Jefa de INAU admitió la inconveniente presencia de menores en las comparsas a altas horas de la madrugada

La Policía dijo que cuando esto ocurre debe encargarse el organismo

INAU asegura que “no tiene potestad” para salir a la calle a verificar si existe la prostitución de menores

Además dijo que participación de menores en carnaval durante la madrugada es asunto de los padres

Eran las tres de la mañana y el desfile inaugural de carnaval aún seguía por calle Uruguay. Entre las comparsas de samba enredo que se encontraban participando de esa instancia en ese mismo momento, había muchos niños, algunos menores de 12 años de edad, los que desfilaban sin inconveniente alguno.

Aunque si bien el INAU reglamentó que los padres deben prestar su autorización expresa para que esto suceda, la jefa departamental del organismo, Miriam Galbarini, reconoce que “no es conveniente” que esos niños “estén a esa hora” en la calle.

Consultada por EL PUEBLO, Galbarini se refirió a la situación vivida en el desfile inaugural del carnaval salteño el pasado 28 de enero, donde varias comparsas de samba enredo, por motivos que luego se conocieron como ajenos a estos conjuntos, desfilaron a altas horas de la madrugada. El tema, es que estos grupos también están integrados por niños, los que participaron del desfile en horas de la madrugada. 

Por esa razón, es que Galbarini dijo que analizarán el tema porque esos niños tienen el consentimiento expreso de los padres y por ende autorización del INAU, para participar de las actividades del carnaval, aunque ahora se pone en tela de juicio la conveniencia de la hora de permanencia de esos menores. 

CONVENIENCIA

Al ser consultada sobre este asunto, Miriam Galbarini expresó que “todos los niños que participaron del desfile estaban autorizados por el INAU”. Dijo asimismo que “estuvimos con la inspectora de Espectáculos Públicos, en calle Uruguay al comienzo del desfile para controlar si todos los niños menores de 18 años que desfilaban tenían permiso del INAU”.

Aunque los menores que estaban allí en ese momento eran los que participaron del desfile de comparsas infantiles, ya que los niños que integran las comparsas de mayores, aún se encontraban en sus respectivos lugares de ensayo hasta el momento que les fuera indicado.

Con respecto a los pequeños que desfilaron en la madrugada la jerarca dijo que, más allá de que estos cuentan con la habilitación correspondiente para hacerlo, “si nos ponemos a pensar sabemos que no es lo ideal para los chiquilines, pro tenemos que saber que ellos tienen una familia y padres detrás que son los que les permiten estar ahí”.

Señaló que “nosotros controlamos si los que van al desfile de qué manera lo hacen y si tienen la habilitación en orden, porque los permisos los dan los padres y ellos se comprometen en forma expresa para que sus hijos desfilen en calle Uruguay”.

Sostuvo que “le llamó la atención” que el desfile inaugural del carnaval “haya terminado tan tarde y eso lo comentamos con la inspectora de Espectáculos Públicos”.

Pero consideró que “no creo que el próximo desfile termine antes porque son varias las comparsas y muy importante la cantidad de niños que han pedido autorización para desfilar”. Sostuvo que el tema del horario “no es un tema nuestro”, sino que controlamos y aduce que el INAU se aboca “a controlar más” el hecho que “no se vulneren los derechos de los niños”, en el sentido de que “puedan estar bien vestidos, que no puede haber niños con lleva de banderas que son muy pesadas y que les terminan causando un perjuicio en su salud. En eso les estamos llamando la atención”, dijo Galbarini.

La jefa departamental del INAU dijo que si bien “nos hace pensar y nos inquieta el hecho que haya menores hasta tan tarde desfilando, por otro lado nos queda la tranquilidad porque sabemos que esos menores están bajo la responsabilidad de sus padres”.

PROSTITUCIÓN DE MENORES

Días pasados, un hecho policial desnudó un caso de prostitución de menores que estaba expuesto en la Zona Este de la ciudad. Ocurrió cuando una adolescente de 16 años de edad que ejercía la prostitución, al “lograr captar un cliente” y ambos concurrían hasta un descampado cercano a donde la joven tenía su “parada”, la pareja de la adolescente que la sometía a esa situación, se encargaba de rapiñar a quienes pagaban el servicio sexual que ofrecía la menor de edad.

Al ser consultados por EL PUEBLO en esa oportunidad algunos jerarcas policiales, indicaron que los casos de prostitución de menores “existen en Salto” y que el INAU “sabe de esto”. En ese sentido, Galbarini fue preguntada al respecto de porqué el organismo que dirige en nuestro medio no actúa en esos casos.

Asimismo, respondió que “nosotros trabajamos en cuanto a todo esto, también cuando vemos niños en situación de calle el INAU interviene y nos debemos al seguimiento de los niños que están desatendidos. Pero debemos tener claro que en la vía pública, no procedemos directamente, aunque hay un convenio de INAU que se llama “Niños en situación de calle” y que justamente ellos deben hacer un seguimiento en las calles de los menores que andan para ver en qué situación están”.

Entonces manifestó que “en el caso que haya denuncias de este tipo de prostitución infantil, obviamente que el INAU toma intervención inmediatamente. Pero no puedo decir que sea como dice la Policía, pero cualquier irregularidad que nos enteramos que ocurre intervenimos de inmediato”.

Afirmó además que “nosotros no hacemos recorridas, nosotros ante determinadas situaciones que recibimos denuncias ahí sí intervenimos, en casos puntuales, no hacemos recorridas, porque el INAU no tiene potestad para intervenir en la vía pública, solo lo hacemos en casos puntuales cuando hay alguna denuncia u orden judicial, pero el INAU no sale a la calle a ver quién está parado en la calle porque no es nuestra potestad”.

Y aseguró en ese plano por el contrario de lo que dice la Policía que los casos de menores que se prostituyen en la calle son asuntos del INAU, que el control de “la vía pública es potestad del Ministerio del Interior”.