Impulsan la conformación de un grupo integrado por jóvenes descendientes de italianos en Salto

Florencia Martínez Ambrossini es una joven que está vinculada a la Sociedad Italiana y que hace poco tiempo atrás realizó un viaje a Italia en el marco de un proyecto cultural.
A raíz de esa experiencia surgió la idea de conformar un grupo de jóvenes descendientes de italianos en Salto y a partir de ayer comenzó a darle forma al proyecto, convocando a una primera reunión en la mencionada institución.
“Se me ocurrió la idea luego de volver del viaje de Italia ya que fui con jóvenes descendientes y en sus ciudades existían estos grupos.
A su vez, me di cuenta en la fiesta de los inmigrantes que había jóvenes en Salto interesados en la cultura de esta tierra ya que cuando estuve en el stand del mercado 18 en la fiesta de inmigrantes, me hicieron consultas” – relató.
Su hermana Belén participó de cursos de italiano tanto en nuestro país como en Argentina y de allí surgieron muchas ideas sobre este tema.
Fue así que Florencia buscó información sobre las actividades llevadas a cabo por jóvenes descendientes italianos de la capital del país.
“La idea es poder poner en contacto a los interesados con Italia, estar en contacto con grupos de jóvenes de otros lados y poder concurrir a cursos, fiestas (como la de octubre en Montevideo sobre Italia) actos, participar aquí en la Fiesta de Inmigrantes y hacer noches de comida típica de Italia; conseguir becas de estudio sería de los mayores objetivos por el cual voy a trabajar” – concluyó la joven.
Recordamos que Florencia quedó hace un par de años seleccionada junto con otros 25 jóvenes descendientes de italianos para hacer un viaje (por la región de la Lombardía que es al norte de Italia) a través de una asociación que se llama Gente Camuna que está situada en Breno, un pequeño pueblo de la ciudad de Brescia que realiza cada dos años un viaje de estudio para jóvenes entre 16 y 25 años descendientes para que conozcan la tierra de donde vinieron sus familiares.
Viajaron en esa oportunidad 18 jóvenes de los cuales eran 15 de Argentina, dos de Uruguay y una joven representante de los Estados Unidos.
Dentro de las consignas de las actividades de intercambio se busca favorecer la colaboración entre las empresas italianas y los ciudadanos de origen italiano en el mundo.
Reforzar el lazo profesional y cultural entre los descendientes de los emigrados y sus tierras de origen.
Desarrollar entre los jóvenes participantes nuevas competencias de gestión empresarial y de International Business con lecciones en aula, seminarios, workshop y prácticas en empresas.
Los participantes se reencontrarán con la historia, la lengua de sus antepasados para consolidar su propia identidad y contemporáneamente afrontarán una nueva experiencia de tipo empresarial y de gestión.