Apuntes en borrador

FAUSTO. Volvió la fiesta de los reconocimientos a salteños destacados en nuestra sociedad por su trabajo y entrega en diferentes ramas, como la cultura, el deporte, la solidaridad, el desarrollo y la producción.

Si bien es organizado por la Asociación de Profesionales de la Comunicación (A.P.C.), fue numerosa la gente e instituciones que colaboró para que todo saliera como se pudo apreciar a través de la enorme Cadena Departamental de Radio, Televisión, Diarios y Portales Digitales. Fueron tantas las personas que en forma desinteresada realizaron su aportaron que nombrarlos a todos excedería rápidamente las dimensiones adjudicadas a esta columna, y podríamos cometer el pecado capital de omitir a alguien.

La ansiedad era grande en la gente. Cuando llegó el día, ese viernes sobre las 18 horas, aún los directivos de APC finiquitaban detalles de última hora, y al salir del Teatro Larrañaga, se encontraron con personas en sus puertas esperando la hora para poder ingresar. Esa espera de siete años culminó con un evento de más de dos horas y media. Seguramente queden detalles por corregir, siempre los hay, el análisis y balance posterior ayudará indudablemente a mejorar la propuesta para la próxima edición de los Fausto.

***

ESPÍRITU. Quien cerró esta fiesta del pueblo salteño, fue el comunicador y vicepresidente de APC, Carlos Ardaix, quien en dos minutos expresó con palabras claras y contundentes cuál es el sentido y espíritu de los reconocimientos que llevan por nombre el del joven periodista Fausto Carcabelos.

“Qué bueno la gente, que hace tantas cosas buenas. Y seguramente una cosa que contradice totalmente, por lo menos en espíritu de APC, es que estamos inundados de noticias que nos traen tristeza, dolor, desesperanza. Pensando muchas veces que el ser humano poco menos que está perdido, y el valor del ser humano está en la fibra de cada persona como las que estuvieron hoy aquí. Y que son muchos más que los malos”.

“El tema, es que siempre el bien es silencioso, no tira piedras, no rompe nada, no estraga, no amerita comentarios que van de un lado a otro, porque ‘¿viste cómo lo mató?’, ´cómo robó’. Y en definitiva, nos arruinan la vida que es hermosa. Precisamente vale la pena vivirla conociendo a personas como las que hoy estuvieron aquí dando testimonio concreto, las pruebas a la vista de que trabajan y viven por un Salto mejor, por un mundo mejor”.

“Ellos, son los ganadores no solamente del reconocimiento de APC sino de todo Salto. Gracias por lo que han hecho y que nunca se apague esa llamita”.

***

SIGUIENTE. Sin tiempo para el descanso, ya figura en el almanaque el Día del Periodista dentro de tan solo mes y medio, instancia en que APC realiza un acto para pensar y hablar de los grandes temas que nos conciernen a los comunicadores en el marco de un año electoral. Así que un año movido para todos, con mucho trabajo y mucho más aún por delante.

Hasta la semana que viene.

LEONARDO SILVA