Consideran que estudio sobre la situación de la mujer en la sociedad salteña no quede solamente en un diagnóstico

Consideran que estudio sobre la situación de la mujer en  la sociedad salteña no quede solamente en un diagnóstico

Cuando días atrás se presentó el estudio interinstitucional que se llevó a cabo en Salto para determinar la situación de la mujer en nuestra sociedad, estuvo presente en representación del Instituto Nacional de las Mujeres (INMUJERES), la Lic. Lucía Scuro.
La misma refirió en rueda de prensa la posición de esa institución que trabajó en forma conjunta con la Regional Norte de la Universidad de la República, contribuyendo además la Intendencia Municipal de Salto, al tiempo que hizo mención a la metodología del trabajo llevado a cabo y de cuyo resultado informamos en nota anterior.
Se definió entonces como la coordinadora del área del sistema de información de género, donde se producen estadísticas como insumos claves para el debate y elaboración de políticas públicas.
“Este proyecto surgió hace más de un año –comenzó expresando- y se concretó con una firma pública de convenio en mayo, decidiendo la realización de este trabajo interinstitucional donde en primer lugar pudiéramos recolectar información de calidad para poner a disposición insumos para el debate y diseño de políticas públicas en el territorio de Salto”.
“En INMUJERES nos parece central pensar en información de calidad para debates de calidad, debates informados para el diseño y elaboración de políticas públicas”, enfatizó a continuación para señalar que “en el debate estuvimos involucradas las tres instituciones, como la Universidad de la República dándonos el respaldo en la rigurosidad científica en el trabajo de relevamiento de información, INMUJERES con la perspectiva de hacer partícipes a las mujeres beneficiarias y ciudadanas, y la Intendencia como el órgano planificador y ejecutor de las políticas en el territorio”, dijo la mencionada.
LAS TRABAS Y
LOS ESCOLLOS
Refiriéndose a la tarea a la que hacemos referencia, Scuro manifestó que “fue un desafío interinstitucional bien interesante” de las instituciones que “a lo largo de 2009 tuvimos que aunar y buscar los recovecos de cada una de las instituciones para que el trabajo fuera exitoso. Luego de la firma del convenio montamos un proyecto de investigación participativo donde lo que pretendimos fue actuar lo que en sociología llamamos triangulación de metodologías y un abordaje cuantitativo para poder realizar algunos procesamientos de información básicamente a través de una encuesta continua de hogares”, señaló.
La representante de INMUJERES estableció párrafo aparte que para todos resultaba fundamental el abordaje cualitativo, “o sea la búsqueda del sentido, la comprensión del sentido de los significados y el rescate de lo que efectivamente las mujeres piensan, sienten, perciben con respecto a cuatro ejes que planteamos en los grupos de discusión que tenían que ver con que es esto de ser mujer y que identidades de género tienen las salteñas”.
También reseñó lo que tiene que ver con que dificultades y que satisfacciones se encuentran en el mundo del trabajo remunerado en lo que todos entendemos como el empleo y que desde esa reconceptualización de trabajo nosotros llamamos mundo del trabajo remunerado”.
Después, lo que tiene que ver con “la participación política de las mujeres, en qué ámbito las mujeres salteñas se insertan al trabajo y a la militancia política y a qué otros espacios de toma de decisiones se insertan a nivel barrial y comunal”.
Abordó entonces Scuro las cuestiones de la vida familiar y cuales “se tornan un escollo, un peso, una carga en la vida de las mujeres para lo que tiene que ver con sus proyectos de vida y como podemos desde el diseño de políticas públicas pensar en que estas trabas y obstáculos que muchas veces tienen que ver con los estereotipos de género que culturalmente cargamos, pueden resolver y alivianar la vida de las mujeres, para que se puedan desarrollar plenamente en su ciudadanía, sus derechos, en su realización de proyecto de vida, en su inserción laboral en el mercado remunerado, en su inserción estudiantil de formación, de profesionalización”, reflexionó.
QUE SEA EL
PUNTO CERO
“Estas fueron un poco las cuestiones que discutimos en los grupos de discusión y en los cuales hay producción de información abundante”, señaló más adelante para informar que “en la parte cuantitativa, también hicimos un abordaje de estos temas desde los números, desde las estadísticas”, enfatizando que “Ahí vimos lo que pasa con la tasa de actividad femenina, con la tasa de empleo, pero que pasa también con la participación política, cuantas edilas tenemos, cuantas directoras”.
“Hicimos un esfuerzo de índice de desarrollo humano para Salto y que pasa con el índice de potenciación de género en Salto, o sea en estas cuestiones que a veces son tan lejanas como los índices de Naciones Unidas, que pasa para mujeres y varones salteños cuando nos ponemos a mezclar números, cuestión que nos divierte y que a veces está alejada de las vivencias de la ciudadanía”, para concluir en algo de extrema importancia, coincidiendo con quienes fueron parte de la presentación del diagnóstico en que “la idea es que esto no quede en un diagnóstico”.
Concluyó haciendo hincapié en que el objetivo pasa porque “sea el punto cero de ese trabajo interinstitucional que nos resultó muy productivo, muy enriquecedor. Y si aspiramos a que derive en una herramienta concreta de política pública a la cual después, desde la propia ciudadanía, desde la Universidad, podamos monitorear, seguir, decir adonde están los errores y los aciertos para continuar en este camino en el que estamos embarcados y tratar que las mujeres puedan efectivamente gozar en mayor medida de sus derechos”, terminó expresando la representante de INMUJERES.







El tiempo

Ediciones anteriores

noviembre 2018
L M X J V S D
« oct    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

  • Otras Noticias...