A la espera en intervenciones quirúrgicas el Hospital de Salto tiene que resolverlo con el apoyo de ASSE

Ex subsecretaria y actual diputada, Cristina Lustemberg, del Frente Amplio dijo que «esa lista significa (que hay) muchas personas esperando»

Fue la subsecretaria de Salud cuando empezó el segundo gobierno de Tabaré Vázquez en el año 2015. Pero luego renunció para asumir una banca en la Cámara de Diputados. Cristina Lustemberg es ahora candidata al Senado por la Lista 182 agrupación PAR, que en Salto lleva como candidata a diputada a la contadora Andrea Malvasio. Ayer en Salto, después de una rueda de prensa, fue abordada por EL PUEBLO, por su visita a los centros de salud de nuestro medio.

-Estuvo en el Hospital de Salto, después de haber sido subsecretaria de Salud durante este gobierno, de haber trabajado particularmente en la Cámara de Representantes con los temas de salud; ¿cómo encontró el Hospital público del departamento?
El Hospital público del departamento, es un Hospital que tiene mucha trayectoria en los procesos de descentralización en esta región, no solamente en este departamento; tiene muchos logros, como el del CTI Pediátrico y Neonatal, lo cual, es algo que como viceministra de Salud me tocó liderar con el Ministro (Jorge) Basso y, con la Administración de Servicios de Salud del Estado (ASSE), y con el Centro Médico, porque, el CTI Neonatal y Pediátrico es el único del país de complementación público – privada.
Hoy, me tocó recorrer el Departamento de Emergencia Pediátrica, en un departamento y en una puerta de emergencia como la de éste Hospital, donde se tiene un gran volumen de pacientes, encontrando que hoy hay una infraestructura, dos pediatras de guardia, un equipo de enfermería, que realmente, está capacitado en la atención de niños grandes, veo cómo avanza pero, también, veo dificultades que siguen habiendo, como por ejemplo, fortalecer el área de maternidad.
Estuve recorriendo la cocina, la que, también, hace muchos años la conozco y sé que son áreas que a veces no son visualizadas en el proceso de desarrollo hospitalario y que cumplen una función muy importante. Después, recorrí la UBA 1, que forma parte de la Red de Atención de Primer Nivel, que en éste departamento con el diseño geográfico, el área de cono sur urbano y el área rural, tiene mucha importancia, y, ahí, estuve conversando sobre los avances que se han tenido, pero, también, de que hay que fortalecer el proceso de descentralización de recursos humanos. La atención de la farmacia, por ejemplo, ya es un tema que me desvela desde hace mucho tiempo, ya que conozco el proceso de Salto, de descentralizar la atención de medicamentos, también, en los centros de primer nivel. O sea, vi fortalezas que se vienen desarrollando pero, también, vi que es un Hospital de mucho volumen, que es un hospital de referencia en muchas áreas, por lo que me gustaría que esté más fortalecido.
-Hay un problema en particular que se da en el block quirúrgico, con la lista de atención de pacientes donde hay unas 600 personas en espera; ¿es posible que ese tipo de cosas?
A mí me preocupa muchísimo. Yo renuncié a ser viceministra de Salud, después de trabajar y realmente sentirme que estoy comprometida con los avances que ha tenido nuestro país en la puesta en marcha del Sistema Nacional Integrado de Salud (SNIS), que ha permitido que hoy, nuestro país tenga indicadores de avanzada en la región; invertimos un 9,5% del Producto Bruto Interno (PBI) en el desarrollo del Sistema Nacional Integrado de Salud. ASSE se ha fortalecido en los últimos años pero, me desvelan los temas vinculados a la calidad del proceso de atención. Los tiempos de demora de interconsultas, los tiempos de espera en intervenciones quirúrgicas, así que entiendo que es un problema que el Hospital de Salto tiene que resolver con el apoyo de la Administración de Servicios de Salud del Estado, en que, realmente, tener esa lista de espera, significa, muchas personas esperando para ser intervenidas quirúrgicamente.
Gestionar la salud es muy complejo, no se resuelve fácilmente, porque requiere de un diseño de gestión de recursos humanos. El block de Salto, yo creo que, tiene un volumen de pacientes que debería de tener menos tiempo de espera, así que, me llevo una listita para trabajar con el Dr. Alarico Rodríguez, Gerente General de ASSE, con el Presidente de ASSE, Dr. Marcos Carámbula, de cosas que he visto avances en el Departamento de Salto, pero, de cosas que, también, hemos corroborado que tiene algunas dificultades, de las que soy muy consciente de que las tenemos que corregir y mejorar.
-¿Fue un acierto del presidente de ASSE Marcos Carámbula hacer concursos para el cargo de Dirección de Hospitales?
Creo que todo lo que tiene que ver con mejorar los procesos de gestión y de transparencia -los concursos siempre dan cristalinidad a los procesos de selección-, siempre digo que hay que tener, cuando uno elige en un proceso de gestión y en un concurso a quienes van a dirigir estructuras hospitalarias, experiencia, un proyecto, y hay que tener un seguimiento con indicadores de resultados, para ver, específicamente, cómo se conjugan, personas que tengan experiencia en la atención clínica, personas que tengan formación en la gestión y, personas que tengan mucho compromiso con resolver los problemas en cada una de las estructuras hospitalarias.
ASSE se debe una reestructura mayor; las direcciones hospitalarias no, quizás, están bien remuneradas a lo largo de todo el país, entonces, a veces, un Jefe de Servicios, alguien que ocupe un cargo de alta dedicación, tiene mejor remuneración que el equipo de gestión de una estructura hospitalaria, y, eso, también, debilita mucho ese proceso de gestión hospitalario. Yo creo que, es una conjunción, ASSE viene en un proceso de reorganización y, ASSE, que ha mejorado mucho, es una institución donde se atienden un millón trescientos mil usuarios, donde tiene treinta mil trabajadores, pero, donde amerita un proceso de mayor resolutividad, de mayor independencia de gestión que tenga cada una de las regiones y, creo que, sí, hay que poner a personas muy competentes, personas que sepan integrar lo público y lo privado, pero, la gestión de ASSE, también, tiene que apoyar mucho más, a las direcciones departamentales. La vía del concurso es una decisión política, es gente muy formada en procesos de gestión las que lo dispusieron, y de descentralización asistencial, administrativo financiero y jurídica, por eso, también, en el Parlamento, hay que fortalecer mucho, herramientas jurídicas, legislativas que le den transparencia y poder de agilidad a las unidades ejecutoras de ASSE.