“El reencuentro es siempre una alegría”

“El reencuentro es siempre una alegría”

Viajó a Francia. Suscribió el contrato por cinco años con el Paris Saint Germain. Lo hizo además en compañía de uno de sus dos hermanos, en este caso Walter Fernando Guglielmone. Retornó a Uruguay. De Montevideo a Salto. El jueves a la tarde en el Parque Ernesto Dickinson, y ser uno más del homenaje, junto a Gastón Silva y Ruben Bentancourt, los dos flamantes Vice Campeones del Mundo con la selección Sub 20.
De lo que no hay dudas: la generosidad de EDINSON CAVANI. Toda la sensación se traduce en tres palabras: la esencia conservada. Por eso, atendió requisitorias. Fotos, autógrafos, puso a disposición camisetas para ser rifadas. El “Edi” no es de los que dibujará la mueca del fastidio. No hay actitudes de insolencia. No se trata de invocar “la humildad”, sino que simplemente responde a una manera de ser. De sentir la vida. La esencia vigente. Pero además, dejó una frase para el rescate: “El reencuentro es siempre una alegría. Por eso, volver a Salto, es eso: el reencuentro que uno siente, porque además me hace sentir bien”. Desde sus familiares directos en tanto, surge una coincidencia: “En Salto no hay acoso hacia él. Siempre existe un respeto que valora. Por eso, cuando se trata de volver, vuelve como esta vez. Y seguramente lo seguirá haciendo en el futuro”.
Fue el tiempo del reencuentro de Edinson Cavani otra vez, con su gente. En el estadio. Un Dickinson que comenzó a frecuentar de niño cuando su padre fue el Director Técnico de la selección mayor en 1999. El paso del tiempo, fue haciendo germinar al futbolista en proyección. El crack sin dobleces en la cancha. Y en la vida…el de la esencia conservada.
Sin muecas de fastidio. La esencia vigente.

Fotogaleria::Visita de Cavani