- Diario El Pueblo - http://www.diarioelpueblo.com.uy -

«Conjuntamos el Herrerismo más acendrado con el Wilsonismo más acendrado en la construcción de una nueva propuesta de un nacionalismo de pueblo para este tiempo»

Entrevista a Sergio Botana

El Grupo de Intendentes nacionalistas, que tuvo en el intendente de Maldonado, Enrique Antía, su expresión presidencial, alcanzó un acuerdo electoral con la histórica Lista 71 cuya candidatura a la diputación por Salto está a cargo de la Escribana María Eugenia Almirón. Esta semana estuvo en nuestra ciudad el exintendente de Cerro Largo, Sergio Botana, para sellar este acuerdo a nivel departamental. Dentro de su vasta agenda de trabajo, se hizo un tiempo para visitar la redacción de EL PUEBLO, para hablar de la marcha de la campaña electoral, a menos de un mes y medio de la primera vuelta presidencial y de la elección parlamentaria.

– ¿Cómo es el acuerdo que se alcanzó entre el Grupo de los Intendentes con la Lista 71?
– Es un acuerdo para la unidad del Partido Nacional, para contribuir a ello pero además para dar garantías de buen gobierno, para poner un equipo con capacidad de resolver, tanto en lo ejecutivo como en lo legislativo. Desde ese punto de vista, se ha conformado una propuesta política que atiende, no a las corporaciones sino a las personas, siendo sensibles a sus planteos y recogiendo su sabiduría para la resolución de los temas. De eso se trata. Y desde el punto de vista electoral, es una preciosa experiencia en la cual conjuntamos la presencia de la Lista 71 en el barrio montevideano y en los distintos departamentos con la presencia de gobernantes, intendentes o alcaldes, con presencia muy profunda en los pagos del interior. Conjuntamos el Herrerismo más acendrado con el Wilsonismo más acendrado en la construcción de una nueva propuesta de un nacionalismo de pueblo para este tiempo.

– ¿Cómo observa lo que debería ser un debate de ideas y propuestas a un mes y medio de las elecciones?
– La política ha cambiado mucho, se ha vuelto sumamente intuitiva. Hemos perdido la capacidad de tener los largos debates conceptuales, lo que no quiere decir que hayan desaparecido los conceptos. Las 20190911_104325 [1]verdades y las propuestas están, todo se ha comunicado de un modo que se percibe más por intuición que por transmisión, pero indudablemente las ideas para el funcionamiento de los gobiernos, de las economías y de las sociedades, siguen presentes.

– ¿Distorsiona en algo la aparición de las llamadas «fake news» y las redes sociales?
– Lo de las redes es un elemento sumamente democratizador que nos tiene que llenar de alegría a los que somos ciudadanos libres. Es buena cosa que no exista manipulación de la opinión pública. De cualquier modo, las redes tienen su alcance, que es el de las verdades personales. Las verdades, cuando son contundentes, siempre se respaldan con la acción de los medios, que tienen otro tipo de responsabilidades en ese sentido. Y lo de las fake news, no es otra cosa que el rumor o la vieja trampita o la distorsión que siempre es mala en todos los campos y no seré yo quien lo adivine.

– ¿Por qué estima que el pueblo uruguayo debería darle al Partido Nacional la oportunidad de ser gobierno a partir de 2020?
– Porque es un partido que está unido, sereno, con capacidad de articular con todos los otros partidos, incluido el actual gobierno, y porque tiene un candidato que es el único que se ha preparado de veras. Lacalle está trabajando en esto desde un par de años antes de la elección pasada, lleva acumulado kilómetros recorriendo, diálogos serenos y tranquilos con todos los ciudadanos de la República. Ha estado en todos los barrios, en todos los pagos, ha estado con todas las empresas, las grandes y las chicas, con las organizaciones empresariales, con los trabajadores en sus organizaciones compartiendo el día a día de cada uno. Ha dialogado con la familia, con los jóvenes, con los viejos, con todos, por lo cual, ha venido midiendo con sus técnicos el impacto de las distintas medidas, se ha tratado de rodear por un lindo equipo, con lo cual estamos frente a una garantía de por lo menos, de que se van a hacer bien las cosas.

– El gobierno ha dicho que el único proyecto de país que existe está en el Frente Amplio y que del otro lado no hay nada. Pero acotan que si gana la oposición, harán lo mismo que viene haciendo Macri en Argentina y Bolsonaro en Brasil.
– También decían que eran los únicos de la historia. Se olvidaron desde José Gervasio Artigas hasta nuestros días para pensar que eran una aparición milagrosa, única y de probeta. Y bueno, a Dolly no le fue muy bien, y a estos otros que fueron hechos por manipulación -en este caso- no genética sino ideológica, tampoco. No se gobierna con modelos ni se gobiernan modelos, se gobiernan realidades, y eso es lo que la ideología obnubiló a buena parte de estos elencos de gobierno. Pero servirá de aprendizaje también para el Frente Amplio y la gente bien intencionada que allí existe.
Los pueblos siempre nos van a dar lecciones a los partidos cuando agarramos por caminos erróneos, así que eso es bueno. Nos ha pasado a todos, también le pasará ahora al Frente Amplio.

