LUISINA BRANDO: LA CALIDAD DE UNA ACTRIZ

Una nota exclusiva de JUANJO ALBERTI, desde Montevideo

ENTRE IDIOMAS y BAILES, TOCABA EL PIANO

Nacida el 10 de diciembre de 1945 en el barrio residencial de La Paternal de Buenos Aires en las cercanías de la vieja sede social del Club Argentinos Juniors, hija de una ama de casa que hacía las veces de modista, y un reconocido peluquero de ese momento, a Luisina desde chica le tiraba la actuación, tal es así que siendo una niña jugaba a las actrices con algunas de sus amiguitas vecinas. Mientras concurría a la escuela de la zona, estudiaba idiomas con una profesora, y también concurría a clases de piano y baile, considerada una muy buena alumna. Con pocos años en su haber, deseaba ser distinta y llamar la atención, pero no contaba con mucho tiempo para hacerlo, tenía muchas actividades de acuerdo a su edad. Debutó danzando en un viejo programa de televisión, tocando “castañuelas” de por medio, y desde ahí en más practicamente no se detuvo realizando actividades en teatro, tv, y cine, siendo distinguida en infinidad de ocasiones con reconocimientos “a la mejor actriz”, otorgados por los críticos argentinos y por reconocidos festivales de cine internacionales.

“TELECOMICOS” y MARRONE: CON QUINCE AÑOS

Luego de diplomarse en escuelas actorales, y de haber pasado por el espacio “La edad de los sueños”, en Canal 7, Luisa Noemí Gnazzo, tal el nombre de Luisina Brando, hace apariciones triunfales en dos grandes ciclos humorísticos de la pantalla chica: “Telecómicos” en Canal 9, y “Los trabajos de Marrone” por Canal 13, ambos ciclos del año 1960, siendo llamada posteriormente, con sus juveniles 16 años, para integrar el elenco de “Viendo a Biondi”, en Canal 13, junto a José “Pepe” Biondi, uno de los cómicos de moda por ese entonces en el Río de la Plata, ya que su programa se emitía también por Montecarlo TV Canal 4 de Montevideo, los viernes a la noche. Ante ese buen despliegue desarrollado en la tele, llegaría su primera película en 1964, fue también del género humor, junto a Jorge Porcel -integrante de “La Revista Dislocada” de Delfor, televisivo reidero- “El gordo Villanueva”, donde -además- Los Wawancó, conforman los estelares de una trama llevadera, simpática y de carcajadas. Cinco años más tarde, en 1969, participa de “El bulín”, de Salvador Valverde Calvo, con Norman Briski, Beatriz Bonnet, Susana Campos, Jorge Porcel, entre otros, en 1970 “Puntos suspensivos”, un filme de Edgardo Cozarinsky según su propio guión, quien tardaría un año en filmar la cinta, ya que lo hacía con una cámara prestada durante los fines de semana. En 1973, actuaba en “Paño verde”, de Mario David, junto a Carlos Estrada, Luis Brandoni, Julia von Grolman y Héctor Alterio, realizando el papel de “Chola”-

“BOQUITAS PINTADAS” y “LOS GAUCHOS JUDÍOS”

Luisina, iniciaría la década del setenta en la televisión, con muy buenas participaciones en las tiras “Alta Comedia” por Canal 9 Libertad, “Una vida para amarte” en Canal 13, y “Malevo” – Canal 9. Paralelamente, en la gran pantalla daría sus mejores pasos hasta ese presente: “Boquitas pintadas”, 1974, y “Los gauchos judíos”, 1975. “Boquitas pintadas”, dirigida por Leopoldo Torre Nilsson, bajo su propio guión, con producción de Juan Sires, se estrenó el 23 de mayo de 1974, siendo el primer protagónico de la actriz, junto a Alfredo Alcón. Por otra parte “Los gauchos judíos” es una cinta dramática dirigida por Juan José Jusid y estelarizada por Pepe Soriano, Víctor Laplace, María Rosa Gallo, China Zorrilla, y Luisita Brando. Escrita por Ana María Gerchunoff, Jorge Goldenberg y Oscar Viale, quienes adaptaron el libro homónimo de Alberto Gerchunoff, sobre la inmigración judía a la provincia de Entre Ríos, Argentina. Producida por Leopoldo Torre Nilsson, con música de Gustavo Beytelman y fotografía de Juan Carlos Desanzo. Se estrenó el 22 de mayo de 1975 en Argentina, en 1976 en Nueva York y en 1980 en Alemania. Por ese entonces, Luisina, ya se encontraba en un muy buen momento de su carrera profesional.

“DE ESO NO SE HABLA” CON MARCELLO MASTROIANNI

En sus próximas piezas cinematográficas se destacan: “Señora de nadie”, 1982, “Noches sin lunas ni soles, 1984″, “Hay unos tipos abajo”, 1985, “El año del conejo”, 1987, “¿Dónde estás amor de mi vida que no te puedo encontrar?”, 1992, “De eso no se habla” con Marcello Mastroianni, 1993, “No te enamores de mí”, 2012, su última realización, entre otras. En televisión: “El teatro de Norma Aleandro”, 1973, “Juan sin nombre”, 1982, “Los gringos”, 1984, “Atraverse”, 1990, “Como vos y yo”, 1998, “Los buscas de siempre”, 2001, “Amas de casa desesperadas”, 2006, “Herencia de amor”, 2009, y su última aparición: “Doce casas, historia de mujeres devotas”, 2014, entre tantas producciones. Estuvo casada con el director Juan José Jusid, con quien tuvo al compositor y pianista Federico Jusid -1973- quien ha compuesto música para importantes films argentinos: “El secreto de sus ojos” y más. En 1982 empieza un romance con el actor Carlos Calvo hasta 1988. Actualmente vive en pareja. Entre 1990 y 1996 dirigió su propia escuela de teatro. Más allá de la nostalgia.

juanjoalberti@hotmail.com







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...