Ultiman detalles de la 20a. Recreación de La Redota

Se cumplirá el próximo fin de semana en Costanera Norte. Salto

La Asociación de Amigos del Patrimonio Histórico se encuentra ultimando detalles de la 20ª Recreación de la Redota que se cumplirá los días viernes 2 y sábado 3 de diciembre.
Esta tarea de dos décadas se ha podido mantener en el tiempo, gracias a la colaboración de diversos actores de la sociedad.
Se trata de un fenómeno único en la historia de los pueblos americanos. Conmoción emocional colectiva, enraizada en la vocación indestructible de libertad que vibraba en los pechos de nuestros gauchos. Y también, en esta ocasión, de quienes no lo eran.
El Éxodo del Pueblo Oriental fue la emigración masiva de los habitantes de la Banda Oriental, liderados por a José Gervasio Artigas luego del levantamiento del Sitio de Montevideo causado por el armisticio de octubre de 1811 entre el virrey Elío y el Triunvirato de Buenos Aires.Esta marcha es conocida también como «La Redota», palabra que deriva, por deformación, del vocablo «derrota». Igualmente, popularmente es más conocido como el «Éxodo», aunque muchos especialistas, incluso Artigas, lo llaman «La emigración».
LA HISTORIA
La «redota», decían los paisanos, deformando la palabra «derrota», y así llamaron a la gran movilización popular que siguió a Artigas desde San José hasta el Ayuí a partir del 23 de octubre de 1811, hace hoy doscientos años. Pero ¿qué querían decir exactamente aquellos orientales?
Se había ganado en mayo la batalla de Las Piedras, se había puesto sitio a Montevideo, la victoria de la revolución en la Banda Oriental parecía al alcance de la mano… pero la Junta de Buenos Aires negoció un armisticio con el Virrey Elío y ordenó levantar el sitio. Montevideo estaba sitiada por tierra, pero su puerto, apostadero naval español, no. Y desde Montevideo, la flota española asediaba a Buenos Aires.
«Derrota» viene de derromper (romper, quebrantar, violentar), del latín dirumpre. Significa «camino, vereda o senda de tierra» y en el lenguaje marítimo «rumbo o dirección que llevan en su navegación las embarcaciones».
Así, «redota» toma otro significado: derrotero, rumbo, destino. Un contingente importante de hombres a caballo puede avanzar rápidamente y estar pronto para regresar si hay cambios de circunstancias. Pero un gran número de orientales, muchos de ellos con sus familias, quiere unirse a esa retirada. Esa multitud enlentecerá necesariamente la marcha. Artigas se resiste, pero aquí es el pueblo quien lo conduce, quien le señala el camino, y lo pone delante de ellos.