Denuncia por violación a la laicidad motivó duros enfrentamientos entre el oficialismo y la oposición

Obispo de la Iglesia Católica cuestionó que no se tomen en cuenta razones científicas de que hay vida desde la concepción

La discusión por la laicidad que se generó en la semana que pasó, luego de conocerse una charla sobre el aborto en el Liceo Nº1 por parte de un grupo de madres con clara definición católica, derivó en una discusión polarizada entre el oficialismo y la oposición política de nuestro departamento, quienes tomaron partido a favor y en contra de la Directora del Liceo Nº1, que se trasladó hasta sus condiciones personales, trascendiendo su actitud como funcionaria pública.
La actividad fue el jueves 29 de junio, en la sala de actos del Liceo Ipoll y consistió en una charla de un grupo de mujeres denominados Pro Vida que en su momento manifestaron su rechazo a la ley que permite el aborto en Uruguay y de la cual se manifestaran en contra entre otros, el actual intendente de Salto, Andrés Lima y que el presidente Tabaré Vázquez vetara durante su primer gobierno. Las mismas difundieron un video donde una mujer colombiana en un acto en Estados Unidos, muestra su arrepentimiento por ponerle fin a la vida de su hijo, invocando un “perdón a Dios”.
Esto despertó el malestar del sindicato de funcionarios de enseñanza secundaria de Salto (AFESS, filial de Fenapes) que ese mismo jueves analizó los hechos y preparaba una denuncia ante el Consejo de Educación Secundaria. Pero la movida política ganó la carrera y el viernes aprovechando la llegada de la ministra de Educación y Cultura, María Julia Muñoz, a Salto, la que vino a participar de otras actividades, la diputada del MPP, Manuela Mutti, que acompañó durante su agenda a la secretaria de Estado, la llevó hasta el liceo Ipoll, para que viera una manifestación que un grupo de jóvenes, denominados, Movimiento Estudiantil Salto, habían convocado en repudio a la charla realizada el día anterior.
Ese movimiento, está integrado por jóvenes estudiantes del CeRP y de algunos centros de la Universidad estatal, que en “apoyo” a los estudiantes del Liceo Ipoll que no cuentan con un gremio estudiantil, se manifestaron para denunciar una “violación a la laicidad”. Tras esto, lo conocido, la ministra se comunicó con autoridades del Consejo de Secundaria, quienes ese fin de semana, de manera sumarísima, resuelven notificar el mismo lunes a la directora Diana Lucero del inicio de una investigación administrativa y su separación del cargo, mientras dure la misma.
ENFRENTAMIENTO
Esta medida que fue tomada victoriosamente por quienes se oponen a la manera de gestionar el Liceo de parte de la directora Lucero, generó un enfrentamiento que se trasladó rápidamente a las lides políticas.
Ese mismo día el senador colorado y exintendente de Salto, Germán Coutinho, escribió en su cuenta de twitter “Destituir a la Directora del Liceo Nº 1 de Salto que es la Profesora Diana Lucero es un hecho político impulsado solo en dictadura. Tristeza”. Lo que despertó una catarata de respuestas de parte de connotados dirigentes frenteamplistas que le hicieron saber que la funcionaria no estaba destituida, sino investigada y momentáneamente separada de su cargo con “derecho a defensa”. Y compararon esta situación con las destituciones que hubo en la dictadura.
En tanto que la diputada Mutti que tuvo su semana en la prensa nacional, dedicó todos sus comentarios en las redes sociales al caso diciendo entre otras cosas: “Denunciamos charla anti-aborto en el Liceo 1 (Salto) con la anuencia y presencia de la Directora Diana Lucero”. Y además “agradeció” a las autoridades de Secundaria, entre las que se encuentran afines a su sector político el MPP, diciendo que “Defender la laicidad parecía algo saldado el siglo pasado. Gracias al CES que rápidamente comenzó un proceso administrativo”.
Pero esto no fue lo único, las redes estallaron entre detractores y defensores, ya no de la situación, sino de la directora Lucero y hasta de su persona, generando así un nuevo enfrentamiento político como capítulo aparte de este tema, donde los dirigentes del Vamos Salto del Partido Colorado y los del Frente Amplio, se debatieron entre un sí y un no a la funcionaria, atribuyéndole de un lado “seriedad, responsabilidad y compromiso en sus 17 años de gestión al frente del Liceo” y por otro lado, diciendo que “siempre se manejó de manera arbitraria como en este caso (por la charla del aborto con una sola mirada del tema)”.
Además, un grupo de jóvenes que integran las filas del Vamos Salto remitieron una carta en su calidad de exalumnos del liceo Ipoll, con el fin de defender y enaltecer la figura de Lucero. Pero desde los grupos docentes y estudiantes afines a la izquierda, así como desde dirigentes políticos frentemplistas la funcionaria fue vituperada hasta por su condición de afín a la Iglesia Católica.
En tanto desde el Partido Colorado, solamente el sector del diputado Fernando Amado, Batllistas Orejanos, salió en feroz cruce por defensa de la laicidad “sin importar qué vota la directora”, señalara el propio Amado en su cuenta de twitter ante la crítica recibida por la izquierda de que los colorados defendían la actitud de Lucero. Mientras que el senador nacionalista Javier García, quien habló con EL PUEBLO desde Montevideo sobre el tema, apostó más a la “persecución” que entiende “sufrió” Lucero por este tema que a la violación en sí misma de la laicidad.
ERROR E
IGNORANCIA
Por su parte, el Obispo de Salto, Pablo Galimberti comparte en el espacio que tiene la Iglesia Católica en esta edición “El Octavo Día”, las palabras de la directora de la Consultora Cifra que dice “la laicidad es una palabra que le pone los pelos de punta a todos los agnósticos y ateos” y cuestiona los dichos de un “periodista salteño que escribió que en la charla del Liceo Ipoll se habló del aborto con argumentaciones dogmáticas y metafísicas, al extremo de mencionar a Dios y luego repartir volantes con imágenes religiosas dentro del mismo centro de estudios”. A lo que Galimberti aduce “grave error o ignorancia. Sobren pruebas científicas de que hay vida humana desde la concepción. ¿Desconoce las razones científicas en las que se apoyó el Presidente Vázquez para vetar la ley del aborto en su primer gobierno? No convirtamos la sana laicidad en un mito sagrado”.

 







El tiempo


  • Otras Noticias...