El INAU investiga a funcionario por denuncia de presunto caso de abuso y acoso en Hogar Femenino

El INAU investiga a funcionario por denuncia de   presunto caso de abuso y acoso en Hogar Femenino
La jefatura departamental del INAU, a cargo del licenciado Rodrigo Broll, confirmó a EL PUEBLO que ha sido iniciada una investigación interna, para determinar si existe o no responsabilidad de un funcionario quien fue denunciado como presunto maltratador de una adolescente de 15 años de edad, la que se encuentra internada en el Hogar Femenino por una situación de amparo.
La denuncia fue recibida por este diario días pasados, cuando un familiar directo de la joven comunicó el caso. Allí dijo que la adolescente que se encuentra en un hogar del INAU por una situación de amparo, había sido víctima de abusos físicos por parte de un funcionario que cumple tareas en el lugar.
Quien efectuó la denuncia ante EL PUEBLO dijo que haría llegar la situación ante la jefatura departamental del organismo, con la finalidad de que se tomaran cartas en el asunto. Si bien brindó detalles de lo ocurrido, la acusación debe ser debidamente probada y verificada por las autoridades de INAU, para que en caso de que se comprueben, se adopten las medidas pertinentes.
Empero, ayer el jefe departamental del INAU de Salto, el licenciado Rodrigo Broll, confirmó a este diario que recibió una denuncia de tal naturaleza y que si bien no podía brindar mayor información al respecto, al menos estaba en condiciones de señalar que cada denuncia que recibe en su despacho toma el curso correspondiente.
Broll sostuvo que todas las denuncias contra funcionarios son investigadas y en ese sentido, confirmó que el mismo camino adoptó con la denuncia que recibió sobre un presunto caso de maltrato, contra una joven de 15 años que está internada por amparo.
También admitió que existen otras denuncias contra funcionarios de distintas dependencias por situaciones similares, pero advirtió que todas se investigan con las garantías del debido proceso, ya que los funcionarios pueden resultar agraviados en forma injusta si al final de la investigación no se encuentran pruebas que confirmen las denuncias.
Asimismo, Broll señaló que el trabajo se hace en base a derecho y que todos, tanto los denunciantes como la parte denunciada, tienen las garantías de que se instrumentan investigaciones para determinar las eventuales responsabilidades para los casos que correspondan.
LOS HOGARES
DE AMPARO
El INAU cuenta con varios hogares que albergan niños y adolescentes en régimen de amparo. Se trata de hogares que cuentan con educadores que son funcionarios del organismo, que trabajan con pautas socioeducativas y de contención psicológica, que tiendan al fortalecimiento de quienes se encuentan en esa situación.
Por lo general, son niños y adolescentes cuyos padres son ausentes, o no pueden hacerse cargo del sustento de éstos, ni brindarles asistencia de ningún tipo. Llegan allí por distintas maneras que pueden ser por solicitud de las familias, o por una decisión judicial.
En Salto el INAU cuenta con el Hogar Rural de Varones, que está ubicado en el barrio Artigas y el Hogar Femenino, que se encuentra en la calle Artigas al 1500.
Si bien ambos hogares son considerados “hogares de puertas abiertas”, en determinadas ocasiones cuando la situación lo amerita, por decisión judicial son alojados menores que han cometido infracciones a la ley.
Aunque uno de los problemas que se han suscitado justamente por tratarse de hogares de puertas abiertas, han sido las fugas que la ex jefa departamental del organismo, Miriam Galbarini, denominó en oportunidad de ser consultada por este diario como “salidas sin autorización”. En ese momento reconoció que “poco se podía hacer” porque se trataba de un lugar que no era apto para la reclusión de adolescentes.
En el caso del Hogar Femenino los vecinos han denunciado a este diario que las adolescentes entran y salen a altas horas de la madrugada, y que incluso se han notado algunos vehículos que aguardan la salida del lugar de adolescentes en forma sospechosa. Esto es algo contra lo que el nuevo jerarca departamental, Rodrigo Broll, deberá lidiar.

