Más de 900 niños participarán en el Verano Educativo desde el 14 de enero

Según comentó a EL PUEBLO, Mario Guimaraens Inspector de Zona y encargado de Verano Educativo, se vienen implementando todas las actividades para el verano educativo 2014 que va a  comenzar el 13 de enero con el trabajo docente y al día siguiente con los niños, hasta el 13 de febrero.
Este año hay 16 escuelas involucradas con el proyecto con un promedio aproximada de 925 niños que van a ser atendidos en las distintas escuelas de la ciudad y algunas del interior, como Belén, Constitución y Rincón de Valentín.
Los cupos de alumnos en cada escuela varían entre 50, 70 o 100 niños que asisten al verano educativo, según la zona en la que se encuentre la escuela y la cantidad de  chicos que se inscriben, siendo el promedio de 50 niños por lo general. Las escuelas con esta actividad lúdica recreativa durante el verano, son prácticamente las mismas todos los años, con algunas modificaciones puntuales relacionadas sobre todo a la baja concurrencia de niños en alguna de ellas y su traslado a otra escuela próxima de la zona.
Esto sucedió con la escuela Nº 64, este año pasó a tiempo  completo y durante el verano se va a estar realizando una reforma edilicia que implicará la construcción de una nueva aula y por consiguiente durante el 2014 no participará del Verano Educativo. Los niños que iban a la escuela Nº 64 durante el verano ahora tendrán que concurrir  a la escuela Nº 78.
Respecto al programa, Guimaraens dijo que es fundamentalmente dirigido al primer ciclo inicial desde 5 años a tercer año, y se pretende hacer una propuesta diferente durante el verano, a modo de que no signifique una continuidad, pero sí teniendo en cuenta sobre todo la lengua y las matemáticas, en combinación con actividades lúdicas, artísticas y recreativas.
Cada escuela puede realizar trabajos diferentes, según los proyectos presentados, algunas escuelas aprovechan las piscinas municipales de la zona y anexan actividades vinculadas a los deportes acuáticos, juegos en el agua y la práctica de la natación.
Otros proyectos centran sus actividades centrales en otras áreas como el arte escénico o la fotografía.
“Las cosas se están haciendo bien, mañana (por hoy) es la elección de cargos y habrá disponibles algunos cargos que no son cubiertos por el personal de los proyectos y se va a tener que recurrir a la gente que se anotó de manera particular para participar”, comentó.

Según comentó a EL PUEBLO, Mario Guimaraens Inspector de Zona y encargado de Verano Educativo, se vienen implementando todas las actividades para el verano educativo 2014 que va a  comenzar el 13 de enero con el trabajo docente y al día siguiente con los niños, hasta el 13 de febrero.

Este año hay 16 escuelas involucradas con el proyecto con un promedio aproximada de 925 niños que van a ser atendidos en las distintas escuelas de la ciudad y algunas del interior, como Belén, Constitución y Rincón de Valentín.

Los cupos de alumnos en cada escuela varían entre 50, 70 o 100 niños que asisten al verano educativo, según la zona en la que se encuentre la escuela y la cantidad de  chicos que se inscriben, siendo el promedio de 50 niños por lo general. Las escuelas con esta actividad lúdica recreativa durante el verano, son prácticamente las mismas todos los años, con algunas modificaciones puntuales relacionadas sobre todo a la baja concurrencia de niños en alguna de ellas y su traslado a otra escuela próxima de la zona.

Esto sucedió con la escuela Nº 64, este año pasó a tiempo  completo y durante el verano se va a estar realizando una reforma edilicia que implicará la construcción de una nueva aula y por consiguiente durante el 2014 no participará del Verano Educativo. Los niños que iban a la escuela Nº 64 durante el verano ahora tendrán que concurrir  a la escuela Nº 78.

Respecto al programa, Guimaraens dijo que es fundamentalmente dirigido al primer ciclo inicial desde 5 años a tercer año, y se pretende hacer una propuesta diferente durante el verano, a modo de que no signifique una continuidad, pero sí teniendo en cuenta sobre todo la lengua y las matemáticas, en combinación con actividades lúdicas, artísticas y recreativas.

Cada escuela puede realizar trabajos diferentes, según los proyectos presentados, algunas escuelas aprovechan las piscinas municipales de la zona y anexan actividades vinculadas a los deportes acuáticos, juegos en el agua y la práctica de la natación.

Otros proyectos centran sus actividades centrales en otras áreas como el arte escénico o la fotografía.

“Las cosas se están haciendo bien, mañana (por hoy) es la elección de cargos y habrá disponibles algunos cargos que no son cubiertos por el personal de los proyectos y se va a tener que recurrir a la gente que se anotó de manera particular para participar”, comentó.