Los maestros votaron ayer dos paros de 24 horas para el mes de junio, el sindicato reclama aumentos salariales

La Federación Uruguaya de Magisterio (FUM) planteó la realización de dos paros para el mes de junio y se pone de punta contra el gobierno por las promesas presupuestales incumplidas, por lo cual los maestros tomaron la medida de protestar con fuerza para que les den algo.
Ayer por la tarde, la mesa representativa de la FUM, entre quienes se encontraban delegados del departamento de Salto, acordaron llegar al paro general por 24 horas en dos ocasiones durante el mes de junio. Serán los días miércoles 14 y 21.
Por tal motivo, EL PUEBLO consultó vía telefónica con la secretaria general del sindicato nacional de maestros, Elbia Pereira, quien respondió sobre estos temas y reflexionó sobre la situación actual de ese sector de la enseñanza.
PAROS
Pereira empezó refiriéndose a que en la pasada jornada “hemos adoptado un paro para el día 21 de junio, acompañando la movilización planteada por la central de trabajadores en cuya plataforma está reivindicado el tema del presupuesto para la educación que acompaña nuestro reclamo y por lo cual hemos considerado plantear un paro para ese día. Un paro con movilizaciones”.
Aunque sostuvo que en el mismo sentido “y con un análisis referido al presupuesto y a la negociación que debería estar llevándose adelante de cara al presupuesto que el 30 de junio se debería estar presentando, el pasado viernes en la convocatoria del Consejo Superior Tripartito, se nos informó que hasta que el presidente de la República no regrese de su gira no habrá convocatorias ni resoluciones en torno a ningún sector de la actividad, es decir no habrá lineamientos para el inicio de la negociación colectiva”.
Pereira dijo que con ese plazo que plantea el gobierno el tema se posterga hasta mediados de junio y en tanto, es que la FUM votó un paro de 24 horas para el martes 14 de junio “porque es necesario que se den estas negociaciones y que el conjunto de las reivindicaciones sean tomadas en cuenta y negociadas”.
Dijo que las mismas pasan por “priorizar un aumento de salarios, mejorar el escalafón de directores, regularización de la situación de las auxiliares de servicio contratadas por la Comisión de Fomento y que son un conjunto de reivindicaciones que son necesario discutirlas con el tiempo suficiente para que se de lo que establece la ley de negociación colectiva y lograr resultados”.
SIN PROPUESTAS
No obstante, la titular de la FUM dijo que hasta ahora el gobierno no ha hecho llegar ninguna propuesta sobre la mesa. “No hay lineamientos que den lugar al puntapié para iniciar la negociación en ninguna rama de la enseñanza, entonces todos tenemos y coincidimos en decir que es necesario una fuerte inversión en educación con un 6% del PIB que es lo mínimamente necesario para una educación pública de calidad. Todos coincidimos en eso, porque hemos oído a muchos actores del gobierno en la misma línea”, comentó.
Pero señaló que “si eso fuera un horizonte común con el gobierno, nos está faltando en el camino de ese horizonte la negociación que debe darse entre los trabajadores y el gobierno, que es lo que no se está llevando a cabo, porque se piensa llevar en un tiempo que para nosotros es muy preocupante porque es muy breve para decidir sobre convenios. Porque si es en materia salarial tiene que ser discutido democráticamente como lo hacemos los sindicatos en el seno de cada una de nuestras organizaciones nacionales”.
Para la sindicalista “existe un clima de mucha preocupación por esta dilatoria que hace el Poder Ejecutivo de no iniciar esta negociación”.
Manifestó que esta medida de hacer dos paros generales de 24 horas cada uno, los días 14 y 21 de junio, fue votada en la mesa representativa por todos los delegados, entre los que estaban “los de Salto por lo cual creemos y sabemos que en ese departamento también nos van a acompañar en el paro”.
CALIDAD CON
PRESUPUESTO
Para la secretaria general de la Federación Uruguaya de Magisterio, el 82% del presupuesto educativo se destina al pago de salarios en una “empresa si se quiere ejemplificar de esta forma, donde somos más de 60 mil trabajadores. Entonces es impensable que un maestro que recién empieza su carera docente reciba un sueldo líquido de 21 mil pesos. En verdad que nadie sensatamente podría decir que se trata de un sueldo con el que se puede vivir”.
Por tal motivo, dijo que el punto número uno de las reivindicaciones que plantea la FUM y que se plasmarán con esta serie de movilizaciones de paro general está el problema de los bajos salarios con los que vive un maestro.
Recordó que cuando comenzó a transitar su camino el actual gobierno, propuso que las discusiones que se plantearon en aquel momento tuvieran una vigencia de dos años y que este, el 2017, sea el tiempo de plantear las discusiones para los temas que afectarán al país durante los próximos tres años.
“Pero esto no se ha dado y ahora cuando todos queremos sentarnos para ver cómo planteamos la realidad que nos toca vivir y cómo encarar la discusión de fondo, tenemos que esperar los tiempos que plantea el gobierno que es con la ausencia del presidente para poder resolver y dar los lineamientos para la negociación colectiva, el tiempo se nos termina porque en junio se termina todo y no hay nada arriba de la mesa”, exclamó a este diario la titular de la FUM.







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...