Con el uniforme siempre listo

Con el comisario Giovanni Bacci, vocero de la Jefatura de Policía de Salto.

Enamorado de la profesión policial, ha pasado varios años al frente de las investigaciones de los casos más sonados en el departamento, y actualmente es la cara visible de la Jefatura de Policía en materia comunicacional. Es originario del barrio Ceibal, pero su vida pasó entre las alegrías que le dio el barrio con su entorno natural y la experiencia de tener que hacer dedo, para ir al liceo. Luego la Policía hizo el resto. Con el comisario Giovanni Bacci, vocero de la Jefatura de Policía de Salto nuestra sección semanal.fotoaldorso2808

1- ¿Dónde nació? ¿Dónde estudió? ¿En qué barrio se crió y qué recuerdos tiene de su infancia?
En Salto, año 1970; concurrí a la Escuela 9 del Barrio Ceibal, (de la cual, me enorgullece decir, fui abanderado del pabellón Nacional cuando era por nota de 1ro. a 5to.), donde pasé la mayor parte de mi infancia, puesto que vivíamos con mis abuelos maternos en la Avenida Paysandú (ahora Ferreira Aldunate), frente a la añeja, pero incluso hoy en pie y funcionando, Herrería de Maquiavello. Por razones laborales de mis padres tuvimos que mudarnos a una chacra en una zona cercana a Salto Grande, desde donde veníamos con mis hermanos, a la Escuela 81 del Parque Solari, y al Liceo 3 haciendo dedo, porque no había línea de ómnibus, todos los días ida y vuelta. Para hacer 3er. de liceo, y llevado ya por la vocación, lo hice en el Liceo Militar Nº 2 Gral. Rivera que estaba en la ciudad de Durazno.
Los mejores recuerdos de mi infancia se reparten entre las interminables tardes de juegos con los gurises de la cuadra y del barrio, en el campito al lado de la herrería, las escapadas al arroyo Ceibal, el baby futbol de Sol de América, y por otro lado las inolvidables y entrañables vivencias de la vida en el campo, ayudando en las tareas propias de la actividad de una chacra, con los animales, plantando y todo lo que hace a la vida cotidiana rural y también e infaltables las cotidianas “arterias” en el monte y Arroyo San Antonio, y siempre con mis queridos hermanos Fabio y Artigas.

2- ¿Cómo se compone su familia actual y qué hacían sus padres?
Soy padre de cuatro hijos, los dos primeros ya adolescentes, soy casado con Silvana Márquez que es abogada de profesión, con quien también compartimos la vocación de servicio policial en la Jefatura de Policía de Salto y tenemos dos pequeños niños de 6 y 2 años.

3- ¿Por qué decidió ser Policía, qué lo inspiró a elegir esa profesión?
Sin familiares directos vinculados a la profesión de las armas, mi vocación de servicio a mi país nació desde niño, ya cuando entré al liceo en Salto tenía la intención de ir al Liceo Militar, lo cual hice en el año 1985 y por los cuatro años venideros (después en el Liceo Militar General Artigas de Montevideo), a los cuales tengo que agradecer, principalmente, a mi querida viejita que me contuvo emocionalmente, por lo que significa estar lejos de la familia y económicamente puesto que además en sus tareas como dependiente en la policlínica de Ceibal, hacia tareas de costura particulares, para poder ayudarme. Ya con más edad, y ayudado por la madurez del tiempo transcurrido en la faz militar, pude ver que mi vocación de servicio me llevaba a identificarme con la función policial y es así que en año 1990 ingreso a la Escuela Nacional para Oficiales de Policía como cadete; pero puedo decir con total franqueza, que recién uno aprende a descubrir la real vocación por la Policía cuando comienza a ejercer el servicio, lo cual hice Oficial en la Jefatura de Salto, primero en la Seccional 3ra., y luego por 18 años en la Dirección de Investigaciones y concomitantemente también a cargo de la entonces Policía Técnica.

4- ¿Por cuántas reparticiones ha pasado desde que ingresó hasta la actualidad?
Comencé en la Seccional 3ra. en el año 1993, donde estuve unos pocos meses, para después pasar a la Dirección de Investigaciones , para estar a cargo de la recién creada (por el entonces Jefe Dr. Néstor Albisu) Brigada Departamental de Narcóticos. Por 18 años me desempeñé como oficial en la Dirección de Investigaciones, estando a cargo de distintos departamentos, Narcóticos, Operaciones, y Policía Técnica, por la haberme especializado en Criminalística, llegando a ocupar el cargo de Sub Director; luego fui designado en el año 2011 como Director de Administración pero continuando a cargo hasta principios del año 2015 de Policía Científica. Las necesidades del servicio hacen que muchos policías se deban desdoblar en varias funciones a la vez, por lo que concomitantemente con esto, entre los años 2011 y 2012 también estuvimos a cargo del departamento de Gestión de Calidad, donde se llevo adelante el proceso de modernización de las oficinas de atención al público que vemos hoy día en la Jefatura y en las Dependencias urbanas. Actualmente como Jefe de Ayudantía de la Jefatura, a cargo del departamento de Gestión de Calidad y como vocero de esta Unidad Ejecutora.

