Saber leer los tiempos

Más allá de lo afectivo, es indudable que el acto de transición del gobierno que se efectuó ayer en el departamento, debe enorgullecer a todos los salteños. A los que estaban felices con la asunción del nuevo gobierno y a quienes asumiendo la derrota saben que deberán esperar por lo menos cinco años más para intentar volver a él.
Es que en la ceremonia protocolar estuvieron todas las personas que desempeñaron cargos de relevancia en el gobierno anterior, desde los hoy senadores Germán Coutinho y Cecilia Eguiluz, intendente y secretaria general respectivamente, del gobierno saliente a todos los integrantes del equipo saliente, que también estuvieron presentes.
El intendente entrante, Dr. Andrés Lima no escatimó en elogios al referirse a la transición del gobierno departamental, que se hizo en los mejores términos, En tanto el hasta ayer intendente, Dr. Manuel Barreiro, sostuvo en la ocasión, que se ha tratado de “la mejor transición” que ha conocido en el departamento, subrayando a su vez la disposición hallada en el gobierno electo.
Más allá de todo lo que resulte luego, en cuanto a las evaluaciones y a la anunciada auditoría que analizará la situación existente y no puede inquietar a nadie que tenga la plena certeza de que ha obrado correctamente, entendemos que “lo cortés no quita lo valiente” y por lo tanto es buena cosa agradecer cuando hay disposición y buena voluntad, porque ya habrá tiempo para discrepar, discutir e incluso para los enfrentamientos dialécticos.
No es tiempo de enfrentamientos, sino que hoy es para toda la gente que entiende que hay etapas en la vida política para tratar de aunar esfuerzos por el bien de la población, que compartimos y otras para disentir y enfrentarse que han quedado lejos y seguramente ya volverán.
Por el momento se trata de trabajar, analizar y tratar de realizar el mejor gobierno posible, cometiendo el mínimo posible de errores -que seguramente los habrá – pero siempre con la mayor honestidad y transparencia, para que el pueblo sepa siempre qué es lo que se está haciendo y por qué.
Para el bien del departamento y el bien de todos quienes aquí vivimos es de desear que así sea en los próximos cinco años.







Recepción de Avisos Clasificados