Ramón Fonticiella

Los tiempos cambiaron. Ya no se habla de “linotipos, tipógrafos, galeras de material o plomo fundido”. Ya no se “empastelan” las notas o titulares armados, al mezclarse involuntariamente letras de metal o líneas de escritura en plomo…Pero la pasión seguramente debe ser la misma, la que se siente al llegar al diario con una noticia “bomba” , con la confirmación de un dato o con la satisfacción de culminar una sencilla investigación sobre un hecho.
Quienes nos criamos entre bobinas de papel, olor a tintas, calor de plomo y noches interminables, no olvidaremos jamás esas sensaciones… aunque hoy todo haya cambiado.
Personalmente tengo fuertes recuerdos de EL PUEBLO,  en el que viví dos etapas distintas, hace más de 30 años. No soy de la primera época, de la del profesor SILVA DELGADO como director. Entré en la que creo que sería segunda, cuando ya dirigía el escribano ENRIQUE CESIO, de indudable capacidad  y “temible” don de mando sobre sus escribas.
Quique fue un docente también dentro del diario. Nunca olvidaré cuando creó los “Suplementos sobre Salto Grande”. Se estaba construyendo la represa y su dinámica había cambiado el perfil de la vida lugareña, en muchos aspectos. Recuerdo el primer suplemento y sus instrucciones iniciales. Nos pedía que no ahorráramos esfuerzos por conseguir las notas y confirmarlas. Nos dijo (más o menos) “Ustedes ven que ellos (los italianos que dirigían la obra), van y vienen del obrador a la ciudad todas las veces que lo necesitan; no paran hasta lograr lo que precisan… Nosotros debemos ser iguales:  no medir esfuerzos hasta lograr el material que buscamos…”. Y así se hizo varias ediciones del material, que son una historia periodística de la más grande obra de esta región.
Los tiempos cambiaron… pero en el periodismo, como en la vida, el tesón, el esfuerzo, la seriedad  y la entrega siguen siendo decisivos .
¡FELIZ  ANIVERSARIO!

Los tiempos cambiaron. Ya no se habla de “linotipos, tipógrafos, galeras de material o plomo fundido”. Ya no se “empastelan” las notas o titulares armados, al mezclarse involuntariamente letras de metal o líneas de escritura en plomo…Pero la pasióndescarga (3)seguramente debe ser la misma, la que se siente al llegar al diario con una noticia “bomba” , con la confirmación de un dato o con la satisfacción de culminar una sencilla investigación sobre un hecho.

Quienes nos criamos entre bobinas de papel, olor a tintas, calor de plomo y noches interminables, no olvidaremos jamás esas sensaciones… aunque hoy todo haya cambiado.

Personalmente tengo fuertes recuerdos de EL PUEBLO,  en el que viví dos etapas distintas, hace más de 30 años. No soy de la primera época, de la del profesor SILVA DELGADO como director. Entré en la que creo que sería segunda, cuando ya dirigía el escribano ENRIQUE CESIO, de indudable capacidad  y “temible” don de mando sobre sus escribas.

Quique fue un docente también dentro del diario. Nunca olvidaré cuando creó los “Suplementos sobre Salto Grande”. Se estaba construyendo la represa y su dinámica había cambiado el perfil de la vida lugareña, en muchos aspectos. Recuerdo el primer suplemento y sus instrucciones iniciales. Nos pedía que no ahorráramos esfuerzos por conseguir las notas y confirmarlas. Nos dijo (más o menos) “Ustedes ven que ellos (los italianos que dirigían la obra), van y vienen del obrador a la ciudad todas las veces que lo necesitan; no paran hasta lograr lo que precisan… Nosotros debemos ser iguales:  no medir esfuerzos hasta lograr el material que buscamos…”. Y así se hizo varias ediciones del material, que son una historia periodística de la más grande obra de esta región.

Los tiempos cambiaron… pero en el periodismo, como en la vida, el tesón, el esfuerzo, la seriedad  y la entrega siguen siendo decisivos .

¡FELIZ  ANIVERSARIO!







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...