ADEOMS cree que podrían darse las condiciones para que los trabajadores municipales puedan cobrar mañana mismo

El aval de la Junta Departamental para que la Intendencia asuma un préstamo que tendrá como primer objetivo abonar los salarios atrasados de los trabajadores municipales fue celebrado por los directivos de ADEOMS, quienes están ilusionados en que mañana mismo los funcionarios estén en condiciones de cobrar sus haberes. Según ellos, esto último dependerá de los contactos que se realizarán en las próximas horas entre las autoridades actuales de la Intendencia, las autoridades electas que asumirán el nuevo gobierno de la comuna y la entidad bancaria que liberará el dinero para destrabar el conflicto.
“La decisión de la Junta Departamental era el resultado que estábamos esperando, porque era lo que le servía a los trabajadores y también al pueblo de Salto para poder darle un poco de oxígeno a esta situación y tratar de comenzar un nuevo camino, con la posibilidad de regularizar la situación salarial de los trabajadores y el endeudamiento que tiene la Intendencia con las diferentes cooperativas”, enfatizó el presidente de ADEOMS, Juan Carlos Gómez, a EL PUEBLO.
Según Gómez, se llegó a la resolución del asunto “que el sindicato siempre planteó, que era la necesidad de que se sentaran a discutir y negociar todas las fuerzas políticas del departamento para encontrar una salida. Porque está claro que el departamento está sufriendo la crisis que vive la Intendencia”.
Si bien el gremio cree que mañana puede acreditarse el dinero adeudado en las cuentas de los trabajadores, también sabe que existe la posibilidad de que la solución se difiera hasta comienzos de la próxima semana… Lo que está claro es que hasta que los funcionarios no cobren, no levantarán la paralización de actividades decretada el martes pasado. “Ahora estamos esperando que se agilicen los tiempos políticos para que los funcionarios cobren lo antes posible, para de esa forma poder levantar las medidas. Por la resolución de la asamblea, hasta que no se paguen los sueldos no se van a levantar las medidas de paralización de las tareas. Es una decisión que tomamos los trabajadores con argumentos muy claros. Los tiempos políticos no siempre tienen en cuenta las soluciones inmediatas a los problemas de los trabajadores, que desde hace un tiempo vienen sufriendo serias irregularidades”, subrayó Gómez.
REUNIÓN CON EDILES COLORADOS
En la jornada de ayer, antes de que la Junta Departamental avalara la nueva línea de crédito de la Intendencia, directivos del gremio se reunieron con un grupo de ediles del Partido Colorado, a pedido de estos últimos. En la reunión, se le pidió a ADEOMS que levantara el paro, algo que no fue siquiera considerado por los trabajadores… “Nos plantearon que dado que se había avanzado en las negociaciones, ellos entendían que nosotros deberíamos levantar las medidas. Le respondimos en la reunión y volvemos a responderle a los ediles colorados que ellos tendrían que haber hecho muy bien su trabajo durante los cinco años, cosa que no hicieron y que fueron tan responsables como el gobierno departamental de lo que está pasando. Que ahora no se la vengan a dar de grandes comprometidos con la sociedad de Salto, siendo que también son responsables de la crisis en la que está inmerso el departamento. Que no se olviden cuál es el rol que cumplen en la Junta Departamental. No hicieron su trabajo velando por un mejor departamento, sino que lo hicieron siendo obsecuentes a un gobierno departamental que terminó destruyendo la Intendencia de Salto”, espetó Gómez al ser consultado sobre el cónclave con los ediles del oficialismo.
A estos se les acusa, entre otras tantas cosas, de no haber tenido la delicadeza de haber informado al gremio en primera instancia de los motivos de la reunión solicitada. “Primero hicieron el planteo a los medios de prensa y después nos convocaron a la reunión. Son cuestiones que pasan… Nosotros como sindicato logramos demostrarle a la gente el porqué de las medidas y sabemos que todo aquel que vive de un salario, entiende la situación. Apenas cobremos los sueldos, automáticamente se reanudarán las tareas y comenzaremos a trabajar para reconstruir la Intendencia y el departamento, y que sea un bien colectiva”, acotó el presidente de ADEOMS.
LA GESTIÓN DE LIMA
El sindicato subraya que es “un buen síntoma” que el intendente electo Andrés Lima haya trabajado en pos de solucionar la situación, pese a que falta más de un mes para que se concrete su asunción formal en el cargo. “Es lo que pedíamos nosotros como trabajadores.
El asunto no era delegar responsabilidades ni llevar a los trabajadores a un mes o un mes y medio más de incertidumbre sin cobrar sus sueldos, porque sabíamos que la solución iba a venir por la misma vía, que es la de un nuevo endeudamiento.
Entonces o poníamos todo de nuestra parte para que esto se solucionara ya, con el compromisos político y social que deben asumir todas las fuerzas políticas del departamento, o llevábamos esto al 10 de julio, esperando que asumiera el próximo gobierno para recién empezar a trabajar en la construcción de una salida”, enfatizó Gómez.
“Quedó claro lo que pedía el sindicato: que en la balanza pesara mucho más la necesidad de solucionar el problema al departamento y a los trabajadores, que el costo político podría habérsele hecho pagar al Partido Colorado de alguna otra forma. Pero esta negociación de todas maneras demuestra que el Partido Colorado por sí solo no iba a poder solucionar un problema que fue responsable directo de ocasionarlo”, concluyó el pope del gremio.