Confirman que Neruda no murió envenenado

Los familiares habían pedido que exhumaran su cadáver porque sospechaban que había sido asesinado por su oposición a Pinochet.
El misterio sobre las causas de la muerte del escritor chileno Pablo Neruda llegó a su fin porque los expertos forenses chilenos y extranjeros que examinaron sus restos coincidieron en que sólo se encontraron restos de sustancias químicas compatibles con su tratamiento para el cáncer de próstata.
Patricio Bustos, director del Servicio Médico Legal de Chile, despejó las dudas luego de presentar en conferencia de prensa las conclusiones a las que habían arribado los especialistas chilenos y estadounidenses. «No se ha encontrado evidencia forense alguna que permita establecer una etimología médico legal por causas no naturales en la muerte del señor Pablo Neruda», indicó Bustos.
Las causas de la muerte de Pablo Neruda se pusieron en duda a mediados de 2011, cuando el Partido Comunista chileno presentó una querella para que se investigaran las causas de la muerte luego de que se conocieran unas declaraciones del chofer de Neruda, Manuel Araya, a una publicación mexicana. En dicha entrevista, Araya había denunciado que al Premio Nobel de Literatura lo habían asesinado con una inyección en la clínica en la que estaba internado.







Recepción de Avisos Clasificados