PLANIFICACIÓN ESTRATÉGICA

¿Qué quiere decir la palabra estrategia? Y ¿planificar?…
Según la Real Academia Española la estrategia en un proceso regulable, es un “conjunto de las reglas que aseguran una decisión óptima en cada momento”; y la planificación: “Plan general, metódicamente organizado y frecuentemente de gran amplitud, para obtener un objetivo determinado, tal como el desarrollo armónico de una ciudad, el desarrollo económico, la investigación científica, el funcionamiento de una industria, etc..”
Es importante y fundamental que toda empresa tenga una estrategia, que sea dirigida por medio de una dirección estratégica, la que se puede definir como: “el estudio de los procesos y contenidos del análisis, la formulación, definición e implementación de la misma”.
Esa estrategia es la mirada al futuro que una empresa quiere apostar y el modo de alcanzarlo, teniendo con esto un esquema que da coherencia, unifica e integra las decisiones de la empresa, actuando como un armazón conceptual que da sentido a toda decisión en la misma.
….”Una estrategia es un traje hecho a medida de cada organización y de la situación en que se utilice, es decir, del entorno de los sectores en los que la empresa quiere actuar….”
Dependiendo de la magnitud de la organización que estamos trabajando podemos identificar diferentes niveles de la estrategia:

• Dentro de la estrategia corporativa se define qué tipo de empresa se quiere ser, los negocios en los que se quiere operar. Algunas de las tareas fundamentales para realizar a la hora de pensar en la estrategia corporativa es definir su ámbito de actuación, su misión. Asimismo deberá plantearse la visión indicando los términos generales sobre la relación con los distintos grupos que tienen interés sobre la misma, la filosofía corporativa, su código fundamental de actuación.
Como último punto y como punto importante es identificar las bases diferenciadoras frente a la competencia, las llamadas fuerzas motrices, las que son claves para el éxito.
• A lo que refiere la estrategia de negocios la misma analiza la estrategia en cada una de las líneas de negocios, identificando la estructura del sector en la que se apuesta la que es específica en cada situación.
Estudiando el posicionamiento con respecto al resto de los competidores se identifican cuatro elementos fundamentales:
A. el posicionamiento (el modo de cómo la empresa decide competir)
B. competencias distintivas (son los conocimientos y habilidades donde se pretende apoyar para conseguir una posición ventajosa y perdurable en su posicionamiento)
C. Cambios estratégicos (es el modo que se pretende utilizar las competencias distintivas para actuar en el posicionamiento escogido)
D. Los objetivos concretos (tener objetivos concretos y cuantificables).
• Las estrategias funcionales apunta más a la realidad operativa de la empresa, maximizando la contribución de los recursos asignados al logro de las funciones departamentales.
Teniendo estas estrategias definidas o pensadas, da un marco para disponer de pautas coherentes y operativas que determinan un actuar adecuado para la toma de decisiones.
Una vez que entendemos que es la estrategia, entendemos la importancia de tener una planificación estratégica y más aún, tener claro que no basta con gestionar recursos sino que liderar y llevar adelante una empresa es justamente dirigir su estrategia, debemos plantearnos el mecanismo, procedimientos y los puntos a considerar para la implementación de la misma.
Uno de los requisitos previos a la planificación es el análisis de la situación actual de la empresa la que comprende aspectos como:
– Análisis de la empresa donde el mejor mecanismo es un análisis FODA (Fortalezas-Oportunidades-Debilidad-Amenazas)
– Análisis del entorno, donde se analizan aspectos como le mercado, la situación económica, mercado de capitales a lo que refiere los inversores y rentabilidades previstas, mercado de trabajo, competencia, entorno político entre otros.
– Evaluación de la empresa con respecto a ese entorno
Una vez que este análisis previo el que da un panorama de cómo está la empresa, como esta parada frente a sí misma y a su entorno, se analizará el proceso de planificación propiamente dicho.
Proceso de planificación
Dicho proceso permite formalizar la planificación como un proceso de decisión que permite la ejecución de un programa a partir de un conjunto de objetivos estratégicos.

Otros dos puntos importantísimos a la hora de la implementación del plan o proceso de planificación son:
– la capacidad de adaptación del mismo y
– los costos de la planificación.
Este proceso, conlleva una inversión tanto a nivel corporativo como a nivel de unidad de la organización.
Ese “costo-beneficio” se contrasta con la mejora de resultados y el costo de la planificación son la base para tomar la decisión de distribuir los recursos entre, recursos asignados a la planificación y recursos asignados a la ejecución.
Como último punto, una de las identificaciones importantes que se debería realizar dentro de los costos de la planificación, es la diferenciación y la creación de centros de costos y centros de beneficios o unidades productivas.

Cra. Virginia Rodriguez
Bibliografía utilizada:
– “Estrategia y dirección estratégica” – Joan E. Ricart en lo que se aprende en los mejores MBA – “Planificación estratégica” – Antonio Drudis








  • Otras Noticias...