“Tenemos la obligación de contar lo que pasa. Sin exagerar. Pero sin esconder nada”

…Hoy nos acompaña:
Miguel Ángel Chagas – Periodista – Conductor

Miguel Ángel Chagas nació en Salto, el 23 de agosto de 1984.
Cursó primaria en la Escuela Nº 2 Etelvina Migliaro, y continuó con sus estudios en el Instituto Politécnico Osimani y Llerena (IPOLL).
Ha tenido una escuela en casa, ya que es hijo de nuestro querido conductor salteño Ruben Chagas, con una vasta trayectoria este, en los medios salteños.
Con tan solo 32 años, Miguel Ángel, se ha transformado en un referente de la image1comunicación.
En Salto es hincha de Sportivo Progreso y en Montevideo, de Peñarol.
Durante el período de gobierno de José Mujica, fue una de los periodistas que más acercamiento tuvo al hoy senador de la República.
El expresidente, señaló en una entrevista que Miguel le realizara, que Uruguay, jocosamente debería llamarse: “República Oriental del Uruguay, el país del no se puede”. Esa frase recorrió el mundo.
Actualmente y en forma diaria, Miguel nos narra desde el sur del país, las noticias policiales por “Telenoche”.
Hoy, nos deleita con su historia de vida y así comenzamos a dialogar:
¿Cómo te defines: Periodista o Comunicador?
Creo que voy a utilizar la presentación de mi cuenta de Twitter.
Me describe de muy buena forma. Allí explico que soy periodista y conductor.
Opino, pero también escucho opinión. Puedo cambiar. “Me hago cargo de todo lo que digo. No de lo que interpretes”.
¿Cuánto hace que te encuentras en los medios de comunicación?
Conozco los medios de comunicación desde muy chico.
Recuerdo acompañar a papá, a jornadas de fútbol muchas veces maratónicas. Allí conocí la radio. Nunca imaginé que definitivamente, esos momentos y esas experiencias iban a marcar mi vida.
¿Por qué esa inclinación?
Yo quería ser como mi padre. Él era mi inspiración. Debo reconocer, que él es mejor.
Un gran maestro. Un gran profesional. En el departamento hay muy buenos comunicadores, que admito, no son valorizados. Hoy debo señalar que me apasiona comunicar. Me encanta contar historias. La gente quiere escuchar historias. Historias bien contadas. Detrás de cada noticia, hay una historia.
¿Cuáles fueron tus primeros pasos en ello? ¿Y actualmente cuál es tu labor?
Aquí en Montevideo comencé a trabajar en Radio Nacional. Allí era el productor de los informativos; con el tiempo pasé a leer el noticiero de la mañana.
Ya sobre el final de mi estadía en esa radio, llegué a compartir un periodístico con Víctor Chamorro, un reconocido periodista, con una gran trayectoria.
Tras mi paso por dicha emisora, llegó la oportunidad de desembarcar en Radio Monte Carlo.
Y aquí cuento algo que increíblemente me pasó. Recuerdo de chico escuchar Monte Carlo, y haber dicho: “allí voy a trabajar”. El destino me tenía preparada esa sorpresa.
Me incorporé a la radio más escuchada del país, y llegué a compartir estudios con los informativistas que en algún momento escuché y admiré. Aprendí mucho de Carlos Eduardo San Martín, Ángel Carballedas y Gustavo Bernini. Leí durante dos años el Informativo Nocturno.
Estando en Monte Carlo, surge la posibilidad de acompañar a Fernando Vilar en su programa de Radio Cero, De primera mano. Por las mañanas trabajaba en Radio Cero, y por la tarde en Monte Carlo.
Indudablemente la radio fue la que me abrió las puertas en el canal. Un día sonó mi teléfono y el gerente del noticiero me dijo: “te escuchamos siempre, nos encanta tu trabajo, queremos que vengas a trabajar con nosotros. ¿Te animas?”.
No lo pensé. Dije sí. Desde hace cuatro años, cubro las noticias policiales en Telenoche. Comparto tarea con un gran profesional, Leonardo Pedrouza.
¿Cómo fue posicionarte frente a una cámara por primera vez?
Recuerdo exactamente ese momento.
