Cada vez mas convencidos: eliminemos los cascos

El uso del casco por parte de los motonetistas para esconder su identidad ha pasado a ser un elemento de mucha importancia para los delincuentes que lo utilizan precisamente para esconder su identidad.
Desde que en estas columnas estamos planteando nuestra convicción que es necesario prohibir su uso han surgido muchas voces que desaprueban la medida, aludiendo a la protección que significa su uso para quienes se trasladan en moto.
No se trata de negar esta importancia, pero aquí hay que tener muy claro que la cuestión está entre la vida de quienes trabajan sacrificadamente a diario y los “chorros” que han hallado en esta protección una forma de evadir la Justicia y todo aquello que permita descubrir su autoría.
Hemos explicado que no ignoramos que el casco protege a los motonetistas en caso de accidentes. Tal es así que nos contamos entre los primeros que defendimos su uso obligatorio, pero hoy no se trata de eso, sino que esencialmente se trata de la comprobación que la enorme mayoría de los delincuentes lo usan precisamente con fines delictivos.
No pretendemos con esto “solucionar” las rapiñas y terminar con la delincuencia, porque seguramente que no será así, pero al menos se eliminará uno de los aspectos que complica su combate.
Tenemos muy claro que la salida de fondo sólo se dará cuando en la sociedad no haya personas que apunten a despojar incluso de la vida llegado el caso a quienes poseen algún tipo de bien, llámese dinero o similar, que ellos aspiran a rapiñar.
Lamentablemente los últimos hechos nos han dado la razón. Las rapiñas que han estado a la orden del día son cometidas en su mayoría por “motochorros” que se esconden tras el casco e ingresan a rapiñar portando el mismo.
Incluso quien baleó a un policía no sólo usó casco, sino también una máscara de siliconas.
De allí que reiteremos nuestra posición reclamando la prohibición del uso del casco protector porque para sintetizar: el motonetista prudente y responsable difícilmente tenga un accidente grave, en cambio el imprudente, con casco o sin él seguirá siendo víctima de accidentes graves, porque gusta de arriesgar su vida.
En cambio la eliminación del casco quitará por lo menos uno de los elementos que usan los delincuentes para esconder su identidad.
A esto apuntamos.







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...