DGI y Aduana iniciaron campaña para informar a puesteros del “Bagashopping” de la conveniencia de su regularización

La semana anterior la directiva del Centro Comercial e Industrial de Salto recibió a jerarcas de la Dirección General Impositiva (DGI), para dialogar en referencia a la actual situación del comercio y las empresas locales, teniendo sustancialmente la desfavorable situación que se enfrenta por el desfasaje del peso argentino que profundizó las diferencias de precios en el vecino país. Los bajos precios para quienes compran con moneda uruguaya determina que una importante cantidad de coterráneos crucen a diario el puente internacional para realizar compras y hacer otros consumos en el vecino país.
VINIERON DOS
CONTADORAS
Con el propósito de establecer contactos para tratar de regularizar la situación del “bagashopping”, en relación a estos dos organismos nacionales, se inició en la tarde anterior una campaña que tiene por objetivo ofrecer información y notificar a la vez a  los responsables de puestos en el “bagashopping” sobre su situación.
Con este propósito, por parte de la DGI llegaron en las últimas horas a Salto dos contadoras, las que mantuvieron una reunión con representantes del Club Ferro Carril, donde se asienta el “bagashopping”  para que a través de estas personas se informara y notificara a todos los dueños de puestos que ayer jueves, a la hora 14, se instalaría una oficina en el Palacio de Oficinas Públicas, sede de la DGI para proporcionar información y asesoramiento a los interesados.
Es esta la primera  vez que se intenta hacer algo en forma conjunta por parte de los organismos nacionales, como son la DGI y la Dirección de Aduanas.
TAMBIEN LOS PUESTOS CALLEJEROS
Fuentes consultadas en este sentido, señalaron que también se habrá de notificar a los responsables de puestos callejeros, en los que se controlará procedencia de la mercadería, documentación de las compras y de los proveedores.
Se trata del primer paso que se piensa dar en esta materia, procurando que “se blanquee” la mayor cantidad posible de feriantes, manifestó.
En etapa posterior, dijeron las fuentes consultadas, se piensa tramitar la incorporación del Banco de Previsión Social para que también realice los controles que deba realizar en forma conjunta y también la Intendencia Municipal, si es que a nivel departamental se considera que debe efectuar el control del cumplimiento de las autorizaciones otorgadas, esto es que no haya extralimitaciones.

La semana anterior la directiva del Centro Comercial e Industrial de Salto recibió a jerarcas de la Dirección General Impositiva (DGI), para dialogar en referencia a la actual situación del comercio y las empresas locales, teniendo sustancialmente la desfavorable situación que se enfrenta por el desfasaje del peso argentino que profundizó las diferencias de precios en el vecino país. Los bajos precios para quienes compran con moneda uruguaya determina que una importante cantidad de coterráneos crucen a diario el puente internacional para realizar compras y hacer otros consumos en el vecino país.

VINIERON DOS CONTADORAS

Con el propósito de establecer contactos para tratar de regularizar la situación del “bagashopping”, en relación a estos dos organismos nacionales, se inició en la tarde anterior una campaña que tiene por objetivo ofrecer información y notificar a la vez a  los responsables de puestos en el “bagashopping” sobre su situación.

Con este propósito, por parte de la DGI llegaron en las últimas horas a Salto dos contadoras, las que mantuvieron una reunión con

Una de las inspecciones callejeras realizadas ayer por Aduanas.

Una de las inspecciones callejeras realizadas ayer por Aduanas.

representantes del Club Ferro Carril, donde se asienta el “bagashopping”  para que a través de estas personas se informara y notificara a todos los dueños de puestos que ayer jueves, a la hora 14, se instalaría una oficina en el Palacio de Oficinas Públicas, sede de la DGI para proporcionar información y asesoramiento a los interesados.

Es esta la primera  vez que se intenta hacer algo en forma conjunta por parte de los organismos nacionales, como son la DGI y la Dirección de Aduanas.

TAMBIEN LOS PUESTOS CALLEJEROS

Fuentes consultadas en este sentido, señalaron que también se habrá de notificar a los responsables de puestos callejeros, en los que se controlará procedencia de la mercadería, documentación de las compras y de los proveedores.

Se trata del primer paso que se piensa dar en esta materia, procurando que “se blanquee” la mayor cantidad posible de feriantes, manifestó.

En etapa posterior, dijeron las fuentes consultadas, se piensa tramitar la incorporación del Banco de Previsión Social para que también realice los controles que deba realizar en forma conjunta y también la Intendencia Municipal, si es que a nivel departamental se considera que debe efectuar el control del cumplimiento de las autorizaciones otorgadas, esto es que no haya extralimitaciones.