Piscinas barriales fomentan deporte, salud y recreación en puntos estratégicos de la ciudad

Un promedio de 150 jóvenes las visitan a diario

La actividad de las piscinas barriales dio comienzo el pasado 8 de diciembre y se prolongará hasta el 15 de marzo, promoviendo -desde su dinámica– el fomento por el deporte, la salud y las actividades recreativas, tan necesarias en el ser humano, sobre todo cuando éste cursa las primeras etapas de la vida.
Están en pleno funcionamiento las cinco piscinas barriales a partir de las 8  hasta las 11 de la mañana y luego a partir de las 16 hasta las 22 horas. Las piscinas están ubicadas en los barrios Ceibal, Salto Nuevo, Cerro, Arralde y Barrio Artigas.
“Entre las 11.00 y las 16.00 horas nos adherimos a la lucha contra el cáncer de piel, por lo tanto durante en ese horario no se realiza la actividad al aire libre” –detalló el director del Departamento de Deportes de la Intendencia de Salto, profesor Jorge Castagnaro. El proyecto nació en 1992 y en la actualidad están con construcción –con la intención de ser habilitadas al final de la temporada- dos nuevas piscinas en los Barrio Saladero y Palomar.
“Las piscinas funcionan mediante un convenio entre el Ministerio de Turismo y Deportes que permite que los docentes brinden la enseñanza de la natación”, señaló el Profesor Jorge Castagnaro.
Desde los 4 años en adelante, chicos, jóvenes y adultos pueden hacer uso de las piscinas. El público adulto puede concurrir a partir de las 20.00 horas.
“Durante la mañana las piscinas funcionan para las instituciones, actualmente están vinculados al proyecto unas 16 instituciones sociales, como el caso de los centros Caif, los clubes de niños y los grupos de chicos con discapacidad.
Por la tarde –a partir de las 16 horas– están habilitadas las clases para los socios de las piscinas que son los niños de los barrios, éstas reciben un promedio de 150 personas a diario”, explicó.
“En cada temporada se confeccionan mil nuevos carnet de usuario, que tienen una validez de dos años”, agregó.
Y resaltó que cuando comienza el programa de ANEP, “Verano Educativo”, todas las escuelas – transportadas incluso hasta por vehículos municipales –  también reciben en el horario matutino las clases de natación.
REQUISITOS PARA CONCURRIR A LAS PISCINAS BARRIALES
Los interesados deben tramitar el carné de usuario en la Casa de los Deportes (Agraciada 975). Es necesario presentar la cédula de identidad, una foto carnet, un certificado de aptitud.
Si es de ASSE, por dos años no tiene costo, si es de una mutualista privada, tiene un costo de 160 pesos cada dos años. También se hacen actividades recreativas y water polo. Se hacen competencias y torneos, a la vez que se enseña dicho deporte.
Las clases de natación se prolongarán hasta el 28 de febrero, cumpliéndose con las competencias internas, ya sea a nivel de los alumnos, los clasificados en los planteles de casa piscina y a nivel del plantel municipal de natación, que reúne a los mejores nadadores de todas las piscinas de la ciudad. Por esa razón, para este año se ha proyectado una competencia en la ciudad de Colonia.
En cuanto a las normas de limpieza, son competencia del Departamento de Higiene de la Intendencia de Salto. Allí se llevan las muestras diarias a los funcionarios, que se encargan de realizar un muestreo técnico en los laboratorios para controlar la calidad del agua.
De acuerdo a los resultados de los informes técnicos, cada temporada  -se habilitan o no– las playas y piscinas. Cabe destacar que las piscinas barriales son un servicio totalmente gratuito que está a disposición de todos los ciudadanos, según lo destacó el jerarca consultado.
El mismo tiene una intensa actividad a nivel institucional desde las escuelas, que también encuentran un importante espacio de recreación en este lugar.
“Sin dudas que el deporte contempla el aspecto social, la posibilidad de que en el verano los chicos en su tiempo de ocio tengan la posibilidad de recrearse, disfrutar del agua, pasar buenos momentos en un ambiente que está controlado por gente adulta y en definitiva también lo que está relacionado al beneficio de la salud, de practicar una disciplina deportiva que los lleve a mejorar la calidad, generar hábitos de higiene, que se gestan en este tipo de instituciones”, puntualizó Castagnaro.

