Anuncian gestión ante la Junta por perros callejeros

Anuncian gestión ante la Junta por perros callejeros

Se pedirá castración obligatoria cuando los dueños no los tienen en buen estado

Nuevo grupo de protección animal anuncia presentación de proyecto sobre tenencia responsables de los perros   

2-2La proliferación de perros callejeros es tan grave como la proliferación de ratas. ¿Por qué existen perros en las calles? ¿De dónde salen? ¿Perjudican la salud de las personas? ¿Es imposible solucionar este problema?

Es momento de dejar de preocuparse y empezar a ocuparse.

Lograr en Salto y en todo el Uruguay una tenencia responsable de mascotas es algo totalmente realizable. Si bien es cierto que semejante problemática no se soluciona en forma instantánea, también es cierto que existen soluciones a las que se puede arribar de forma progresiva, pero lo que ha faltado hasta el momento es interés y organización para encarar este tema.

HEMOS DECIDIDO DECIR: BASTA

Somos un grupo de personas que hemos decidido decir basta, no podemos seguir viviendo entre perros callejeros y aceptando como algo normal los accidentes de tránsito que ocurren a diario a causa de los mismos, dejando en muchos casos a las personas con secuelas de por vida y ni hablar de las enfermedades zoonóticas y del aspecto que dan a la ciudad los residuos que desparraman.

La situación actual puede y debe revertirse y lograr que en menos de 10 años los perros callejeros no sean  más que un mal recuerdo. Empecemos por Salto y seamos un ejemplo a seguir.

La actual administración ha demostrado interés en solucionar el problema y esperamos contar con su apoyo. Presentaremos en el próximo mes de noviembre un proyecto a la Junta Departamental basándonos en la ley vigente de protección animal, y en campañas de castración masiva que han realizado en otros lugares y han sido un éxito.

SE PEDIRÁ CASTRACIÓN OBLIGATORIA

En dicho proyecto básicamente lo que pretendemos es lograr que decreten como obligatorias las castraciones para todos aquellos perros que sus dueños no los tienen en buen estado y no cuentan con las condiciones económicas para hacerse cargo de las futuras crías que el animal puede tener.

El móvil de castraciones circula por Salto desde el año 2007 y es sin duda un recurso excelente. Sin embargo no se lo está explotando lo suficiente, hay una gran parte de la población que aunque esté en la puerta de sus casas, son totalmente indiferentes y nos se molestan en llevarlos a castrar, y es de aquí de donde salen los perros callejeros. Actualmente se están realizando en Salto poco  más de 1.000 castraciones anuales, pero para lograr que la población disminuya se debe castrar el 10% de la población existente, o sea que tendrían que realizarse un mínimo de 2.500 castraciones anuales aproximadamente.

“Los proyectos no se pueden sostener sin el apoyo y la conciencia comunitaria”, expresó consultado al respecto el veterinario de zoonosis Eduardo Suparo. Nosotros estamos totalmente de acuerdo con dicha afirmación. Es por eso que en el proyecto que presentaremos, que es sumamente viable ya que pretende llegar a soluciones perdurables y definitivas, pretendemos que se brinde a la población la información necesaria para concienciar del daño que se hacen a sí mismos dejando que lleguen al mundo nuevos cachorros.

Pero también debemos tener en claro que hay personas sumamente desinteresadas y que por más que se les brinde toda la información necesaria no van a molestarse en castrar. Y a causa de la irresponsabilidad de unos pocos, pagamos todos. A estas personas no hay otra alternativa que exigirles.

¿Hasta cuándo aceptaremos como algo normal la existencia de perros en la vía pública? ¿Hasta cuándo toleraremos escuchar a gente hipócrita y mediocre que soluciona todo diciendo que los perros no tienen importancia “porque son perros y punto”, y que primero están las personas? Pues vaya contradicción, porque, como ya lo dijimos, la superpoblación canina trae aparejados problemas gravísimos que afectan directamente a las personas.

