Apuntes en borrador

CONTINUAMOS… Como escribíamos la semana pasada, a fines del mes pasado, Luis Fernando Ángel, miembro de la Junta Directiva de la Cámara de Comercio de Bogotá, publicaba en un importante medio de prensa una extensa reflexión que nos gustaría seguir compartiendo con ustedes, amigos lectores, por entender que se trata de un pensamiento inquieto que seguramente despertará el debate y la polémica.

***

REFLEXIÓN 2. «(…) Muchos piensan que la economía es dinero. Muchos piensan que la economía es la bolsa, y unos señores millonarios con sombreros que juegan al dinero. Muchos creen que la economía son las riquezas o una cosa aislada que no tiene que ver con ellos. No han entendido nada…

La economía es el sustento básico, La economía se afecta un poco por el sistema de salud, sin embargo, el sistema de la salud es quien depende de la economía para sobrevivir. La economía es tener alimentos en la mesa, quien transporte esos alimentos, quien los distribuya y quien los venda. La economía es poder ir a comprar esos alimentos y no morir de hambre.

La economía es que usted en su casa tiene energía, agua, internet y puede leer este artículo. Es que los hospitales tengan luz, tengan agua limpia, tengan suministros, tengan dinero para los médicos, tengan medicamentos.

La economía es que usted puede quedarse tranquilo en su casa provisionado, tomando vino, viendo Netflix y poniendo en Instagram #QuedateEnCasa mientras millones de personas en el mundo no tienen NADA que comer hoy porque no pudieron trabajar, viven en unos pocos metros cuadrados y no tienen Netflix para entretenerse mientras pasa la cuarentena, lo único que están viendo es si los mata primero el hambre o el COVID19 (y por cierto, soy partidario de quedarnos en casa, y he respetado al pie de la letra la cuarentena. PERO solo por corto tiempo).

Si la economía colapsa muchas personas no tendrán hogar, no tendrán salario. Por lo tanto, no tendrán alimentos, no tendrán como pagar un servicio médico y menos comprar medicinas. Si la economía colapsa no tendremos como pagar a los médicos ni sostener los hospitales. Los millones de pacientes que sufren de otras enfermedades no tendrán como comprar sus tratamientos, ni pagar sus medicinas o sus seguros. Si la economía colapsa, la salud ahí si colapsa.

La economía repito no es el dinero, es el motor de la civilización que conocemos hoy. Si queremos volver al trueque, si queremos volver a vivir sin energía, con escases de alimentos, sin bancos, redes o internet, pues ahí si digan: la economía no importa.

Pero por favor no sean tan hipócritas de no pensar en la economía cuando están escribiendo desde un smartphone o un computador, con energía, con wifi y tomando vino y diciendo que lo más importante es la vida, cuando hay cientos de personas que están allá trabajando en una planta o una empresa para que usted pueda tener esa energía y ese internet. ¿O acaso pensó que la hidroeléctrica la manejan desde una casa?»

Continuará… Hasta la semana que viene.