La actividad de las piscinas barriales dio comienzo el pasado 8 de diciembre y se prolongará hasta el 15 de marzo, promoviendo -desde su dinámica– el fomento por el deporte, la salud y las actividades recreativas, tan necesarias en el ser humano, sobre todo cuando éste cursa las primeras etapas de la vida.

Están en pleno funcionamiento las cinco piscinas barriales a partir de las 8  hasta las 11 de la mañana y luego a partir de las 16 hasta las 22 horas. Las piscinas están ubicadas en los barrios Ceibal, Salto Nuevo, Cerro, Arralde y Barrio Artigas.

“Entre las 11.00 y las 16.00 horas nos adherimos a la lucha contra el cáncer de piel, por lo tanto durante en ese horario no se realiza la actividad al aire libre” –detalló el director del Departamento de Deportes de la Intendencia de Salto, profesor Jorge Castagnaro. El proyecto nació en 1992 y en la actualidad están con construcción –con la intención de ser habilitadas al final de la temporada- dos nuevas piscinas en los Barrio Saladero y Palomar.

“Las piscinas funcionan mediante un convenio entre el Ministerio de Turismo y Deportes que permite que los docentes brinden la enseñanza de la natación”, señaló el Profesor Jorge Castagnaro.

Desde los 4 años en adelante, chicos, jóvenes y adultos pueden hacer uso de las piscinas. El público adulto puede concurrir a partir de las 20.00 horas.

“Durante la mañana las piscinas funcionan para las instituciones, actualmente están vinculados al proyecto unas 16 instituciones sociales, como el caso de los centros Caif, los clubes de niños y los grupos de chicos con discapacidad.

Por la tarde –a partir de las 16 horas– están habilitadas las clases para los socios de las piscinas que son los niños de los barrios, éstas reciben un promedio de 150 personas a diario”, explicó.

“En cada temporada se confeccionan mil nuevos carnet de usuario, que tienen una validez de dos años”, agregó.

Y resaltó que cuando comienza el programa de ANEP, “Verano Educativo”, todas las escuelas – transportadas incluso hasta por vehículos municipales –  también reciben en el horario matutino las clases de natación.

REQUISITOS PARA CONCURRIR A LAS PISCINAS BARRIALES

Los interesados deben tramitar el carné de usuario en la Casa de los Deportes (Agraciada 975). Es necesario presentar la cédula de identidad, una foto carnet, un certificado de aptitud.

Si es de ASSE, por dos años no tiene costo, si es de una mutualista privada, tiene un costo de 160 pesos cada dos años. También se hacen actividades recreativas y water polo. Se hacen competencias y torneos, a la vez que se enseña dicho deporte.

Las clases de natación se prolongarán hasta el 28 de febrero, cumpliéndose con las competencias internas, ya sea a nivel de los alumnos, los clasificados en los planteles de casa piscina y a nivel del plantel municipal de natación, que reúne a los mejores nadadores de todas las piscinas de la ciudad. Por esa razón, para este año se ha proyectado una competencia en la ciudad de Colonia.

En cuanto a las normas de limpieza, son competencia del Departamento de Higiene de la Intendencia de Salto. Allí se llevan las muestras diarias a los funcionarios, que se encargan de realizar un muestreo técnico en los laboratorios para controlar la calidad del agua.

De acuerdo a los resultados de los informes técnicos, cada temporada  -se habilitan o no– las playas y piscinas. Cabe destacar que las piscinas barriales son un servicio totalmente gratuito que está a disposición de todos los ciudadanos, según lo destacó el jerarca consultado.

El mismo tiene una intensa actividad a nivel institucional desde las escuelas, que también encuentran un importante espacio de recreación en este lugar.

“Sin dudas que el deporte contempla el aspecto social, la posibilidad de que en el verano los chicos en su tiempo de ocio tengan la posibilidad de recrearse, disfrutar del agua, pasar buenos momentos en un ambiente que está controlado por gente adulta y en definitiva también lo que está relacionado al beneficio de la salud, de practicar una disciplina deportiva que los lleve a mejorar la calidad, generar hábitos de higiene, que se gestan en este tipo de instituciones”, puntualizó Castagnaro.