Ex encargado de Ómnibus denunció que dirigente de ADEOMS lo invitó a pelear

Ex encargado de Ómnibus denunció que dirigente de ADEOMS lo invitó a pelear

Jaime Cáceres habló con EL PUEBLO sobre su renuncia y declaró que fue amenazado.

Dirigente de ADEOMS invitó a Cáceres a pelear a la salida de un supermercado cuando este hacía compras con su familia.

“ADEOMS trabaja en co-gobierno con el Intendente”, dijo el ex Director de Ómnibus de la comuna

El día 2 de agosto, Jaime Cáceres dejó su cargo como Director de Ómnibus de la Intendencia de Salto, por una rescisión de contrato de mutuo acuerdo. Esta fue la única salida al pedido de renuncia del Intendente de Salto, Andrés Lima, que pretendía, según pudo saber EL PUEBLO, que Cáceres adujera que “se retiraba por motivos personales, problemas de salud o de otro tipo”, algo a lo que el ex Director de Ómnibus se negó rotundamente, porque “no le gusta la mentira”, según explicó a EL PUEBLO al ser consultado por su salida del área.
Una vez consultado, lo primero que dijo Cáceres fue “a mi lo que no me gusta es la mentira” y en ese sentido, arremetió en primer lugar contra el el Presidente de ADEOMS, Juan Carlos Gómez, quien “salió diciendo que el personal (del área de Ómnibus) no me había respaldado, cuando eso no fue así. El día que el personal se enteró (del pedido de renuncia a Cáceres), se hizo presente ahí (en las oficinas del sector), se generó un paro pidiendo mi restitución. Pero evidentemente eso era algo que yo debía de evaluar porque cuando a vos te tratan de una manera o te pierden la confianza, uno tiene que evaluar eso”, comenzó diciendo Cáceres.
Seguidamente, trajo a colación un hecho que le sucedió el día previo a que le pidieran la renuncia, cuando se encontraba con su familia haciendo las compras en un supermercado de su barrio, hecho que le molestó y quiso hacer público para dejar en claro cómo son las personas que están al frente de las organizaciones que representan a un gran número de personas.
“Yo andaba haciendo unas compras con mi familia y el señor que representa al gremio de ADEOMS, me increpa, diciéndome que en algún momento ellos iban a buscar sacarme del cargo porque ellos tienen dentro de ómnibus un equipo que obedece al gremio y que marca una especie de co-gobierno (con el Intendente), que yo no comparto. Ahí, yo le digo que no quiero mantener ninguna relación más con él y que era el menos indicado a hablar porque -amparado en la licencia gremial trabaja en provecho propio- y eso no representa los principios que tiene que tener un gremio frente a sus asociados”, declaró Cáceres.
“Eso sirvió para que el señor se entibiara y dijera que me iba a esperar a la salida para pelearme o pegarme. Ahí, eso terminó así y seguí haciendo las compras con mi familia. No sabía lo que iba a pasar, porque yo no soy de ese tipo de agresividad y más porque no es una cosa que esté acostumbrado a hacer. Salí y por suerte no estaba y simplemente subí a mi auto con mi familia y ahí terminó el tema”, comentó Cáceres sobre lo sucedido.
“Eso quedó en un tema reservado totalmente para mí, pero él (el representante de ADEOMS), se presentó al día siguiente con todos los integrantes del gremio y dos o tres amigos que tiene en el ómnibus como es el caso de Julio Argain (actual Jefe de dicha área) y otros más. No sé cuál fue el tenor de la conversación con el Intendente porque a mi no me citaron. Para ese entonces, ya había mucha gente que sabía lo que iba a pasar y me habían puesto al tanto de que era”, agregó.
EL INTENDENTE LE PIDIÓ LA RENUNCIA
Finalmente, recibe una llamada del Intentente, -cuando voy, estaba con otras autoridades y me pidió el cese; yo le dije en seguida que no tenía problema -yo estoy acá por vos y el que decide ese tipo de cosas sos vos, yo no tengo ningún inconveniente, me voy tranquilo-”, dijo Cáceres sobre el momento de su retiro.
“Lo que sí me empieza a doler, de ahí en más, es la mentira de alguien en quien creí y en su momento lo acompañé. La mentira es que me dice que yo tengo que hacer una renuncia y esbozar los motivos por los que me retiro, familiares, algún quebranto de salud, que me quiero acoger a la jubilación o que entiendo que mi etapa ya está terminada. Entonces le dije – mire señor Intendente, usted me pide que me vaya y yo me voy, pero lo que nunca voy a acceder es a la mentira, la mentira afecta a mi persona y ahí yo tengo mi propio poder de resolución de hacer las cosas y no voy a mentir-”, dijo Cáceres.
“Eso sirvió para que se diera alguna discusión, él pidió que bajara alguna persona de jurídica para elaborar alguna especie de renuncia que contemplara lo que él quería y lo que yo exigía y me plantean distintas maneras. Ahí le dije – mire Intendente, yo tengo 37 años de docencia, creo que conozco un poco el vocabulario y no hay palabra existente que pueda tapar lo que es una mentira. La mentira no tiene palabra, es mentira, si usted está dispuesto a mentir yo no-”, comentó Cáceres sobre la tensa situación que le tocó vivir.
“Eso fue así hasta que alguno de jurídica reconoció finalmente lo que pasaba y me interpretó lo que decía. Visto que no aparecía ninguna solución, le dije – si quiere rescindimos el contrato de común acuerdo y yo quedo con la libertad de decir mi verdad afuera, si alguien me la pregunta-”, esbozó el entrevistado.
SE HICIERON MUCHAS COSAS, MÉRITO DE “TODO UN EQUIPO”
“En el ómnibus se hicieron muchas cosas, una enorme cantidad de cosas pero no fueron mérito de Jaime Cáceres, el mérito fue compartido de todo un equipo del cual yo fui parte porque las cosas no se pueden hacer si no se tiene el respaldo de todos los funcionarios. Todos aportaron ganas, ideas y así trabajamos hasta lo último, donde estábamos estudiando el déficit del ómnibus y cómo poder bajarlo. Eso que hace que el funcionario no esté ocupando un lugar totalmente desinteresado sino que se sienta parte y sienta que tiene que cuidarlo”, dijo Cáceres.
“En ómnibus existe un déficit porque es algo que fue declarado un servicio social y cuando se toma una decisión de ese tipo es evidente que hay que contar con dinero extra para poder cumplir con el servicio. El déficit mensual de ómnibus es de entre 7 y 9 millones de pesos. Hay una cantidad enorme de jubilados y pensionistas que viajan gratis, estudiantes con bono, se otorga bono gratuito a los estudiantes del interior del departamento, se colabora con una gran cantidad de instituciones y recientemente el tema de la mujer embarazada que viaja gratis. Se recuperaron 12 unidades, la parte edilicia se está arreglando y ese no es el mérito de una persona sola, sino de un equipo que entendió que era parte de todo y por eso se pudo lograr lo que se logró y por eso doy mi enorme reconocimiento a todos los funcionarios del ómnibus por sentir una empresa que es patrimonio de los salteños como parte de ellos también”, concluyó Cáceres.







El tiempo

Ediciones anteriores

octubre 2018
L M X J V S D
« sep    
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031  

  • Otras Noticias...