Chamangá vuelve a convocar a jóvenes vocacionales y abrió período de inscripción de aspirantes a becas

La Fundación Chamangá ofrece a jóvenes vocacionales, de 18 a 30 años, la posibilidad de dar continuidad a sus estudios en el marco de su vocación en áreas técnicas, docentes, científicas y profesionales que aporten al desarrollo social, cultural y económico del país.
Mediante su programa de becas, brinda apoyo económico y seguimiento educativo y social entre 25 y 30 becarios cada año. Alejandra Bértola anunció a nuestro medio que el próximo lunes 8 se divulgará en conferencia en la UdelaR esta nueva edición del programa “que va dirigido especialmente a los jóvenes que tienen en claro su vocación, que están apasionados por lo que hacen pero no cuentan con los medios económicos para darle continuidad a su formación.
Chamangá no les brinda solamente un apoyo económico, sino que se promueve una actividad de carácter grupal, un apoyo del equipo técnico.
Se cuenta con un tutor y se realizan trabajos comunitarios” – explicó.
El joven se inserta en una red con otros jóvenes vocacionales de todo el país, siendo la experiencia por demás enriquecedora.
Las becas se otorgan por un año (excepcionalmente renovables una vez), a quienes demuestren una firme vocación y dificultades económicas y/o familiares para seguir con sus estudios. La Fundación Chamangá ha otorgado, desde el año 2002, 352 becas a jóvenes de todos los departamentos del país.
Las inscripciones comenzaron el 1ro. de junio y se extenderán hasta el próximo 30 de agosto inclusive.
Para inscribirse es necesario tener entre 18 y 30 años de edad al momento de realizar la solicitud. Aportar pruebas de su vocación. Demostrar dificultades económicas y familiares para continuar con los estudios.
Ser ciudadano uruguayo residente en el país.
LAS INSCRIPCIONES
Los formularios estarán disponibles en las Oficinas de la Juventud de las Intendencias de cada Departamento, en las oficinas del INJU, en los Centros MEC y en el sitio Web www.fundacionchamanga.org.uy
Los interesados deberán enviar su solicitud de beca por correo postal o encomienda a: Fundación Chamangá, Canelones 1198, C.P: 11 100, Montevideo, antes del 3 de agosto de 2015 (último plazo).
Por mayor información comunicarse al 2900 4360 o 098 917 809 de lunes a viernes de 13 a 17 horas.
Correo electrónico:
vocacion@fundacionchamanga.org.uy
La Fundación Chamangá para la formación de jóvenes vocacionales surge en el año 2000 por iniciativa de un grupo de amigos uruguayos y franceses que se propusieron promover a los jóvenes uruguayos, potenciando sus vocaciones y ayudando a su formación mediante la concesión de becas.
El cometido de la beca es impulsar al joven a continuar sus estudios, iniciar una formación terciaria y universitaria, retomar la formación que debió abandonar por motivos económicos o familiares o culminar la misma para poder insertarse en el campo de su vocación.
Se apoya a jóvenes entre 18 y 30 años de edad que demuestren una clara vocación y que aspiren a formarse como técnicos, docentes, artistas o profesionales universitarios para ejercer su profesión al servicio del desarrollo económico, cultural y social del país. La Fundación realizó su primer llamado a becarios en el año 2001 en los departamentos de Artigas, Salto, Paysandú y Montevideo. Este primer llamado tuvo carácter de experiencia piloto, por lo que quedaron seleccionados únicamente 7 becarios que constituyeron la primera generación en el año 2002. En las generaciones siguientes se otorgaron un promedio de 25 becas anuales llegando a un total de 326 becas (renovaciones incluidas) distribuidas en todo el país. A partir del año 2003 cada generación llevó el nombre de una personalidad del ámbito nacional, reconocida por su vocación y su trayectoria.
Además del apoyo a los becarios, la Fundación ha llegado a miles de otros jóvenes de todo el país, motivándolos para que reflexionen sobre su vocación y realicen una propuesta para formarse en torno a ella.
Para algunos jóvenes, esta es la primera vez que se proyectan y piensan en su inserción social como trabajadores.
A esta movida interior responden cada año más de 500 aspirantes que se presentan a las becas de la Fundación Chamangá.
Algunas veces nos encontramos con jóvenes que tienen un área de vocación definida, pero su proyecto no se ajusta a la realidad, ya sea porque no consideran otras alternativas educativas posibles o porque desconocen las dificultades que tendrán que superar.
La entrevista con la Secretaria ejecutiva, el técnico y con el especialista de área brinda al joven la posibilidad de discutir estos aspectos y le permite reafirmar o reorientar su proyecto de formación dentro del área elegida.
Esta tarea de asesoramiento se realiza con los más de 80 jóvenes que resultan preseleccionados año a año.
Los testimonios de varios de ellos, aún de los que no resultaron becados, nos indican que esta instancia resulta de gran ayuda para la construcción o reafirmación de su vocación.