“No se cumple en ningún órgano del Estado la cuota para las personas con discapacidad, es lamentable, es una vergüenza”

La diputada Gloria Rodríguez, de la Lista 71 del Partido Nacional, estuvo hace unos días en nuestra ciudad, invitada por su sector político para hablar sobre su trabajo en los sectores más vulnerables de nuestra sociedad. Antes de ello, dialogó con EL PUEBLO.

- Usted tiene un perfil marcado en defensa de los derechos individuales de las personas, sobre todo de las más vulnerables, ¿de dónde surge esa vocación?
– Venimos del activismo social, siempre digo que soy una activista social que incursiono en la actividad política porque consideré que para buscar ciertas soluciones, quienes hemos trabajado durante tantas décadas en el área de la organización civil, nos dimos cuenta que hay que estar para participar, para poder presentar esas necesidades, esas vivencias que las tenemos de forma tan directa quienes trabajamos en la organización civil. Esa es mi preocupación, mi compromiso con los sectores menos favorecidos y también aquellos sectores que se sienten discriminados de una forma u otra. Hoy estamos celebrando la marcha de la diversidad, primer año que no participo en Montevideo de esta marcha, siempre he acompañado, desde cuando éramos pocos. He participado siempre porque considero que es una franja de nuestra población sumamente discriminada, y hay que estar. Por ese lado van mis preocupaciones. Gloria Rodriguez (1)
Y cuando algunos sectores hablan de “las minorías”, les recuerdo que esas minorías sumadas somos mayoría. Entonces, mi preocupación es por esas mayorías que generalmente son discriminadas o están sumergidas económica y culturalmente, y que no están representadas. Y por ahí también va mi lucha, y no por cuota, porque cuando surge el tema de las cuotas, siendo una defensora de la participación política de ambos sexos, fui la primera en decir que no a la cuota para la mujer porque entendía que nosotras tenemos que llegar por nuestro trabajo y por nuestro conocimiento. Pero después me di cuenta que la necesidad de esas acciones afirmativas o discriminación positiva como también se la llama, para poder estar, era necesario, por eso apoyé la cuota de la participación en política de la mujer, y soy una defensora de la paridad, a la que considero necesaria. Pero cuando digo no por cuota de las minorías, es porque lo primero que dicen es que vamos a tener cuotas para los afros, para la diversidad sexual, para esto, para aquello. No. Pero sí la necesidad de que se participe, que se abra el espectro para que todos podamos estar, participar y reclamar. Siempre digo, hay que legislar “con” y no “para”, porque generalmente se legisla “para” y no “con”.
Entonces, cuando usted me pregunta, ¿por qué siempre trabaja por los más necesitados? Bueno, porque considero que los más necesitados tienen que estar, participar y ser consultados, que lamentablemente son los menos de los casos, no se consulta y de todas formas se toman decisiones. Vengo trabajando muy fuertemente también con el tema de la discapacidad. Uno de los temas de los que se hace gárgara es el de las cuotas para las personas con discapacidad en el Estado, cuotas para las personas con discapacidad en las empresas privadas. En el Estado no se cumple la cuota para las personas con discapacidad, es lamentable, es una vergüenza, no se cumple en ningún órgano del Estado. Y ahora votamos para lo privado, yo no voté porque considero que las empresas privadas deben tomar personas con discapacidad, pero que el Estado también cumpla porque exigimos y exigimos, y luego nosotros no cumplimos. Entonces, todos esos temas lo venimos trabajando, estudiando porque hay que aggiornarse en estos temas, ¿y con quién? Directamente con la gente. Hoy estamos en Salto para hablar con un grupo de compañeras y de compañeros sobre las políticas sociales, una mirada hacia las mismas, cómo se vienen implementando, cómo lo vemos nosotros, qué propuestas tenemos. Ese es nuestro trabajo y nuestro humilde aporte a la ciudadanía, porque nosotros como legisladores estamos para eso. Tenemos que ser servidores y brindar lo poco o mucho que podamos aportar, pero lo tenemos que brindar y darlo a conocer a aquellos que han depositado su confianza en nuestra gestión.

