Ambiente y responsabilidad social en el país

Sin pena ni gloria finalizó ayer el 11 Foro Social Mundial en la brasileña ciudad de Porto Alegre (Río Grande do Sul).

Los organizadores admiten que si bien internamente se concluye con cierta satisfacción, a nivel externo no puede ocultarse que ha sido un fracaso.

De los 40.000 participantes anunciados, se inscribieron únicamente 7.000. De los jefes de Estado que se esperaban, entre ellos el presidente uruguayo José Mujica, únicamente se dio una vuelta por el Foro la presidenta brasileña Dilma Roussef.

¿Qué lecturas pueden hacerse de esta escasa participación en un foro que en los últimos años había ido ganando trascendencia?

Seguramente la explicación a ese fracaso debe buscarse en lo que es el fracaso también de muchos de los esfuerzos que se están haciendo para conseguir conquistas sociales e incluso para salvar nuestro planeta de las amenazas que penden sobre nuestro planeta, que no es otra cosa que nuestra casa.

Este fracaso del Foro Social, lamentablemente está marcando un triunfo de las fuerzas que apuntan en sentido contrario. Esto es el materialismo, el individualismo que es promovido por un  mundo fuertemente consumista que no repara para nada en los bienes naturales y en el daño que puede causar con su accionar.

Todavía quedan esperanzas de que podamos llegar a tiempo para preservar nuestro planeta de los intereses que no reparan en el daño con tal de sacar provecho favorable a sus intereses.

Uruguay no escapa a esta realidad y en estos momentos tiene un gran desafío, en referencia a la decisión final sobre el proyecto de minería a cielo abierto “Aratirí”, que capitales indios (de la India) procuran concretar en la zona de Valentines (zona comprendida entre los departamentos de Treinta y Tres Florida).

De acuerdo a la óptica de la empresa instalada en el Uruguay hace ya cinco años, se trata de un proyecto “respetuoso del ambiente”, que cuenta con la colaboración de técnicos de primer nivel en el mundo en este aspecto.

Siempre de acuerdo a la óptica de la empresa, este emprendimiento sería capaz de colocar a Uruguay en el mapa de los países exportadores de hierro y convertir a este mineral en el principal rubro de exportación del país.

Esto convierte al tema en uno de los grandes desafíos. Si realmente este es el potencial del hierro uruguayo y si se respeta el ambiente al punto de no destruir lo que hoy tenemos, entonces no será fácil decirle “no” para el gobierno nacional.

Si en cambio se trata de un nuevo emprendimiento de las multinacionales, que no reparan en el costo ambiental que pueden llegar a producir, directa o indirectamente, lisa y llanamente debe desestimarse.

Decidir con sabiduría, luego de reunir la información correspondiente, seria y responsable en este sentido, es la disyuntiva.

Ojalá la decisión sea acertada.







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...