– El mismo pueblo que un día le da gobierno con mayoría parlamentaria al Frente Amplio y que las encuestas dicen que ahora esa gente cambiaría su voto pensando en votar al Partido Nacional. ¿Por qué estima que se estén dando estos cambios tan radicales?
– Primero, por una desilusión de muchísima gente que confío en que el Frente Amplio traía consigo las soluciones a los dramas que aquejaban al ciudadano, quien hoy se ve desempleado, más endeudado, más comprometido hacia el futuro, viviendo entre rejas, con gurises que sabe que están aprendiendo poco en el sistema educativo, con una convivencia social que se va deteriorando, con escasísimos niveles de inversión pública, con un gobierno que gasta mucho más en pasado que en el futuro. Se invierten apenas 500 millones de dólares de nuestro presupuesto y se gastan tantos miles en pagar cosas del pasado. Eso ha generado una terrible desilusión. Pero también, a veces, por otras cosas, porque a veces se precisa más y otras veces menos Estado…

– Cuando usted se refiere a gastar plata en el pasado, ¿se refiere a la búsqueda de los desaparecidos?
– Me refería, en este caso, a otras cosas. Me refería a lo que pagamos de costos de intereses de la deuda, por ejemplo, y los gastos vinculados a la seguridad social que todos queremos pagar pero que son remuneraciones al pasado y que tienen que tener un nivel similar a ese de inversión hacia el futuro.
Y después el tema –para no escabullirme-, soy de los que cree que toda familia tiene derecho al conocimiento de la verdad y a encontrarse con los restos de sus familiares. Ese es un derecho que es inalienable y que todos tenemos que procurar que se efectivice realmente. En ese sentido, tenemos que hacer el máximo de los esfuerzos todos. Siempre pensé lo mismo, así que lo reafirmo. Entiendo que es una necesidad más allá de cualquier consecuencia.

– En caso que Lacalle Pou sea electo presidente, ¿cuál estima usted que debería ser el tema a encarar desde el día cero?
– Indudablemente el tema va a ser el de la economía, el de la economía financiera y la economía real.
Dentro de la economía real, por supuesto, hay que bajar los costos de los combustibles y de la energía, hay que generar una nueva inserción internacional y hay que empezar desde el vamos a desarrollar algunos de aquellos sectores de la economía con desempleo cero, como son los sectores de la informática o los de la biotecnología, ese tipo de sectores.
Desde el punto de vista financiero, va a haber que tomar algunas medidas. Hay un trabajo interesantísimo que ha sido publicado en estos días, que nos muestra cómo Uruguay ha llegado al tope de su capacidad de endeudamiento por el concepto de letras de regulación monetaria, que está pagando intereses en el orden del 1% del PBI, lo cual ya es insostenible.
En ese mismo trabajo se hizo un cociente entre el déficit fiscal y la base monetaria, y lo que era una relación de 1 a 5, ahora es una relación paritaria. Es decir que es igual el déficit fiscal que la base monetaria.
Hay que decir que si no podemos financiar el déficit con endeudamiento y lo vamos a financiar con emisión, lo que estamos arriesgando es a generar un fuerte proceso inflacionario.
Entonces, la herramienta monetaria está inhibida de uso para sacar las cosas adelante, indudablemente hay que recuperarla porque es una formidable herramienta para el manejo de las finanzas en cualquier país. Es la que más ayuda a sostener la estabilidad imprescindible para el funcionamiento normal de una economía.

– ¿Qué debemos esperar los uruguayos en los próximos cinco años en caso que las elecciones sean ganadas por el Partido Nacional?
– Deben esperar un país abierto al mundo, que se va a ir modernizando. Deben esperar un país donde va a existir trabajo y autoridad, y donde va a existir diálogo.

Perfil de Sergio Botana

Casado. Tiene 4 hijos. Es del signo de Escorpio. De chiquito quería ser político, «en realidad quise ser de todo». Es hincha de Cerro Largo.

¿Una asignatura pendiente? Ganar algún campeonato sudamericano de Judo. ¿Una comida? O un buen churrasco con huevo frito o un matambre a la leche. ¿Un libro? «La marcha de la locura», de Bárbara Tuchman. ¿Una película? Interestelar y El Padrino. ¿Un hobby? Hacer Judo. ¿Qué música escucha? Canto Nacional. ¿Qué le gusta de la gente? El amor, cuando la gente tiene cariño y admiro a la gente que es libre y rebelde con serenidad, sin estridencias. ¿Qué no le gusta de la gente? La acción egoísta o agresiva.

Leonardo silva