“Nos vamos con la conciencia tranquila”

“Nos vamos con la  conciencia tranquila”

El exintendente Manuel Barreiro se despidió de la comuna “con la conciencia tranquila” y “saliendo por la misma puerta por la cual entré”, según expresó a EL PUEBLO. Tras realizarse el cambio de mando en el gobierno municipal, Barreiro manifestó sentir “una gran satisfacción”, porque “en el fondo ésta es una fiesta democrática y como tal debemos celebrarla. Más allá de la satisfacción de unos y la tristeza de otros, el pueblo uruguayo y el pueblo de Salto se ha acostumbrado a elegir libremente a sus gobernantes y esto es muy sano”.
El representante del Partido Colorado deslizó que hubo proyectos que no pudo cumplir el gobierno saliente de la Intendencia. “Siempre hay sueños que se cumplen y otros que no. Muchas veces los sueños sobrepasan a las realidades y uno tiene que luchar con las realidades y postergar los sueños. Creo que lo importante es tratar de cumplir los sueños que se puedan cumplir y aquellos que no, dejar las mejores condiciones para que puedan realizarlos los que vengan, porque en definitiva todos somos salteños. El intendente que se elige es el intendente de todos y todos estamos dispuestos a ayudar para que Salto siga siendo el departamento que es y aún mejor”. Barreiro valoró que su etapa al mando de la comuna fue “un período de responsabilidad, que aunque fue corto ha significado un esfuerzo muy importante desde el punto de vista personal, administrativo y también familiar. Nos vamos con la consciencia tranquila de que hicimos todo lo que pudimos hacer y que lo hicimos con corrección y honestidad. Eso es lo que uno guarda para cuando le toque hacer un balance de lo que ha sido su vida”. Barreiro afirmó que ahora se dedicará “a descansar un poco” y a “disfrutar algunas cosas que uno deja de lado para dedicarse de lleno a esta actividad que también es apasionante.
Todavía nos queda un tiempo de vida importante para cumplir y veremos qué actividades haremos después”.