Cuando las ganas se juntan

Niños de la ciudad y niños de la campaña jugando  un partido de fútbol. Se dio espontáneamente, como suelen suceder muchas cosas lindas en la vida.  Fue ver la pelota y solicitar a las maestras quitarse la túnica para jugar libremente y sin temor a ensuciarla. El alambrado quedó vestido de blanco, esperando a sus dueños. Y el partido se desarrolló amistosamente: todos  eran uno detrás de la pelota sin importar a que escuela pertenecían. Y en realidad eran tres: la Escuela de Música Jaurés Lamarque Pons de Salto, la Escuela No. 30 de Laureles y la Escuela No. 36 de Sauce Chico. El juego los integró y los hizo amigos.
Y la música! La otra gran protagonista de esa hermosa jornada.  El día transcurrió entre pianos, flautas, xilofones, guitarras, cantos y danzas. Al son de la música vibramos todos: niños y grandes.
Este es simplemente un exponente del programa de acercamiento rural – urbano que pone en práctica el Rotary Club Salto Noreste, en conjunto con la Inspección Departamental de Primaria, la empresa COFUESA (Refrescos U) y la Comisión Técnica Mixta de Salto Grande.
Este programa consiste en el traslado, todos los meses, de escolares desde y hacia la campaña con el objetivo  de brindar oportunidades  de crecimiento personal a los niños, a través del conocimiento de las realidades de sus pares  y de las  posibilidades de educación en nuestra ciudad.
g
Niños de la ciudad y niños de la campaña jugando  un partido de fútbol. Se dio espontáneamente, como suelen suceder muchas cosas lindas en la vida.  Fue ver la pelota y solicitar a las maestras quitarse la túnica para jugar libremente y sin temor a ensuciarla. El alambrado quedó vestido de blanco, esperando a sus dueños. Y el partido se desarrolló amistosamente: todos  eran uno detrás de la pelota sin importar a que escuela pertenecían. Y en realidad eran tres: la Escuela de Música Jaurés Lamarque Pons de Salto, la Escuela No. 30 de Laureles y la Escuela No. 36 de Sauce Chico. El juego los integró y los hizo amigos.
Y la música! La otra gran protagonista de esa hermosa jornada.  El día transcurrió entre pianos, flautas, xilofones, guitarras, cantos y danzas. Al son de la música vibramos todos: niños y grandes.
Este es simplemente un exponente del programa de acercamiento rural – urbano que pone en práctica el Rotary Club Salto Noreste, en conjunto con la Inspección Departamental de Primaria, la empresa COFUESA (Refrescos U) y la Comisión Técnica Mixta de Salto Grande.
Este programa consiste en el traslado, todos los meses, de escolares desde y hacia la campaña con el objetivo  de brindar oportunidades  de crecimiento personal a los niños, a través del conocimiento de las realidades de sus pares  y de las  posibilidades de educación en nuestra ciudad.