Devastador

Devastador

La costa ecuatoriana sufrió el más grave terremoto de los últimos 30 años. La zona que vive especialmente del turismo sufrió el derrumbe de varios hoteles. Hay más de 1.500 heridos y otros tantos desaparecidos.