Alcalde Martín Barla fue reducido por la Policía para ser detenido y sufrió una descompensación

Alcalde Martín Barla fue reducido por la Policía para ser detenido y sufrió una descompensación

En el sanatorio, mientras hablaba con la prensa desde la ventana, fue retirado a la fuerza por los efectivos para que no se expresara

Sufrió agresiones en su detención en el forcejeo con la Policía, cuando lo tiraron al suelo porque se resistía al procedimiento de arresto, así fue la situación que vivió ayer el Alcalde de San Antonio, Martín Barla, quien tras negarse a entregarle a la Intendencia de Salto, las máquinas del Municipio, luego que el Intendente Lima emitiera una resolución al respecto, la Policía debió actuar para hacer cumplir dicha orden.

Pero estando en el suelo, sujetado por la Policía y con su familia en el medio del asunto, el mismo se descompensó y debió ser trasladado a un centro asistencial, donde tras ser visto por un médico, fue internado en el Sanatorio Salto.
La esposa del alcalde Barla, le dijo al noticiero del Canal 4 de Montevideo, que llegaron a su casa dos personas que «no se identificaron pero decían ser policías» y que «mostrándole una nota manuscrita escrita sobre un papel, le decían que la misma era una orden judicial para retirar las máquinas».
Contó que cuando su esposo se dio vuelta para llamar a su abogado, que fue lo que le dijo a los policías, el mismo «fue arrojado al piso y allí le sacaron el celular y comenzaron a patearlo». Contó que ella y su hija fueron objeto de «malos tratos», porque al ser detenido, «mi hija salió en defensa del padre y también la golpearon».
Sostuvo que «pasamos un momento feísimo y la verdad que no lo deberíamos estar pasando, él se descompensó y solo así fue que lo soltaron y dejaron de apretarlo».
La imagen del reportero del Canal 4 capitalino, que pudo viralizarse a través de las redes sociales muestra a Barla hablando con el reportero del canal en la ventana desde el interior del sanatorio, queriendo contar la situación, cuando de repente, interrumpe su manifestación y denuncia que «me están atropellando acá».
De inmediato se ve un forcejeo en el que el Alcalde se toma de la ventana y grita «¡mirá lo que es esto», y hablándole a un Policía que ingresa a la habitación le dice «yo estoy haciendo una declaración». Y a la cámara le comenta «allá fue peor» siendo tomado a la fuerza, para que no siga hablando con la prensa.