“Nosotros desde que llegamos nos enamoramos del Hogar”

Amanda Brizuela y Alberto Máscolo. “61 años de convivencia juntos”

Acostumbrados ya a un disfrute total en Hogar Municipal, Amanda con sus 83 primaveras y Alberto con 86,  se encuentran más satisfechos que nunca compartiéndolo todo allí.
Alberto es el gran apoyo de Amanda y viceversa, pero sobre todo, reina mucho amor entre los dos.
Prepara ella una serie de manualidades, las cuales piensa exponer el domingo 19, día de los abuelos en la misma fiesta del Hogar y Alberto está muy pendiente de todo,  expectante.
Es una muy feliz parejita de abuelos, que se disfrutan el uno al otro, cuidándose y mimándose.
Gustosos de recibirnos y de poder dialogar, sentados cómodamente comenzamos:Abuelitos del hogar Municipal
¿Desde cuándo forman parte de esta gran familia?
-Alberto soy sanducero y llegamos con Amanda aquí en el 2004.
-Amanda, yo soy montevideana y nos conocimos con Alberto en Paysandú.
Fui  a trabajar a FAMOSA y luego entró él a trabajar ¡y “me enganchó”!
Y en el año 75 fuimos para Buenos Aires, ya que no había trabajo allí.
¿Cuánto hace que están casados?
-Alberto: el día lunes de 20 de Junio cumplimos 61 años de casados.
¿Cuál es el primer hijo?
-Amanda: Alberto José. A los dos años, tuvimos a Luis María y luego llegó Raúl Francisco.
-Alberto: y tenemos siete nietos. ¡Y qué divinos que son! Viene en camino el primer bisnieto.
Estamos en permanente contacto con nuestra familia.
Cuando no pueden venir, vamos nosotros, ya que nos envían los pasajes  y nos llamamos en forma diaria.
-Alberto: Son algunos nietos profesionales y otros muy estudiosos, el mayor es Ingeniero de Sistemas, otra se encarga de la parte administrativa en una empresa, otro está recibiéndose de  Contador Público, trabaja en BAYER, hay también en la familia un nieto que estudia para Historiador, otra es Odontóloga y tiene mucho trabajo, pero igual vienen todos muy seguido.
Además estamos muy contentos con ellos, porque no hay problemas de los que suelen aparecer en la juventud actual.
Y cuando quieren, nos envían los pasajes y nos hacemos un viajecito para estar todos juntos.
Tenemos unas nueras adoradas, que están siempre muy presentes.
¿Cómo es que deciden instalarse aquí?
-Amanda: Fue por una coincidencia.
-Alberto: Estábamos en Buenos Aires, era yo encargado de edificio allí, pero  vivíamos con tanta inseguridad y con mucho miedo que teníamos que tomar una decisión.
Nos vinimos desde Buenos Aires a cuidarle la casa a una consuegra resultó que ella con el tiempo la necesitó y vivimos un tiempo todos juntos.
-Amanda: Hasta que un día, decidimos venir a una fiesta que había acá en el Hogar y ya cuando entramos nos encantó, quedamos maravillados con el lugar.
Pudimos ver que teníamos espacios amplios para poder estar los dos juntos, para recrearnos, tomar mate debajo de un árbol o lo que quisiéramos.
Hablamos antes de irnos de la fiesta con el encargado de aquel entonces, nos anotó,  al poco tiempo nos llamó y nos mostró la habitación, para compartirla entre los dos.
Fue ideal el poder estar todo el tiempo juntos con Alberto.
¿Cómo disfrutan la vida aquí?
-Amanda: Podemos decirte que desde la llegada de Caritos Viera, hubo un antes y un después. Es un dulce.
-Alberto: Nos cambió la vida su llegada. Carlitos es todo acá.
Desempeña su labor siempre fomentando la unión. Trata de reunirnos  alrededor de una mesa a almorzar o cenar, tratando de integrarnos y unirnos.
Somos muy católicos y estamos entregados a la mano del Señor.
-Amanda: yo a veces le digo: “Señor, estoy en tus manos, cuando tú quieras, me llevas… Pero por favor, todavía no, porque tengo cosas que hacer”.
¿Tienen alguna anécdota para compartir con nosotros?
-Alberto: Nos  gusta ir a  los bailes de AJUPENSAL y divertirnos mucho.
-Amanda: Yo tengo algunas nanas en la salud y a veces no puedo bailar, pero me divierto de todas formas.
La idea es salir y recrearnos. Nos gusta mucho esta vida juntos.
¿Qué es lo más lindo que reciben del Hogar?
-Alberto: nos brinda la contención y poder estar rodeados de personas que son buena gente.
Nos brindan todo el confort posible, haciéndonos sentir muy bien.
-Amanda: Este muchacho: Carlitos Viera: Anda todo el día corriendo, “buscando la partera”, le digo yo (sonríe).
Nos demuestra a cada momento lo que nos quiere.
Comencé a pintar de nuevo, porque él fue quien me facilitó todo para hacerlo. Nos trae revistas, tratando siempre de entretenernos.
Estamos muy bien.
-Alberto: No extrañamos nada de afuera del Hogar. Tenemos la tele y la radio y como somos gente alegre, ya con eso está.
Estamos muy cómodos y muy agradecidos.
¿Les envían un mensaje a los abuelos?
-Alberto: Que los abuelos no se entreguen, que la vida es la más lindo que hizo Dios. Que traten de tener acciones buenas, siendo siempre positivos.
Es por ello que cuido tanto a mi viejita, porque la amo y es mi gran compañera de vida. Sigo enamorado de ella, como el primer día.
¿Viste cómo se viste ella? Es tan coqueta y linda. A todos lados que vamos, es sensación. No pueden creer que tenga esa edad. Y a mí tampoco me dan esa edad.
Tendríamos muchas historias agradables para contar del estar juntos, ¡ y todo lo que tenemos para estar! Solo estamos bajo el cuidado de Dios.
-Amanda: En la vida, creo que reuní tres posibilidades para hacer: Ministro de la Eucaristía, integrar un coro y volver a pintar.
Luché en mi vida para poder lograrlo.
Ahora que los chicos están ya grandes, puedo lograrlo si Dios me lo permite.
Pero quiero decirles a los abuelos que todo se puede, no se entreguen, que en la vida uno  puede lograr con la fe, todo lo que se proponga.
¡Un fuerte abrazo a todos los abuelos, de parte de los dos!







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...