Con un paro histórico donde no funcionan ni las termas, municipales presionan para una solución al pago de salarios

Con un paro histórico donde no funcionan ni las termas,  municipales presionan para una solución al pago de salarios

La medida fue apoyada por todos los presentes. “Acá hasta que no cobre el último funcionario no levantamos el paro”, mocionó a viva voz el presidente de la Asociación de Empleados y Obreros Municipales de Salto (ADEOMS), Juan Carlos Gómez, a la platea que lo escuchaba en la cancha de Círculo Sportivo.
Los trabajadores municipales después de varios encuentros, idas y venidas, reclamos, carpas, ollas populares, denuncias, quejas y reuniones decidieron cumplir con las medidas de lucha ya anunciadas y empezar el paro de actividades, dejando sin funcionamiento a la inmensa mayoría de los servicios de la comuna.
Es así, que tras una promesa de que “la solución” al pago de los sueldos es “cuestión de horas”, como dijo el director de la OPP Alvaro García el domingo en Soriano y el intendente electo, Andrés Lima, que son los que negociaron una salida a este conflicto, teniendo al intendente actual Manuel Barreiro de espectador en todo este asunto, ya que si bien se necesita el consenso político para conseguir el dinero que solucione este tema, los actuales gobernantes no tienen mucho margen para actuar por dos aspectos elementales, uno porque ya se van y otro porque fueron ellos los que generaron las deudas y ya no tienen crédito, es con todo este escenario que los funcionarios dijeron que “hasta que la plata no esté en el bolsillo de todos los trabajadores no levantarán la medida”.
Con el paro, que comprenderá el hecho de que los funcionarios concurran a su lugar de trabajo habitual, marcando tarjeta pero sin cumplir con el servicio, salvo los establecidos como esenciales, buscan lograr un alto impacto y que se aceleren las negociaciones para que puedan cobrar sus salarios cuanto antes.
HISTORICO
La situación es histórica, porque por primera vez dejarán de funcionar las termas del Daymán y Arapey, que son los dos complejos turísticos más importantes del departamento y si se le suma el cierre habitual del parque acuático en Daymán en esta época, el lugar no brindará prácticamente servicios, afectando a la hotelería y comercios del lugar.
Además no habrá servicio de recolección de residuos, lo que podrá traer aparejado una situación de insalubridad y contaminación ambiental enorme, en una ciudad que produce toneladas de residuos domiciliarios cada día.
Asimismo, tampoco habrá servicio de ómnibus de línea, lo que generará un traspié para mucha gente cuyo único medio de transporte es el bus municipal. En ese sentido, uno de los funcionarios que participó en la asamblea de anoche, planteó su inquietud acerca de si el servicio de ómnibus no era considerado una medida esencial, lo que fue desechado por los integrantes del Consejo Directivo de ADEOMS, porque consideraron que si bien es “importante y beneficia a gran parte de la población, pensamos que mucha gente depende del mismo, pero no habría impacto en la medida de paro, si los ómnibus siguieran funcionando”, dijeron.
Por otro lado, no se cumplirán los servicios de serenos de los distintos espacios y edificios públicos que custodia la Intendencia. Los mismos se presentarán ante su oficina, marcarán tarjeta y permanecerán en el lugar sin concurrir a los diferentes destinos. De esa misma manera operarán los funcionarios de las Oficinas Centrales, quienes concurrirán a sus respectivos puestos de trabajo pero sin brindar atención al público.
“Que quede claro, no queremos perjudicar a la población, pero la gente tiene que entender que nosotros estamos luchando por nuestro salario, porque nos han dejado sin cobrar y hay muchos compañeros que están en una situación desesperante. Hemos ido a hablar con UTE, OSE, ANTEL y les hemos pedido que corran las fechas de vencimiento atendiendo nuestra situación, en ese sentido, los compañeros que tengan problemas que vayan a la sede del gremio con sus datos para que hagamos las gestiones pertinentes y evitar cortes de servicios”, manifestó el presidente de ADEOMS, Juan Carlos Gómez.
ESCENCIALES
Por otro lado, los dirigentes de ADEOMS dejaron en claro que los servicios que consideraron que son esenciales y en que tienen que seguir cumpliéndose son el de necrópolis, el camión cisterna con agua potable para los barrios carenciados, los llamados de emergencia para la barométrica, la recolección de residuos hospitalarios, entre otros.
La dirigencia de ADEOMS sabe que la solución debe provenir de manos del compromiso que asuma el gobierno electo y en ese sentido aclararon que “si bien ellos pueden ayudarnos, nosotros no nos casamos con nadie, y si tenemos que denunciar situaciones que se den en el futuro, por mas que nos hayan ayudado ahora, lo vamos a hacer, porque tenemos muy claro cuál es nuestro rol como sindicato”, dijo Juan Carlos Gómez.
Y ratificaron, que por “más que anuncien soluciones y que hay acuerdo para que salga el pago, hasta que no cobre el sueldo el último de los funcionarios, nosotros no vamos a levantar la medida de paro”, y esa fue la moción que fue votada ayer por la asamblea de trabajadores.
En ese aspecto, desde esta mañana ya no se brindan la mayoría de los servicios, en tanto, la Mesa Política Departamental del Frente Amplio que se reunió anoche y el intendente electo Andrés Lima, realizarán una conferencia de prensa hoy martes, para formular anuncios relacionados con una posible solución al cobro de salarios de los municipales.







Recepción de Avisos Clasificados