Seguridad y control del Río Uruguay

A iniciativa de Argentina en las próximas semanas se procedería a conformar una comisión especial binacional para el control del narcotráfico y del contrabando en el río Uruguay, tramo entre Argentina y Uruguay.
Parece broma, pero es una realidad. Varios años hace que venimos planteando nuestra sorpresa por la eliminación del puesto de la Prefectura Nacional instalado en la playa de Corralito sin que nadie se preocupara.
A nivel popular se ha sostenido que con las nuevas tecnologías y las posibilidades de rápido desplazamiento en la vía fluvial, el puesto de referencia no era necesario.
En los hechos esto significó vía libre para muchas actividades ilegales, incluida la delincuencia que se sabe o al menos se sospecha fuertemente que actúan de uno y otro lado.
Cigarrillos, drogas de todo tipo y el gran contrabando tiene en el río su pasaje habitual. Una prueba de ello ha sido la bolsa con valiosas alhajas hallada en una roca del río meses antes.
Para esto hay que saber que del lado argentino se halla uno de los barrios más problemáticos de Concordia, donde hasta la Policía ha admitido que tiene dificultades para hacerse presente allí.
De este lado, tenemos entendido que algunas de las chacras han cambiado de propietarios y de estos, hay algunos que están fuertemente sospechados de mantener actividades fuera de lo legal.
Este es sólo un punto en el control del río que como se sabe con las actuales posibilidades de transporte su pasaje de un lado a otro no insume más de cinco minutos.
Este ha sido hasta el día de hoy un reclamo infructuoso, aún cuando de tanto en tanto trascienden algunas actividades que no hacen más que confirmar las acciones que se cumplen a través del río.
Esperemos que en esta oportunidad se llegue más allá de los discursos, que ya han sido abundantes aunque el inicio de la puesta en vigencia no ha sido diferente al de otras oportunidades: conformar una comisión para que se dedique a la tarea de control.
El primer gran desafío en este sentido es nuestra vieja y conocida burocracia capaz de enlentecer y hasta frustrar los propósitos más positivos en este sentido.
Esta vez el mayor interés nace desde la vecina orilla y es de esperar que Uruguay se ponga a la altura de lo que se le exige y se llegue a fondo en los controles, aunque para ello hay muchas cosas que cambiar.
A.R.D.







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...