FAZ NOVIAS

¿Cómo organizo mi boda?

Lo primero que debes hacer:
1 Año antes de la boda:
Elegir la fecha en la que se quieren casar.heart-1721592_960_720
Calcular número de invitados y presupuesto aproximado. Buscar y reservar lugar del Banquete. Reservar juzgado e iglesia.
9 a 11 meses antes de la boda:
Buscar: fotógrafo, catering, decorador, etc…Preparar una lista preliminar de invitados. Empezar a seleccionar el vestido de novia. Pensar en posibles destinos para la luna de miel y solicitar presupuestos.
6 a 8 meses antes de la boda:
Reservar el viaje de novios en la agencia de viajes.
Para la boda religiosa en la parroquia del enlace indicarán las fechas de cursillos prematrimoniales.
Buscar y contratar la música. Seleccionar y encargar las invitaciones.
Elegir y comprar las alianzas.
4 a 5 meses antes de la boda:
Solicitar y preparar la documentación para la boda religiosa o civil. Reservar habitaciones en un hotel para los invitados que residan fuera.
Comprar el traje del Novio. Comprar los accesorios de novia: zapatos, tocado/velo, pendientes, etc.
Seleccionar la peluquería y la maquilladora
. Determinar la decoración de la boda.
3 meses antes de la boda:
protocolo, lecturas, música. Reservar las flores para la boda. Preparar el baile de los novios (coreografía)
2 meses antes de la boda:
Hacer la prueba del peinado y maquillaje. Seleccionar la música para la ceremonia, recepción y banquete. Probar y elegir el menú. Tratamiento de cutis para la novia
1 mes antes de la boda:
Enviar invitaciones.
Llamar y volver a confirmar todos los proveedores contratados.
Confirmar la asistencia de todos tus invitados.
Y el consejo más importante: algunos días antes de la boda relajaros y disfrutar.

El significado del ramo de la novia

En la Edad Media, las hierbas fueron sustituidas por flores de azahar, para que la novia disfrazara el mal olor y despidiera una fragancia fresca.
Las flores representan la alegría y la fertilidad y más allá de lo que significa cada una o ser simples elementos de ornato, el color que se elija también dice mucho de la novia, como verás a continuación.
Flores blancas
Es el color de la pureza y virginidad. Refleja la inocencia y la alegría y es una de las opciones más elegantes.
Flores amarillas
Es el color de la vitalidad y la energía del sol. Simboliza el éxito y la prosperidad.
Flores azules
Es el color de la amistad, la armonía y la fidelidad a la pareja. También simboliza la pureza; y si recuerdas, se recomienda que la novia lleve algo azul a la boda.
Flores rosas
Este color representa la dulzura, la juventud y la ingenuidad.
Flores verdes
Es el color de la esperanza, el optimismo y la vitalidad.
Flores moradas
Es el color del amor sincero y desinteresado. También simboliza la humildad y generosidad de la novia.
Flores naranjas
Es el color de la belleza, la felicidad y la grandeza. Simbolizan también la alegría y el equilibrio en todos los sentidos.
Flores rojas
Es el color de la pasión y el amor ardiente. Simboliza el ardor y la ambición también.

Cómo elegir el catering para mi boda

Es una de las grandes piezas que sustentan el todo que conforma una boda. De hecho, la gastronomía suele ser el punto que más recuerdan los invitados y por tanto uno de los que más deberías cuidar.
Es importante contratarlo con antelación y saber que merece la mitad del presupuesto total. Para decidirte por uno de todos los que están a tu alcance, ten en cuenta estos pasos.
Invitados y tipo de catering
Los catering cambian en función de los participantes, pues algunos incluyen un mínimo o un máximo para poder llevarse a cabo. En este sentido, la calidad de las creaciones debe asegurarse independientemente de la cantidad de personas, pues muchos catering, cuando deben enfrentarse a grandes grupos, se han convertido en cadenas de montaje de comida que pasan por alto el cuidado de sus productos.
El número de invitados y el estilo de vuestra boda condicionarán el tipo de catering elegido. Si te mueves en un entorno clásico y contáis con gran cantidad de asistentes, el banquete tradicional, con mesas redondas y los invitados sentados, es la mejor opción. Este es el catering que sigue triunfando, pero los nuevos tiempos han introducido variantes.
Conseguir referencias
La opinión más importante es la tuya, pero debes tener muy en cuenta experiencias pasadas de personas que ya hayan probado con los catering que tienes sobre la mesa. Novios y expertos tienen algo que decir y tú debes aprender a contrastar informaciones, opiniones y consejos.
Preguntar por los servicios que incluye
Un catering para bodas no se limita a ofrecer platos a su público. Por ello, debes preguntar todo lo que incluye su precio para saber si tienes que contratar aparte esos servicios que echas de menos.
Estos pueden ser los camareros, la tarta, las diferentes barras de comida e, incluso, la decoración. De hecho, muchos catering se diferencian del resto no solo por el contenido del banquete en sí, sino por las opciones y especialidades que maneja y que sirven para enriquecer tanto la puesta en escena como los sabores. Lo importante es ser original y destacar.
Tener una degustación: calidad y cantidad
La degustación es clave para saber a través del paladar cómo trabajan sus profesionales y conocer los diferentes menús, entre los cuales puede estar el ganador.
Tener en cuenta los detalles
Lo que debes tener en cuenta es la capacidad del catering para asumir cambios y combatir problemas de última hora. No estaría de más contar con varias alternativas.

 







El tiempo

Ediciones anteriores

junio 2018
L M X J V S D
« may    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930  

  • Otras Noticias...