata ahora de explicar lo ocurrido en el ámbito artístico entre 1962 y 1982. Dividida en cuatro partes, las dos primeras narran lo sucedido en las décadas de los años veinte y treinta, en la segunda planta del edificio Sabatini, y el Arte en un mundo dividido (1945-1968), en la cuarta planta del mismo edificio.

Todo el espacio expositivo de la zona ampliada por Jean Nouvele, 2.200 metros cuadrados ahora adaptados a la estética del edificio original (mismo suelo de cemento, idénticas sólidas paredes), está ahora ocupado por los nombres claves de finales del siglo XX. Si ya antes la imagen y el documento primaban sobre pintura o escultura, a estas alturas del devenir artístico su protagonismo es absoluto. Las revueltas sociales en el exterior y la transición política en España están muy vivas en las creaciones de este tiempo reciente.

Los artistas son nombres consagrados en las grandes citas internacionales: Sol LeWitt, Dan Flavin, Hélio Oiticica, Gerhard Richter, Pistoletto, Carl Andre, Hans Haacke, Eugènia Balcells, Eulalia Grau, Mario Merz, Marcel Broodthaers, Donald Judd, Moraza, Morelo, Yvonne Rainer, Buren, Jo Spence, Martha Rosler, Guillermo Pérez Villalta, Carlos Alcolea, Carlos Leon, Esther Ferrer, Concha Jerez, George Brecht, Alberto Corazón, Colita, Nacho Criado…







El tiempo

Ediciones anteriores

junio 2018
L M X J V S D
« may    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930  

  • Otras Noticias...