Fue una sensación muy extraña. Sabía que había llegado hasta ese lugar por mis condiciones. Había tenido los mejores maestros. Nada podía fallar. Cuando tomé el micrófono ese día, recordé el largo y difícil camino que tuve que recorrer.
No fue fácil.
¿Qué condiciones esenciales debe tener un buen conductor o comunicador para realizar su tarea?
Vivimos en una sociedad muy complicada.
Donde los valores han cambiado mucho, por no decir, se han olvidado. Creo que por sobre todas las cosas, se debe ser racional. Tener sentido común. Libertad de expresión, es que todos podamos hablar y que todos nos escuchemos por igual, un periodista no puede olvidar eso.
¿Qué sientes cuando sales a la calle con un móvil, y está en tus manos transmitir, la buena o mala noticia?
Por lo general me tocan las malas.
Las noticias policiales por su esencia actual, son muy duras. El delito de hoy no es el mismo de antes. Convivimos con muertes muy violentas. Con atracos muchas veces agresivos.
Creo que cada vez que salimos a la calle, tenemos la obligación de contar lo que pasa. Sin exagerar. Pero sin esconder nada.
¿Qué te hace ser lo más objetivo posible?
Siempre hablo con mis compañeros de un detalle muy importante.imagen
Personalmente conozco a las personas en momentos difíciles. Si voy a visitarte es porque o te mataron un familiar, o porque tuviste un accidente, te robaron, fuiste víctima de rapiña… es decir, convivimos con el rechazo. Y digo convivimos, porque mi equipo está conformado por otras dos personas, un camarógrafo y un chofer.
Entender que detrás de una noticia hay una persona, una familia, es fundamental para ser objetivo. Hay historias que te mueven el piso, a pesar de que aprendemos a convivir con situaciones límites.
La objetividad es el valor de ver el mundo como es, y no como queremos que sea.
¿Qué es lo más difícil y que te haya sensibilizado en tu trabajo?
Cuando hay niños involucrados, debo reconocer es muy duro.
A veces llego a casa y me cuesta olvidar lo que sucedió durante mi jornada laboral. Me cuesta aceptar que los violentos tengan el control de nuestra sociedad. No pueden ser ellos quienes deciden nuestra suerte.
Ver familias pedir justicia por un hecho impune, me sensibiliza. Conocer lo que pasó es importante. Pero las víctimas, necesitan que los culpables paguen por el error que cometieron. Para tener una sociedad justa, eso es indispensable.
¿Te irías a otro país a trabajar si te lo propusieran?
He tenido propuestas. Me siento cómodo en mi país. Hoy la respuesta es no.
¿Cómo ves a la prensa actualmente?
Los medios de comunicación se han convertido en uno de los principales agentes de socialización. Su influencia es preocupante debido a la agresividad y violencia que muestran sus contenidos. Vivimos un período, en el cual las instituciones educativas tradicionales, la familia y la escuela, están perdiendo la capacidad de transmitir eficazmente valores y pautas culturales decohesión social.
Eso hace que cada vez, seamos más insensibles a contenidos violentos. Eso me preocupa. Mucho.
¿Con qué disfrutas?
Disfruto de mi familia. Trato de dedicarles el mayor tiempo posible, aunque admito es una asignatura pendiente. Ser comunicador no es sencillo. Te convierte en un bicho raro. Pero mi familia es mi combustible diario, sin dudas.
¿Tienes una meta?
Ser feliz.
¿Cuál es tu fuerte en la profesión? ¿Qué te destaca?
Mis compañeros dicen que mis contactos son mi fuerte. Y tal vez tienen razón. Difícilmente se me escape alguna noticia. Trato de estar siempre al tanto de todo. Soy muy ordenado.
Hago seguimiento de temas, no he dejado de utilizar la libreta y lapicera. Esa no te falla.
¿Te sientes un profesional realizado aunque te quede mucho por transitar?
Me siento una persona realizada. Sigo siendo el mismo Miguel de siempre.
Disfruto del momento que me toca vivir. Pero no olvido mis raíces.







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2017
L M X J V S D
« ago    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930