“La música y el canto son una pieza importantísima en mi vida”

Stella Moreira Rodríguez (36) – conocida en el ámbito artístico como Stella Moreira –  es una salteña radicada en Concordia desde hace varios años, dueña de una voz excepcional – que nada tiene que envidiar a las mejores vocalistas del mundo.
Ese maravilloso don la ha llevado a conquistar importantes escenarios de los países vecinos y también de México.
Nació y se crió en la zona céntrica concurriendo a la Escuela No. 4.
“Mi niñez fue muy linda, tanto en la escuela como en la familia… siempre me acompañó el canto ya que empecé desde muy chica con esta profesión. La música para mí es todo…. creo que no me imagino mi vida sin cantar, es lo que amo. Stella es madre de dos niñas;  Aylin (8)  Irina  (3). Luego de más de veinte años con el Grupo Éxodo se retiró y hoy emprende otros proyectos musicales. “Ahora estoy más tranquila con el tema de viajar.
La música y el canto son una pieza importantísima en mi vida…. pero mis hijas lo son todo” – reflexiona.
Stella Moreira Rodríguez (36) – conocida en el ámbito artístico como Stella Moreira –  es una salteña radicada en Concordia desde hace varios años, dueña de una voz excepcional – que nada tiene que envidiar a las mejores vocalistas del mundo.
Ese maravilloso don la ha llevado a conquistar importantes escenarios de los países vecinos y también de México.
Nació y se crió en la zona céntrica concurriendo a la Escuela No. 4.
“Mi niñez fue muy linda, tanto en la escuela como en la familia… siempre me acompañó el canto ya que empecé desde muy chica con esta profesión. La música para mí es todo…. creo que no me imagino mi vida sin cantar, es lo que amo. Stella es madre de dos niñas;  Aylin (8)  Irina  (3). Luego de más de veinte años con el Grupo Éxodo se retiró y hoy emprende otros proyectos musicales. “Ahora estoy más tranquila con el tema de viajar.
La música y el canto son una pieza importantísima en mi vida…. pero mis hijas lo son todo” – reflexiona.
¿Qué recuerdo conserva de esos primeros tiempos?
-“En la escuela recuerdo a mis compañeros, que de hecho… con algunos tengo contacto, también con maestras.
Los recuerdos más importantes son con mi familia.
Desde las mesas largas en las navidades, cumpleaños…. los domingos ir a la casa de la abuela a comer con toda la familia….eso me encantaba…
Recuerdo cruzar a la canchita de Paso del Bote a jugar.
¿De dónde surge su veta musical?
“En realidad no sé bien cuál sería mi veta musical…. ya que cultivo varios estilos.
Y les aseguro que todos me gustan. Unos más que otros, pero disfruto mucho al cantar, lo que sea”.
¿Recuerda su primera vez frente al público?
-“La primera vez que pisé un escenario, fue cuando tenía 7 años. Hoy miro mi hija Aylin que tiene 8 y me pregunto: Pensar que a esa edad yo ya había empezado a cantar y recorrer escenarios. ..
El primero exactamente no me acuerdo. . . Pero fue de la mano  de María Duré y con el grupo Salto Niño, que después paso a llamarse Burbujas.
¿Es consciente de lo que genera con su voz?
-“Si la gente no me lo dice yo no pongo atención en ello…. sé que es muy importante y me doy cuenta cuando la gente se me arrima emocionada…. y como que ahí caigo que algo pasa”.
¿Actuaciones que hayan quedado para el recuerdo…?
-Actuaciones memorables tengo muchas…. pero hay una que me impresionó como cantante que soy.
Gracias a Dios he recibido muchos aplausos; principalmente cuando interpreto la canción I will always love you (Siempre te amaré) y siempre es muy gratificante escuchar esos aplausos.
Pero un día cantando ese tema en el Salto Hotel y Casino en el medio del salón había una señora bastante grande.
Estaba terminando de cantar y la miro y la señora estaba haciendo todo lo posible para pararse,  hasta que pudo y solita empezó a aplaudirme.
Y así toda la gente que estaba allí la siguió.
Ver esa situación fue muy fuerte…. no sé por qué…. con decirles que por primera vez no alcancé a terminar el tema…. y me largué a llorar tanto…. pero fue emoción pura para todos creo”.
¿Cuándo se integra al grupo Éxodo?
“Tenía quince años recién cumplidos cuando lo conocí a Juan Carlos De Lisa. Apareció con “Coto” Forrisi en el club Uruguay a escucharme.
Allí fue que surgió la propuesta. … después fueron hablar con mis padres. En ese entonces conformamos el dúo Juan Carlos y Stella.
Luego se formó el grupo Éxodo, con la llegada de otros integrantes”.
¿Qué le significó su radicación en México para su carrera artística?
-“Fue muy importante…. en México aprendí muchas cosas…. estar lejos de nuestras raíces nos hace valorar mucho más, todo.
Conocí muchos músicos muy buenos de los cuales tuve una gran enseñanza.
La grabación del disco surgió justamente con uno de esos músicos Juan Robles… para mí el mejor pianista que conocí.
Gracias a Dios he conocido muchos músicos…. y tuve el placer de compartir con los mejores.
Como por ejemplo mi gran amigo Matías Solanas (músico concordiense).
Realmente es de otro planeta… absolutamente fuera de serie.
Y por sobre todo es buena persona…. humilde.
Creo que su humildad lo hace aún más grande”.
Ahora con todo esto del carnaval en Concordia…. también tengo el privilegio de compartir con el Waly García, un maestro de la música… y con el mejor baterista que conocí a lo largo de mi carrera, Sebastian Arlettaz.
Sin dudas, el mejor de todos…. y por supuesto todos los hostios.
El grupo De la Hostia está compuesto por excelentes músicos”.
¿Qué le dejó la experiencia del Soñando por Cantar?
-“El Soñando por Cantar fue una experiencia única e inolvidable. …  experimentar ello en la tele…. saber que miles de personas te están viendo o que tu ciudad está pendiente de esa noche en la cual vas a salir.
Fueron días de muchos nervios…. pero fue hermoso. …. conocer gente que lucha por un sueño… era como hablar un mismo idioma”.
¿Cómo vive por primera vez su integración a una escuela de samba?
-“Imperio llegó a mi vida en un momento muy especial… yo recién había salido del grupo Éxodo.
Aunque la propuesta estaba cada año, por una cosa u otra no lo podía hacer.
Pero siempre quise integrarme artísticamente al carnaval…. y qué mejor que acompañada de músicos de mucha experiencia.
Es algo muy diferente a todo lo vivido.
El cantar y escuchar la batería acompañándonos no tiene comparación alguna.
Ver la gente como nos alienta, cuando empieza la música con toda la gente de la comparsa es una fiesta total…
No podes evitar tanta adrenalina…. cada sábado antes de salir se me eriza la piel.
Luego de un largo camino recorrido ¿Qué balance hace de su vida profesional y personal?
-“Creo haber cultivado mucho a nivel profesional he aprendido de mucha gente a lo largo de este camino.
Me gusta aprender todos los días….uno nunca termina de aprender. La vida es así.