LA PERRERA NO ES SOLUCIÓN

Hay quienes opinan que tendría que volver “la perrera”. Seguramente quienes realizan semejante afirmación no se han detenido a pensar que, mientras sigan naciendo perros, el Estado tendrá que seguir gastando dinero en matarlos, por lo tanto, “la perrera” no soluciona el problema sino que, por el contrario, lo transforma en eterno. De la misma forma que no aceptamos vivir entre ratas, por ser estas una plaga y que no podemos permitir que formen parte de nuestro paisaje y afecten nuestra salud, de esa misma forma hay que comenzar a poner un stop a la proliferación de perros callejeros porque estos también se han vuelto realmente “una plaga”.

Cada vez que ocurre un accidente la gente suele decir: “todo por culpa de un perro”. ¿Será que acaso piensan que los perros tomaron la decisión de ser vagabundos? Ellos no deciden, ellos dependen de nosotros, los famosos “seres humanos”, somos nosotros los que decidimos sobre su reproducción. Si ellos decidieran serían sin dudas más coherentes, por lo tanto queremos hacer hincapié en que cuando ocurre un accidente en el que interviene un perro, detrás siempre hay un culpable, que lógicamente no es él.

FALTA DE CONCIENCIA

La mayor parte de las personas que dejan que sus perros se reproduzcan una y otra vez de forma indiscriminada lo hacen por falta de conciencia. No caen en la cuenta que se están haciendo mal a ellos mismos. Hay quienes tienen a los perros en la calle hambrientos y pulgosos y, sin embargo, se dan el lujo de decir que les da lástima castrarlos. Por favor, razonen; lástima tendrían que sentir por dejar que lleguen al mundo perros que no van a poder cuidar, para los que ya no hay lugar, que en un futuro cercano se les pueden atravesar a ustedes mismos, a sus hijos o a cualquiera de sus seres queridos, provocándoles lesiones graves como ya ha  ocurrido, o incluso la muerte.

El mismo  énfasis que ponen en tiempo de campañas políticas, cuando nos ahogan y encuentran la forma de llegar a nosotros, no importa lo que tengan que hacer ni el dinero que cueste (con esto no nos referimos a ningún partido en especial sino a todos) es el que pretendemos que se ponga para solucionar este tema.

Queremos llegar poco a poco a toda la población, no importa que les interese o no el bienestar animal, necesitamos que la gente entienda que el bien es en primer lugar para ellos, y en segundo plano, para el animal.

NUEVO GRUPO DE PROTECCIÓN ANIMAL

Desde ya agradecemos que se publique. Somos un nuevo grupo de protección animal sin personería jurídica, llamado “Respeto Animal”. Todo aquel que desee sumarse ya sea como integrante o como colaborador puede comunicarse al: 099445144, 23655 o al sitio de Facebook recientemente creado: “Respeto Animal”, Salto, Uruguay, donde pueden obtener mayor información. Aunque no cuenten con mucho tiempo toda ayuda es válida y serán bienvenidos. Como el nombre de nuestro grupo lo dice, luchamos por el respeto, no pretendemos que la gente comience a sentir amor por los animales; sólo pretendemos exigir que se los respete como seres vivos y disminuir la población canina, porque con la superpoblación actual es imposible controlar que exista una tenencia responsable.

AGRADECIMIENTO A DOS PROFESIONALES

Agradecemos a todas aquellas personas que de una u otra forma ya han comenzado a colaborar con el trabajo que realizamos. En esta ocasión aprovechamos para agradecer públicamente al veterinario Hugo Arrestia, y al veterinario de zoonosis Eduardo Supparo, porque además de cumplir con su obligación como profesionales han estado presentes para dar una mano cuando lo hemos necesitado.

Ivana Suárez. C.I. 4.210.334-3, integrante del grupo Respeto Animal.







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...