La jefatura departamental del INAU, a cargo del licenciado Rodrigo Broll, confirmó a EL PUEBLO que ha sido iniciada una investigación interna, para determinar si existe o no responsabilidad de un funcionario quien fue denunciado como presunto maltratador de una adolescente de 15 años de edad, la que se encuentra internada en el Hogar Femenino por una situación de amparo.

La denuncia fue recibida por este diario días pasados, cuando un familiar directo de la joven comunicó el caso. Allí dijo que la adolescente que se encuentra en un hogar del INAU por una situación de amparo, había sido víctima de abusos físicos por parte de un funcionario que cumple tareas en el lugar.

Quien efectuó la denuncia ante EL PUEBLO dijo que haría llegar la situación ante la jefatura departamental del organismo, con la finalidad de que se tomaran cartas en el asunto. Si bien brindó detalles de lo ocurrido, la acusación debe ser debidamente probada y verificada por las autoridades de INAU, para que en caso de que se comprueben, se adopten las medidas pertinentes.

Empero, ayer el jefe departamental del INAU de Salto, el licenciado Rodrigo Broll, confirmó a este diario que recibió una denuncia de tal naturaleza y que si bien no podía brindar mayor información al respecto, al menos estaba en condiciones de señalar que cada denuncia que recibe en su despacho toma el curso correspondiente.

Broll sostuvo que todas las denuncias contra funcionarios son investigadas y en ese sentido, confirmó que el mismo camino adoptó con la denuncia que recibió sobre un presunto caso de maltrato, contra una joven de 15 años que está internada por amparo.

También admitió que existen otras denuncias contra funcionarios de distintas dependencias por situaciones similares, pero advirtió que todas se investigan con las garantías del debido proceso, ya que los funcionarios pueden resultar agraviados en forma injusta si al final de la investigación no se encuentran pruebas que confirmen las denuncias.

Asimismo, Broll señaló que el trabajo se hace en base a derecho y que todos, tanto los denunciantes como la parte denunciada, tienen las garantías de que se instrumentan investigaciones para determinar las eventuales responsabilidades para los casos que correspondan.

LOS HOGARES

DE AMPARO

El INAU cuenta con varios hogares que albergan niños y adolescentes en régimen de amparo. Se trata de hogares que cuentan con educadores que son funcionarios del organismo, que trabajan con pautas socioeducativas y de contención psicológica, que tiendan al fortalecimiento de quienes se encuentan en esa situación.

Por lo general, son niños y adolescentes cuyos padres son ausentes, o no pueden hacerse cargo del sustento de éstos, ni brindarles asistencia de ningún tipo. Llegan allí por distintas maneras que pueden ser por solicitud de las familias, o por una decisión judicial.

En Salto el INAU cuenta con el Hogar Rural de Varones, que está ubicado en el barrio Artigas y el Hogar Femenino, que se encuentra en la calle Artigas al 1500.

Si bien ambos hogares son considerados “hogares de puertas abiertas”, en determinadas ocasiones cuando la situación lo amerita, por decisión judicial son alojados menores que han cometido infracciones a la ley.

Aunque uno de los problemas que se han suscitado justamente por tratarse de hogares de puertas abiertas, han sido las fugas que la ex jefa departamental del organismo, Miriam Galbarini, denominó en oportunidad de ser consultada por este diario como “salidas sin autorización”. En ese momento reconoció que “poco se podía hacer” porque se trataba de un lugar que no era apto para la reclusión de adolescentes.

En el caso del Hogar Femenino los vecinos han denunciado a este diario que las adolescentes entran y salen a altas horas de la madrugada, y que incluso se han notado algunos vehículos que aguardan la salida del lugar de adolescentes en forma sospechosa. Esto es algo contra lo que el nuevo jerarca departamental, Rodrigo Broll, deberá lidiar.