Luis Bertis responde correo electrónico anónimo que aludía a su persona

Estimada Adriana:

La publicación de un e-mail injurioso, difamante y plagado de falsedades dirigido a mi persona, me hizo pensar en un primer momento en apelar a la vía judicial para preservar mis derechos, pero lo he descartado porque quien se ampara en un seudónimo es un cobarde y por tanto no puede dañar la afectuosa y respetuosa relación que hemos mantenido a lo largo de años.
En cambio, te solicito publiques estas líneas, no por lo publicado, sino en homenaje a la verdad.
Se me acusa de ser “ñoqui” y de estar preocupado por los despidos ocurridos de seis funcionarios argentinos en Salto Grande. Obviamente no soy “ñoqui”, cumplo rigurosamente con mis horarios, con mis tareas y la actividad sindical como Presidente de la Asociación de Trabajadores Uruguayos en Salto Grande la desempeño generalmente fuera del horario de trabajo, precisamente para hacer un uso mínimo e indispensable de los permisos o licencias sindicales que legítimamente corresponden.
Que esté preocupado por la suerte de los trabajadores despedidos y por el clima de inseguridad que eso conlleva, es más que obvio. Sería un pésimo dirigente sindical si no actuara así.
A continuación la diatriba anónima continúa afirmando que hay excedentes de trabajadores y que habría que capacitar a la mitad de quienes hoy desempeñan funciones en Salto Grande.
Tengo que responder que en la represa trabaja un número adecuado de funcionarios, en algunas áreas hay incluso carencias que se deben suplir con horas extras y mal podríamos “capacitar a la mitad” de los trabajadores, cuando somos parte de una empresa ejemplar, eficiente y reconocida internacionalmente por su prestigio.
Después habla de la actividad privada y debo aclarar que cuando concursé por margen argentina para ingresar a Salto Grande ejercía mi profesión de periodista y tenía TRES EMPLEOS muy bien remunerados en la actividad privada: diario “Cambio”, Canal 8 y “El Heraldo” de Concordia.
Y por último nos califica de “carneros” porque en la última marcha del PIT CNT no vio a nadie de Salto Grande, cuando en realidad uno de nuestros representantes integra la Comisión de Derechos Humanos, hizo uso de la palabra, estuvo en la marcha y, por si fuera poco, de su bolsillo y del mío salieron sendas colaboraciones para la tradicional “olla” que organizan los obreros en esas movilizaciones.
Podría abundar en más detalles, pero creo que lo expresado es más que suficiente para desmentir un correo panfletario, anónimo y cuya intencionalidad no me corresponde adivinar.
Salto, Julio de 2016.
Luis Bertiz

Nota de redacción:
Recibimos y publicamos la misiva enviada por el Sr. Luis Bertiz. La misma es publicada hoy domingo, no por el hecho de haya existido alguna posibilidad de recurrir a la vía judicial por parte del damnificado sino preservando la política de esta casa periodística entendiendo que todos tienen el derecho a réplica o como “homenaje a la verdad” como lo expresa el Sr Bertiz.
También es cierto que conocemos al Sr. Bertiz dese hace muchos años, desde que este era informativista de Canal 8 manteniendo una respetuosa relación.
Nobleza obliga manifestar, dicho comentario escapó a los controles que habitualmente se realizan a la hora de plasmar en el papel las diferentes opiniones de los lectores que se comunican a través de la página web.
Adriana Martínez







El tiempo

Ediciones anteriores

noviembre 2018
L M X J V S D
« oct    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

  • Otras Noticias...