Hoy lunes en la Biblioteca Departamental Felisa Lisasola se realizará la presentación de “Mujeres orígenes diversos”

En el marco del Día Internacional de la Mujer Afrodescendiente

En torno al Día Internacional de la Mujer
Afrodescendiente,se invita al público en general a compartir junto a las integrantes del Grupo de trabajo de Género y Cultura la primera actividad denominada “Mujeres orígenes diversos”. Se trata de mujeres estudiantes, docentes y egresadas de carreras vinculadas a las Ciencias Sociales y Humanas de Salto y Paysandú que se encuentran con el fin de intercambiar visiones, investigar y organizar actividades en torno a temas que más nos interesan y preocupan de nuestra sociedad.
En esta ocasión, el encuentro es para intercambiar saberes sobre nuestros orígenes etnoculturales.
La historia de género es una disciplina de la historia y de los estudios de género que analiza el pasado con la perspectiva de género.
Es en muchas maneras, una derivación de la historia de las mujeres.
Los historiadores de género también están interesados en cómo se ha percibido la diferencia sexual y cómo se ha configurado en sitios y tiempo diferentes, normalmente con la suposición de que tales diferencias son socialmente constructos sociales.
A pesar de su vida relativamente corta, la historia de género, y su precursora la historia de las mujeres, ha tenido un efecto bastante significativo en el estudio general de historia.
Desde la década de 1960, cuando el campo de investigación consiguió una mediana aceptación, ha pasado por fases diferentes, cada unas de ellas con sus retos y resultados propios, pero siempre provocando un impacto de algún tipo en la disciplina histórica. A pesar de que algunos de los cambios para el estudio de historia han sido bastante obvios, como el aumento de libros sobre mujeres famosas o sencillamente la admisión de un mayor número de mujeres en la profesión histórica, otras influencias son más sutiles, incluso siendo políticamente más revolucionarias.
Según la historiadora Joan Scott, el conflicto se produjo de diferentes maneras entre los historiadores de la historia de la mujer y otros historiadores.
En la Asociación Histórica Americana, cuando las feministas argumentaron que las mujeres historiadoras estaban poco representadas y de manera desigual dentro del campo, planteaban esencialmente cargos de negligencia histórica por parte de los historiadores tradicionales. Aunque no se negó su profesionalidad, fueron acusados de ser parciales.
Según Scott, la construcción de la historia de las mujeres como «complemento» al resto de la historia tuvo un efecto similar. A primera vista, un complemento sencillamente añade información que ha estado ausente de la historia general pero, tal y como señala Scott, también cuestiona por qué la información quedó fuera en primer lugar.
Cada vez que se encuentra una mujer que falta en la historia escrita, la historia de las mujeres primero, describe su función; segundo, examina que mecanismos permitieron que función fuese omitida; y tercero, qué otra información de estos mecanismos falta.
TEORÍA DE GÉNERO
Finalmente, la llegada de la teoría de género una vez más cuestionada sostiene generalmente las ideas de la disciplina, incluyendo a los investigadores que estudian la historia de las mujeres. La crítica posmoderna de esencializar grupos socialmente construidos, ya sean grupos de género o de otro tipo, ha señalado las debilidades en diversos tipos de historia.
En el pasado, los historiadores han intentado describir la experiencia compartida de un gran número de personas, como si estas personas y sus experiencias fuesen homogéneas y uniformes. Las mujeres tienen identidades múltiples, influidas por cualquier número de los factores que incluyen raza y clase y cualquier análisis de la historia qué confunda sus experiencias no aportará una idea precisa.







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...