«La protesta daña y limita la acción»

A Fabricio Bassa no dejó de encandilarle determinados aspectos que hacen al fútbol salteño. Pero también fue poniéndole énfasis a ese apasionado sentir del hincha, POR SU CLUB. Para el DT,»es tanto lo que siente por esa camiseta, que no existe otro desvelo. Aquí se apunta a que la selección no tiene adhesiones. Es que justamente, la adhesión del aficionado va por otro lado, tiene relación con su equipo en el Campeonato Salteño, por más que la propuesta futbolística a veces no sea tan válida. El hecho es que se reclama demasiado y el jugador resigna el valor de su propia energía. Incluso pierde concentración. Eso lo he notado en Salto. Por eso en aquella primera rueda del 2014, Salto Uruguay poco menos que volaba y sorprendía. Fuimos reconociendo que las distracciones juegan en dirección contraria al propio interés de uno. De lo que no hay dudas es que la protesta daña y limita la acción. El fútbol pasa por jugar. Habría que entenderlo de una vez por todas».