El concepto de servicio

En varias oportunidades nos hemos referido a este tema y como nunca hemos logrado atención alguna -aunque algunos se rasguen las vestiduras pregonando que quieren escuchar y atender los problemas de la gente, cuando son justos, reales y concretos, como en el el caso que nos ocupa, pero a pesar de todo, es preferible hacer oídos sordos, mirar para otro lado y desatender antes que cambiar alguna cosa, por  poco que sea, para  solucionar temas que rompen los ojos. Muchas veces hemos sostenido que se supone que la Oficina de Turismo de la Intendencia de Salto, está para brindar información al visitante, p ara recibirlo si es necesario y orientarlo. Ahora bien, ¿qué sentido tiene entonces que los domingos y feriados, fechas en que se produce la llegada del mayor número de turistas, la Oficina permanezca cerrada.
No parece ser una utopía, disponer de un par de funcionarios para que cubran el funcionamiento de la  oficina durante estos días.  Alguien nos ha dicho que hoy la Oficina tiene poco trabajo, porque gran parte de la actividad informativa, incluida la reserva de alojamiento en los centros termales se hace vía Internet.
Aún si así fuera, creemos que entonces lo que estaría en cuestión sería la validez misma de  mantener la Oficina de Turismo abierta.
Estamos convencidos que las consultas  por Internet, aún cuando funcionaran debidamente, pueden cumplir un rol de complemento, muy útil y necesario, pero no sustituyen a la atención personalizada, a la evacuación de las consultas en forma personal.
Quienquiera que haya salido de la comarca en tren de paseo alguna vez puede dar fe de ello. Los lugares con mayor actividad turística mantienen siempre en funcionamiento un un servicio informativo a disposición del visitante.
En  nuestro caso, sucede los mismo con otros servicios municipales, como los museos y el propio Teatro Larrañaga,  una reliquia  histórica,  orgullo del acervo cultural salteño, que sin embargo permanece cerrado durante todo el mes de enero.
Sería importante saber cual es el concepto de servicio que mantiene la Intendencia, porque entendemos que va a contramano de lo que indica el más moderno concepto empresarial. El servicio, sea cual fuere, debe estar siempre al servicio del cliente o el usuario y de éste dependiendo del horario del servicio.
No importa que haya quienes presten oídos sordos a nuestros reclamos.  Seguiremos insistiendo, hasta que nos convenzan que estamos equivocados o bien tengamos servicios pensados y planificados  para servir a la gente y no para otra cosa.
Alberto  Rodríguez Díaz

En varias oportunidades nos hemos referido a este tema y como nunca hemos logrado atención alguna -aunque algunos se rasguen las vestiduras pregonando que quieren escuchar y atender los problemas de la gente, cuando son justos, reales y concretos, como en el el caso que nos ocupa, pero a pesar de todo, es preferible hacer oídos sordos, mirar para otro lado y desatender antes que cambiar alguna cosa, por  poco que sea, para  solucionar temas que rompen los ojos. Muchas veces hemos sostenido que se supone que la Oficina de Turismo de la Intendencia de Salto, está para brindar información al visitante, p ara recibirlo si es necesario y orientarlo. Ahora bien, ¿qué sentido tiene entonces que los domingos y feriados, fechas en que se produce la llegada del mayor número de turistas, la Oficina permanezca cerrada.

No parece ser una utopía, disponer de un par de funcionarios para que cubran el funcionamiento de la  oficina durante estos días.  Alguien nos ha dicho que hoy la Oficina tiene poco trabajo, porque gran parte de la actividad informativa, incluida la reserva de alojamiento en los centros termales se hace vía Internet.

Aún si así fuera, creemos que entonces lo que estaría en cuestión sería la validez misma de  mantener la Oficina de Turismo abierta.

Estamos convencidos que las consultas  por Internet, aún cuando funcionaran debidamente, pueden cumplir un rol de complemento, muy útil y necesario, pero no sustituyen a la atención personalizada, a la evacuación de las consultas en forma personal.

Quienquiera que haya salido de la comarca en tren de paseo alguna vez puede dar fe de ello. Los lugares con mayor actividad turística mantienen siempre en funcionamiento un un servicio informativo a disposición del visitante.

En  nuestro caso, sucede los mismo con otros servicios municipales, como los museos y el propio Teatro Larrañaga,  una reliquia  histórica,  orgullo del acervo cultural salteño, que sin embargo permanece cerrado durante todo el mes de enero.

Sería importante saber cual es el concepto de servicio que mantiene la Intendencia, porque entendemos que va a contramano de lo que indica el más moderno concepto empresarial. El servicio, sea cual fuere, debe estar siempre al servicio del cliente o el usuario y de éste dependiendo del horario del servicio.

No importa que haya quienes presten oídos sordos a nuestros reclamos.  Seguiremos insistiendo, hasta que nos convenzan que estamos equivocados o bien tengamos servicios pensados y planificados  para servir a la gente y no para otra cosa.

Alberto  Rodríguez Díaz







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...