El edil Gustavo Coronel expuso días pasados en la media hora previa en sección de la Junta Departamental , sobre el estado de la Avenida Manuel Oribe

“Hemos constatado el lamentable estado en que se encuentra la Av. Manuel Oribe, hoy día.
Todos saben la importancia que nosotros le hemos dado al estado de las calles desde el mismo día que nos sentamos en esta banca, en el entendido que se vivía una emergencia vial, de que Salto nunca había tenido las calles tan rotas como hoy.
Queda claro que la Av. Manuel Oribe no escapa a lo que siempre dijimos de todas las demás arterias de tránsito destruidas de Salto, son absoluta responsabilidad de la gestión Coutiño, quien durante 5 años no tapó un pozo.
Hasta el día de hoy se recuerda los dichos de la inauguración en el periodo pasado de las remodelaciones en la Oribe, – se tendrá avenida pavimentada para 30 años -, se aseguró, pero lamentablemente no se llegó ni a 3 años.
Pero a esta altura las responsabilidades de la gestión Lima se vienen acrecentando y es hora de poner las cosas en su lugar.
Exigíamos un cronograma de trabajo, nunca se presentó y creo en el fondo que no existe, se arregla un día por acá y otro día por allá, se cobra al grito como se dice en términos futboleros: donde hay muchas quejas la cosas se apuran.
Y yo hoy voy a quejarme por el estado lamentable y tremendamente peligroso de la Av. Manuel Oribe hoy, repito muy peligroso estado, donde en un día como el de ayer, las motos al pasar el Obelisco a Rodó iban deslizándose entre el barro y la llovizna y entre grietas y ralladuras profundas que el pavimento tiene. Atrás los conductores de autos y camionetas, transitaban atentos a la posible caída de una moto y prestos a esquivar la persona y moto que pudiera caer al pavimento.
Eso no se puede permitir, algo se tiene que realizar, no somos técnicos, pero decimos, o se termina de levantar todo el pavimento, o se arregla inmediatamente la carpeta asfálticas, pero de la forma que está no se puede seguir.
Salto no se merece que una de sus principales arterias esté en este estado a 3 años de instalada la nueva Intendencia, no podemos obligar a la gente que ande con niños y mujeres en sus motos jugándose la vida todos los días.
Debemos tomar medidas, pero urgentes, terminar de una vez, hacer las cosas de forma planificada y bien.
Lamentablemente cuando pensamos en hacer las cosas bien debemos denunciar que los trabajo de las Oribe parecen aquel tejido de Penélope, que tejía de día pero destejía de noche.
Y para peor se hace propaganda Institucional en la página de la Intendencia mencionando trabajos realizados en la Oribe, que duraron apenas unos días y luego fueron levantados por las excavadoras.
Nos referimos a los 400 o 500 metros de asfalto de la mano derecha de la Oribe frente al liceo 7, donde un día se aplicó el asfalto y se la dejo pronto y seguramente se filmó la publicidad que figura en la página Municipal, que habla del gasto responsable de los recursos de los Salteños, y a los pocos días se tuvo que levantar todo lo hecho por causa que desconocemos, y si ahora pasamos por dicho tramo vemos como nuevamente las máquinas están trabajando para rellenar lo levantado y asfaltar nuevamente.
Así, no solo no vamos a terminar nunca con la Av. Oribe, ese no es el único tramo reparado en esta administración que se tiene que hacer por segunda vez, hay otros lugares que se arreglaron y hoy hay que hacerlos de nuevo, eso no es uso responsable de los recursos de los salteños, pero sobre todo eso termina marcando el enorme peligro de mantener una vía de tránsito tan importante, sin fecha de finalización de un arreglo verdadero y bien realizado.
Pedimos no solo respuestas de por qué se hace y luego se tiene que volver a hacer a los pocos días, enorme derroche de dinero del contribuyente, sino que solicitamos un cronograma de trabajos y se nos informe para cuándo se terminará con este peligro que hoy implica la Av. Oribe.
Dejamos para otro día que es lo pasa con Reyles, con Rodo, con Orestes Lanza, con la Costanera Sur, con Apolon, y otras importantes arterias de Salto.
Pedimos que nuestras palabras pasen al Director de Obras de la Intendencia, y a la prensa Departamental.