Intendencia de Paysandú establece condiciones para la instalación de puestos y propaganda en espacios públicos

Se reglamenta también a «medios tanques», mesas y sillas en la calle

Según el decreto departamental nº 6410/2011 sancionado por la Junta Departamental de Paysandú el pasado 1º de Julio, promulgado el pasado 22 de julio por el intendente del vecino departamento se prohíbe a cualquier persona instalar en zona urbana puestos de venta al público de artículos de consumo y bultos de cualquier tipo, en los espacios públicos (aceras o calles). Asimismo se prohibe en dichos espacios públicos, la realización de trabajos inherentes a talleres, y gomerías y casas comerciales o similares, así como el uso del espacio público para exhibición de automotores y motos o cualquier otro tipo de mercadería. La nueva norma se aplica a las zonas urbanas de la ciudad de Paysandú y demás centros poblados del departamento y a toda persona física o jurídica que actúe dentro del territorio departamental.

El mismo decreto regula algunas situaciones específicas que resultan excepcionales: la ocupación de veredas por vendedores, la propaganda que ocupe espacio público, los puestos de expendio de comida y quioscos en la vía pública, las parrilladas -«medios tanques»- , la ocupación por mesas y sillas y la ocupación por decks. En todos los casos «queda terminantemente prohibida la instalación en la Avda. 18 de Julio, principal arteria céntrica de la ciudad de Paysandú.

G

En 18 de Julio, principal arteria sanducera están prohibidos  los «medio tanques», mesas, sillas y carritos.

AMBULANTES NO NECESITAN AUTORIZACIÓN

Respecto de la ocupación de la vereda por vendedores y/o comerciantes en general se establece que «los vendedores ambulantes, por su propio carácter pueden ofrecer la venta de sus productos en espacios públicos sin necesidad de previa autorización, siempre que mantengan dicha calidad». La norma considera ambulante al que «deambula de un lugar al otro sin permanecer instalado fijo». No se considera ambulante aquel «vendedor que estaciona su puesto en un lugar fijo regularmente, aunque retire el mismo en horarios nocturnos».

PUBLICIDAD PROHIBIDA

Respecto de la propaganda que ocupa el espacio público el decreto establece que «toda clase de avisos, anuncios, publicidad o propaganda de cualquier especie, cualquiera sea su realización, puesta en marcha, colocación, fijación, proyección o propagación, deberá tener la autorización de Planeamiento Urbano, previo dictamen técnico».

Queda prohibido toda publicidad en «árboles, pavimentos, aceras y calzadas, columnas de alumbrado público, plazas, parques, playas, edificios públicos, cementerios, monumentos y obras de arte».

Podrá autorizarse, previo informe técnico, y a partir de una solicitud fundada, la instalación de publicidad en playas (entre el 15 de noviembre y el 15 de abril), en plazas y parques. Pero en todos los casos «deberá respetar el entorno urbano y humano en su tamaño y demás caracteres».

Se prohibe la propaganda que oculten lugares balizados, que impidan la visión de señales camineras, que oculten chapas de los nombres de calles y caminos, que atraviesen la calzada, que impidan la libre apreciación del paisaje urbano, que desfigure el aspecto de los edificios, en los cementerios, entre otros.

ARROJAR ANUNCIOS EN LA CALLE: SOLO EN CARNAVAL

Se prohíbe distribuir en la vía pública o arrojar  a la misma «prospectos, programas, anuncios u hojas sueltas. Durante los días de carnaval se permitirá la distribución de volantes y hojas sueltas en los corsos y lugares donde se realicen festejos vecinales».

COMIDAS AL PASO Y QUIOSCOS

Para autorizar la instalación de puestos de venta de comida al paso y/o quioscos en la vía pública se requiere una serie de condiciones mínimas de funcionamiento. De esa forma se permite únicamente «su ubicación en veredas que tengan un ancho mayor a 3 metros y dejando un pasaje peatonal libre de 1,2 metros». La construcción del puesto no debe ser precaria. Se deberá pagar un precio, anualmente, por la utilización, y los carritos deben matricularse en la Dirección de Tránsito.

Queda prohibida «la instalación de los puestos a menos de 70 metros de comercios fijos que expidan productos de similares características, y también se establece que no podrán existir más de un puesto de ventas de comidas al paso y quioscos en plazas y parques.

MEDIOS TANQUES

Para la autorización de «medios tanques» se exige «que se sitúen en la vereda, dejando un paso libre peatonal de 1,2 metros». No podrá existir más de un «medio tanque» de uso permanente en una misma acera o espacio público como plazas y parques. Debe ser móvil.

SILLAS, MESAS Y PLATAFORMAS DE MADERA

Respecto de la ocupación por mesas y sillas en la vía pública para que se autorice su instalación deben reunir algunas condiciones. Las mesas no podrán de exceder un metro de largo por 80 cm de ancho, y podrán ser colocadas en la calzada en una sola fila arrimada al cordón. Cuando se sitúen sobre deck (piso de madera) o sobre la vereda deben ubicarse en una sola fila arrimadas a la fachada del comercio. Esta autorización de mesas en la vía pública es únicamente para el uso de confiterías, bares, heladerías, pizzerías, restaurantes, parrilladas, puestos de venta de comidas al paso (carritos) y casa de comidas. No se permite la instalación de mesas en la vía pública cuando se trate de comercios enfrentados, Se permite la instalación de deck (plataformas de madera) con mesas y sillas, el que podrá ocupar 1,5 metros de la calzada, debe contar con baranda, y debe contar con elementos de seguridad lumínica.

PRECIO DE FUNCIONAMIENTO Y CONTROL

El precio que debe pagarse por la utilización del espacio público es de carácter anual. En el caso de los puestos de comidas al paso, quioscos y parrilladas es de 3 unidades reajustables (al día de hoy $ 1554). Para el caso de los «medios tanques» el costo es de 1 unidad reajustable ( hoy $ 518). Respecto de las mesas son 2 unidades reajustables por mesa y sillas en la vía pública (hoy $ 1036), y en el caso de los decks, el costo es de 1 unidad reajustable por metro cuadrado de superficie (hoy $ 518).

El contralor de la normativa se hará a través de la Inspectoría de Control Territorial conformada por 4 inspectores formados al efecto. 

Los que se instalen sin autorización serán penados con una multa de 6 unidades reajustables (hoy $ 3108).