5- ¿Qué siente que ha cambiado en todos estos años, la forma de trabajo, la dinámica, el contacto con la población?
Si bien, la tarea que desempeñamos exige siempre de nosotros el mejor de los esfuerzos la profesionalización de la Policía es un norte constante, la modalidad y conductas criminales hacen que tengamos que estar en constante desarrollo, como fuerza y como profesionales de la seguridad Pública; el reciente cambio en la legislación Procesal en lo Penal nos plantea un enorme desafío de adaptación a los cambios, más aún a los más veteranos que tienen que migrar de un sistema en el que venían trabajando desde hace años a uno nuevo, con distintas acepciones en lo que atañe directamente a nuestro accionar; y obviamente la modernidad, para afrontar las distintas modalidades delictivas actuales, hacen que los sistemas de trabajo sean más dinámicos que las que se presentaban en otras épocas, donde los destacamentos o quioscos policiales eran los Pilares del acercamiento a los vecinos, hoy el contacto sigue siendo, además de más rápido, también directo pero menos parsimonioso que en esa epoca, a través de los actuales sistemas de patrullajes motorizados, G.R.T, P.A.D.O., Policía comunitaria etc.

6- ¿Cómo impactó el avance de la tecnología en la preparación de los funcionarios policiales para ejercer su función?
En este aspecto tendríamos que dividir en dos aspectos, el primero para los migrantes a la tecnología (en general), que son los policías más veteranos que tuvieron que adaptarse a los sistemas de gestión que exige la dinámica de trabajo actual, lo cual, con el esfuerzo, conciencia y voluntad de superación, pudieron lograr a cabalidad; los autóctonos a la tecnología, pudieron adaptarse más rápidamente y con menos inconveniente para su tarea personal, todos basados en los cursos brindados por las aéreas especializadas. Y desde hace unos años, los cambios en el sistema de capacitación de los programas educativos de la Escuela Departamental para la Escala Básica, hacen que estén incorporados todos los sistemas de gestión actuales a su curricula para que al egreso estén absolutamente capacitados para la totalidad de lo que la función policial le exige.

7- ¿Ser vocero de la Policía en todos los casos, los positivos y los negativos, es una tarea que se le ha hecho difícil por la vorágine de la información en estos tiempos o ha podido aggiornarse?
Como cada una de las tareas que me ha tocado desempeñar en la Policía a lo largo de estos casi 29 años de labor, plantea sus vicisitudes y desafíos; para este caso el cuidado de las expresiones se tornan fundamental, en atención específica al rol que se cumple como comunicador de los hechos objetivos acontecidos desprendiéndolos de opiniones personales o juicios de valor al respecto.
Otro aspecto, entiendo positivo, es que la función exige mantenerse al tanto de todos los eventos que acontecen en las jurisdicciones de esta Jefatura, lo cual permite tener y poder brindar a los medios de comunicación las noticias relevantes, de primera mano y en versión oficial, cuando las circunstancias lo permiten.

8- ¿Estar conociendo la realidad de un tema tan importante como la seguridad del departamento todo el tiempo, lo lleva a seguir teniendo optimismo en la vida y en las cosas que hace?
Obviamente que si, el optimismo es un norte, tanto en la vida profesional como en la particular; el conocer directamente la situación en nuestro departamento, y la evolución de las dinámicas de trabajo en las estrategias policiales para el combate del delito, tanto de quienes planifican, hacen y mejoran la estrategia, como de los que con su esfuerzo y compromiso llevan a campo esas estrategias, hacen que ese optimismo se renueve día a día.

9- Está vinculado al fútbol de los más chicos ¿es una tarea que le apasiona o lo hace como hobby?
Si. Si bien hace años que sigo el fútbol infantil en razón de que mis hijos más grandes juegan desde chicos, este año estoy dirigiendo la categoría de Pre Baby (hasta 6 años inclusive) de Nacional Fútbol Club, donde tengo un pequeño jugando, y fue la motivación inicial para quedar al frente del equipo junto con otro padre cuando, por circunstancias laborales, el técnico que estaba tuvo que dejar. Si bien, el tiempo no es un bien que me sobre, me aboco con esfuerzo y dedicación a orientar en ese deporte a los niños, que devuelven el esfuerzo con su alegría y ganas de jugar y divertirse.
Todavía no me atrevería a decir que me apasiona, porque es el primer año haciéndolo, pero cada semana que pasa y viendo las ganas que los pequeños le ponen al juego y la evolución que muestran hacen que el entusiasmo vaya en aumento; es por eso, y por el respeto hacia ellos, hacia los padres, a la institución y a uno mismo, que estamos haciendo, junto con un padre compañero de equipo, el curso de orientador técnico de ONFI.

10- ¿Si tuviera que empezar de nuevo, volvería a elegir la misma profesión?
Simplemente, sí. Muchas veces, las aristas negativas de la vida policial a lo largo de la carrera, hacen que decaigan los ánimos, pero al final del día, pasando raya, valorando en su justa medida aciertos y errores, puedo decir con total convencimiento, sí, volvería a ser Policía.

Hoy por: Hugo Lemos Valerde







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...