- Y lo viene haciendo desde la Lista 71 del Partido Nacional que identifica al Herrerismo, ¿cómo se siente trabajando políticamente desde ese sector?
– Desde que comencé a votar, voté siempre dentro del mismo sector. Y sí, estoy trabajando desde la Lista 71, desde el Herrerismo, el mismo que no hace mucho, este mismo año, hizo un gran congreso a nivel nacional, que cuando allí hicimos uso de la palabra dijimos que somos ese Herrerismo que es la conjunción entre la experiencia y la renovación porque el Herrerismo hoy no es el Herrerismo de la época del viejo Herrera, cuando él se encontraba con una sociedad integrada, tolerante, que no es la que vivimos hoy. Entonces, debemos aggiornarnos a los nuevos tiempos. ¿Eso significa que el Herrerismo pierde su esencia? No, no la pierde, nos actualizamos a lo que se está viviendo sin dejar de respetar a queridísimos compañeros y referentes del Herrerismo como el senador Luis Alberto Heber, como los diputados Gustavo Penadés, Jaime Trobo, el senador José Carlos Cardoso, referentes históricos del Herrerismo que han dejado muchísimo y que se han destacado en su actividad parlamentaria. Nosotros venimos al Herrerismo con una mirada, no sé si diferente. Trabajamos directamente con el Alcalde del Municipio CH de Montevideo, que a su vez es mi suplente en la Cámara de Diputados, con quien compartimos los mismos sentimientos y la misma visión de la política. No es en desmedro de nuestros compañeros, que también lo han hecho durante muchísimos años, pero nosotros hacemos un trabajo muy directo con la gente, desde la participación y la inclusión en nuestros equipos de trabajo, como el referente barrial. Salimos asiduamente, no nos quedamos adentro del despacho. Obviamente que cumplimos con nuestra tarea legislativa, como corresponde, pero también cumplimos con aquellos que nos votaron. Y hacemos ese trabajo social, que muchas veces se confunde qué es lo social. Vivimos en la sociedad, y la seguridad es una política social, igual que la salud, y lo trabajamos en clave de los derechos humanos, a los que debemos reivindicar cuando este año estamos celebrando los 70 años de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, reivindicarlos porque como que nos hemos quedado un poquito con ese tema. Siempre lo digo, estoy de acuerdo y considero que aún falta muchísimo para saber, para investigar, sobre esa época tan dura y oscura que vivimos durante la dictadura, sobre los desaparecidos hay mucho para investigar, necesitamos saber mucho más, no nos podemos olvidar de los derechos humanos anteriores a ese período pero también tenemos que trabajar por los derechos humanos de ahora…

- ¿Qué pasa con los derechos humanos de ahora?
– Mire, la seguridad es un derecho humano que hoy está siendo vulnerado. Hoy el uruguayo no se siente seguro, vive con miedo, el uruguayo perdió la felicidad…

- ¿Por qué?
– Porque el miedo nos saca la felicidad. También hablemos de la educación, ¿qué podemos decir de ella y de la salud? Entonces, miramos muchísimo todas esas áreas en clave de los derechos humanos, por eso trabajamos muchísimo en lo social. Y a veces hay quienes hablan de lo social como algo secundario, y lo social es la base de todo, primero de la familia, también de la comunidad y es la base del Estado.

- Pensando en el Parlamento, donde se encuentran 130 legisladores, representantes del pueblo uruguayo, me pregunto, ¿es realmente representativo? Porque si realmente lo fuera, ¿no debería haber mucho más mujeres legisladoras, por lo menos la mitad, más legisladores afrodescendientes, más diversidad de género?
– Yo considero que sí, que es representativo porque es la sociedad la que vota al parlamentario, es el ciudadano quien vota, entonces sí, son representativos…

- Pero quienes arman las listas con los candidatos son los sectores de los partidos políticos, el ciudadano solo puede votar lo que se le ofrece. Resulta incluso paradójico que luego de la ley de cuotas, está Legislatura tenga menos mujeres que el período anterior…
– Considero que quienes estamos ocupando bancas en el Parlamento representamos a la sociedad, le reitero, porque fueron votados por la ciudadanía, tal cual establece la Constitución de la República. Ahora, lo que podemos preguntarnos es qué pasa con los partidos políticos, si realmente los partidos políticos están actuando como la sociedad está reclamando. Ah, eso sí. Los partidos políticos, ¿observan cuando se realiza la marcha del 8 de marzo? Los partidos políticos, ¿observan la marcha de la diversidad? ¿Los partidos políticos observaron cuando las personas ciegas y de baja visión cortaron la calle, algo increíble que nadie dio bolilla, que en este país personas ciegas frente al Ministerio de Desarrollo Social cortaron el tránsito porque sus reclamos no son oídos ni son consultados? Bueno, ahí sí, tenemos que hacer un llamado a los partidos políticos si realmente están escuchando y observando lo que la sociedad está reclamando. Hace un rato estuve leyendo una publicación donde decía que ya no se cree en la política. No, en realidad no se cree en los políticos. Yo creo en la política, ahora los otros, los políticos somos hombres y mujeres que a veces derrapamos mal. Y esa falta de credibilidad también pasa por no ser escuchada la ciudadanía. Por eso, no es que no se crea en la política, no se cree en aquel que dice que me está representando y como el voto es obligatorio tengo que votar. En ese sentido, considero que estamos fallando todos, y me pongo primera en la lista porque me considero una mujer política y debo también trabajar en una de las tareas que estoy realizando, quizás en soledad.
Soy la única legisladora afrodescendiente, y todavía mujer, en un país que se ha caracterizado por su democracia, pero esto entonces habla muy mal de nosotros, cuando hacemos gárgara de la equidad, de la participación, de la no discriminación, y cuando vamos a los hechos, eso lamentablemente no está representado. Si mañana tenemos un legislador con discapacidad y debe ingresar en sala en silla de ruedas, no lo puede hacer, porque no está previsto.

Perfil de Gloria Rodríguez:

Separada. Tiene dos hijos. Es del signo de Escorpio. De chiquita quería ser partera. Es hincha de Nacional.
¿Una asignatura pendiente? Tengo un viaje pendiente al Congo, porque mis ancestros vienen de allí, y por diferentes motivos no he podido concretar ese viaje.

¿Una comida? Frijoles con arroz.

¿Un libro? La Biblia.

¿Una película? La sonrisa de mamá.

¿Un hobby? Caminar.

¿Qué música escucha? El jazz.

¿Qué le gusta de la gente? La sinceridad.

¿Qué no le gusta de la gente? La mentira.

Entrevista de Leonardo Silva