Ayuto se despidió de Salto sintiéndose “un salteño más”

Ayuto se despidió de Salto  sintiéndose “un salteño más”
Ayuto, por su parte, se despidió de Salto con un emotivo discurso, donde el hombre nacido en Trinidad expresó sentirse “un salteño más”.
“Hace poco escuchaba a un amigo que también se despedía al término de una gestión. Y él decía: ‘me puse a escribir y borraba o rompía la hoja. Esa que quería decir tantas cosas y siempre me olvidaba de algo’. Y es así… Cuando llegan estos momentos uno no sabe qué transmitir. Fueron cinco años. Parecen mucho, pero pasan rápido y resultan ser pocos cuando uno llega con el compromiso de trabajar y hacer cosas. Y el tiempo nunca alcanza”.
El exjefe de Policía acotó que “hay cosas que sí logré y que fueron llegar a la gente, trabajar con la gente y brindarle lo que uno aprende para que todos puedan tener una calidad de vida adecuada, porque esa es nuestra función: trabajar para el bien de los demás”.
“No tengo mucho para decir, sólo agradecer”, prosiguió Ayuto. “Debo agradecerle a los colegas de las armas amigas, tanto de Uruguay como de Argentina, con quienes estuvimos trabajando codo a codo en estos cinco años. Sólo bastaba un telefonazo para solucionar montones de problemas de la gente. Así se hizo y creo que se seguirá haciendo por siempre”.
Ayuto también valoró “la vinculación con la sociedad civil”, que fue “sumamente importante y sin su apoyo la jefatura no hubiese funcionado”. “La gente siempre estuvo del lado nuestro y nos ayudó a poder concretar aquellas ideas que en un principio parecían medio locas e inalcanzables, pero que las logramos cinchando todos para el mismo lado”.
En el momento del adiós, Ayuto también se acordó de “la prensa”, que a su criterio “cumplió un rol muy importante en difundir lo que la gente necesitaba saber y de la forma en que necesitaba saberlo. Acá nunca se ocultó nada. Tuvimos siempre la confianza en que ellos (los periodistas) hicieran su trabajo de la forma en que debían hacerlo, para que la gente siempre estuviera informada. Y eso es parte de una sociedad que día a día va superándose”.

Ayuto, por su parte, se despidió de Salto con un emotivo discurso, donde el hombre nacido en Trinidad expresó sentirse “un salteño más”.

“Hace poco escuchaba a un amigo que también se despedía al término de una gestión. Y él decía: ‘me puse a escribir y borraba o rompía la hoja. Esa que quería decir tantas cosas y siempre me olvidaba de algo’. Y es así… Cuando llegan estos momentos uno no sabe qué transmitir. Fueron cinco años. Parecen mucho, pero pasan rápido y resultan ser pocos cuando uno llega con el compromiso de trabajar y hacer cosas. Y el tiempo nunca alcanza”.

El exjefe de Policía acotó que “hay cosas que sí logré y que fueron llegar a la gente, trabajar con la gente y brindarle lo que uno aprende para que todos puedan tener una calidad de vida adecuada, porque esa es nuestra función: trabajar para el bien de los demás”.

“No tengo mucho para decir, sólo agradecer”, prosiguió Ayuto. “Debo agradecerle a los colegas de las armas amigas, tanto de Uruguay como de Argentina, con quienes estuvimos trabajando codo a codo en estos cinco años. Sólo bastaba un telefonazo para solucionar montones de problemas de la gente. Así se hizo y creo que se seguirá haciendo por siempre”.

Ayuto también valoró “la vinculación con la sociedad civil”, que fue “sumamente importante y sin su apoyo la jefatura no hubiese funcionado”. “La gente siempre estuvo del lado nuestro y nos ayudó a poder concretar aquellas ideas que en un principio parecían medio locas e inalcanzables, pero que las logramos cinchando todos para el mismo lado”.

En el momento del adiós, Ayuto también se acordó de “la prensa”, que a su criterio “cumplió un rol muy importante en difundir lo que la gente necesitaba saber y de la forma en que necesitaba saberlo. Acá nunca se ocultó nada. Tuvimos siempre la confianza en que ellos (los periodistas) hicieran su trabajo de la forma en que debían hacerlo, para que la gente siempre estuviera informada. Y eso es parte de una sociedad que día a día va superándose”.