Aún no se concretó el pago

La Intendencia de Salto todavía no hizo efectivo el pago a los 120 militares que trabajaron en la limpieza de los basurales que dejó la última creciente porque el Director General de Secretaría del Ministerio de Defensa, Hernán Planchón, aún no envió a la comuna local la lista con el total de días trabajados por cada efectivo del ejército.
La suma a pagar por la Intendencia rondaría los 2 millones de pesos ya que se había acordado pagar 300 pesos por hora trabajada.
“Nosotros quedamos con el Profesor Planchón, de que ellos nos elevarían la nómina con los funcionarios que habían trabajado y cuando eso nos llegue se hará efectivo el pago. “No llegó”, informó a EL PUEBLO, el Secretario General de la Intendencia de Salto, Lic. Fabián Bochia. “Porque por ahí uno trabajó 5 días y otro trabajó 4”, agregó el jerarca.
Éste ha sido el motivo por el cual los efectivos militares a más de 10 días de haber culminado sus tareas de limpieza aún no cobraron los $ 15.000 que le corresponderían a quienes hubieren cumplido con las 10 horas de labor diaria durante los 5 días en que duró el operativo “Salto, salud y sociedad”.
CERCA DE 2 MILLONES DE PESOS
Si bien los militares actuaron en cumplimiento de una orden emanada del Presidente de la República, Tabaré Vázquez; el intendente de Salto, Andrés Lima, entendió que era necesario brindarles una remuneración a su labor, como agradecimiento en su contribución con la limpieza de la ciudad en un momento en que Salto era declarado en emergencia sanitaria por brotes de Leishmaniasis.
De esta manera, se firmó un convenio entre la Intendencia de Salto y el Ministerio de Defensa, mediante el cual se acordó que la Intendencia de Salto le pagaría a cada uno de los 120 efectivos militares que trabajaron en la limpieza de la ciudad, una suma de 300 pesos por hora trabajada, lo que significaría un costo cercano a los 2 millones de pesos.
Se llegó a este acuerdo en base a que la realización de la tarea cumplida por los militares es considerada “subsidiaria” frente a los cometidos específicos de esa fuerza de tierra.